“La Evangelización Congregacional”               ………     Ing. Alcímides Velasco.               ……….          Tomo I. (Cap....
La Evangelización Congregacional                                                           Ing. Alcímides VelascoLa iglesi...
El Señor habló de dos cosas peligrosas que pueden ocultar el brillo de la luz delcandelero. Uno es el almud: “No se encien...
2.- La Asamblea Vista Como Un Cuartel De Operaciones.El apóstol Pablo emplea esta figura en relación a la iglesia de los F...
Hermanos, pasemos revista para ver con qué contamos para el combate: Tenemos unCapitán exaltado en el Trono; las estrategi...
La iglesia en Jerusalén había perdido esta visión misionera. El Señor utilizó lapersecución contra la iglesia para sacar f...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

LA EVANGELIZACION CONGREGACIONAL. (CAP. 6). LIBRO : COMO ALCANZAR A OTROS PARA CRISTO

1.146 visualizaciones

Publicado el

UN ESCRITO QUE SIRVE DE AYUDA SOBRE COMO ALCANZAR A OTROS CRISTO (LA CONGREGACION Y OTROS ALREDEDOR) A TRAVÉS DE LA EVANGELIZACION, DONDE SEA QUE ESTE LOCALIZADA LA ASaMBLEA. HA SIDO ESCRITO POR UN HERMANO RECONOCIDO EN VENEZUELA Y EL EXTERIOR EN LA OBRA DEL SEÑOR Y DEDICADO A TIEMPO COMPLETO A SU SERVICIO

Publicado en: Meditación
0 comentarios
1 recomendación
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
1.146
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
584
Acciones
Compartido
0
Descargas
13
Comentarios
0
Recomendaciones
1
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

LA EVANGELIZACION CONGREGACIONAL. (CAP. 6). LIBRO : COMO ALCANZAR A OTROS PARA CRISTO

  1. 1. “La Evangelización Congregacional” ……… Ing. Alcímides Velasco. ………. Tomo I. (Cap. 6). ……….. Libro: Como Alcanzar A Otros Para Cristo.¿La Evangelización Es Posible Hoy? ……………. Dr. Luis A. Silva Cisneros Y Colaboradores. Valencia, Venezuela. ……..(1a Edición. 1996. 2a Edición. 2011).
  2. 2. La Evangelización Congregacional Ing. Alcímides VelascoLa iglesia local es depositaria de las grandes verdades de la doctrina del evangelio.Ella es columna y baluarte de la verdad. A cada asamblea le corresponde la misiónineludible de dar a conocer esa verdad gloriosa. Notemos algunas figuras de laiglesia en el Nuevo Testamento que manifiestan su efecto, influencia e impacto sobreel ambiente que la circunda.1.- La Asamblea Vista Como Un Candelero.El apóstol Juan vio las siete iglesias de Asia como candeleros esparciendo luz en lasdensas tinieblas del mundo del primer siglo.Aquellas iglesias al principio cumplieron fielmente su cometido, llevando su luz aotros lugares. Los males habían comenzado a infiltrarse. A la asamblea de Efeso elSeñor le advierte que si no volvía a restaurar las obras primeras, el candelero seríaremovido de su lugar. A Filadelfia el Señor la anima a salir fuera, a través de unapuerta evangelística y misionera que El mismo les había abierto. Hermanosresponsables de la grey, ¿por qué las puertas para la evangelización permanecencerradas? ¿Desde cuándo no salimos fuera del recinto local, resplandeciendo “la luzdel evangelio de la gloria de Cristo, el cual es la imagen de Dios”?. El Señor dijo: “Vosotros sois la luz del mundo; una ciudad asentada sobre un monte no se puede esconder. Así alumbre vuestra luz delante de los hombres” (Mateo 5:14,16). Hermanos, que resplandezcamos como luminares en el mundo. La iglesia no debería brillar ni como un cometa, ni mucho menos como un meteorito. El cometa brilla por temporadas en algún sitio, y el meteorito refulge por instantes y luego desaparece su brillo para siempre. Tristemente así ha acontecido con algunas iglesias.
  3. 3. El Señor habló de dos cosas peligrosas que pueden ocultar el brillo de la luz delcandelero. Uno es el almud: “No se enciende la luz y se pone debajo de un almud, sinosobre el candelero” (Mateo 5:15). El almud era una medida comercial para áridos.Hermanos, ¿no será que estamos tan compenetrados en el mundo de los negocios ytrabajos, que no tenemos tiempo para salir afuera a los barrios con la antorchaencendida? Admitámoslo con humildad.El otro peligro es la cama “¿Acaso se trae la luz para ponerla... debajo de la cama? ¿Noes para ponerla en el candelero?” (Marcos 4:21). La cama habla en este contexto dela flojera, del sueño de la indiferencia y de la dejadez espiritual. ¿No es verdad,hermanos, que nos hemos puesto flojos para salir afuera con el evangelio? Ahoratenemos buenos carros, aceptables carreteras, vibrantes aparatos de sonido,letrados predicadores, etc., pero no salimos fuera. “En días de Don Guillermo,salíamos a pie por largas distancias, y no nos cansábamos”, nos dicen estosveteranos, que llevaban con alegría los candeleros del ayer. ¿Por qué ahora somostan flojos?Una asamblea en su localidad debería ser como el faro en la costa, que con su luzindica al navegante cómo llegar con precisión al puerto seguro. LA ASAMBLEA DEBE SER COMO UN FARO EN LA COSTA
  4. 4. 2.- La Asamblea Vista Como Un Cuartel De Operaciones.El apóstol Pablo emplea esta figura en relación a la iglesia de los Filipenses. Al finalde la epístola menciona varios Filipenses quienes habían combatido juntamente conél en el evangelio (Filipenses 4:3). También les dice: “... estáis firmes en un mismoespíritu, combatiendo unánimes por la fe del evangelio” (Filipenses 1:27). A otrofilipense llamado Epafrodito le da el calificativo de “compañero de milicia”. Estasexpresiones son metáforas de la vida militar.Cada asamblea debería ser como un campamento desde donde las huestes del Señorsalgan al combate, para luego volver al lugar y dar gracias, porque suya fue lavictoria y abatió a los adversarios.Josué tenía inicialmente su base de operaciones en Gilgal. Antes de salir a conquistara Canaán vio a un varón que estaba delante de él con una espada desenvainada, quehabía venido como Príncipe del ejército de Jehová. Nosotros, que tenemos que tomarlos territorios que nos rodean que están bajo la potestad del diablo, tampocoestamos solos en la lid; el Señor va al frente.
  5. 5. Hermanos, pasemos revista para ver con qué contamos para el combate: Tenemos unCapitán exaltado en el Trono; las estrategias a seguir están delineadas en la Palabrade Dios, las técnicas han sido divinamente trazadas. Contamos con asambleas quetienen el apoyo logístico suficiente; en el arsenal (la Biblia) hay 31.104 flechas(versículos) que al hacer blanco derriban a los adversarios. Todo está en regla, sinembargo, ¿dónde están los guerreros?.El apóstol Pablo al hablar de la iglesia como un cuartel de operaciones,inmediatamente presenta un peligro al frente. Recomienda: “en nada intimidadospor los que se oponen” (Filipenses 1:28). “Intimidados” es la traducción del términopturo que se empleaba en el griego para describir la condición de los caballosasustados y aterrados a punto de salir en estampida.El arma favorita del diablo contra nosotros es el gigante Temor. Antes de salir alcombate ya estamos derrotados a nivel de nuestra mente. Satán nos bombardea conpensamientos adversos. Nos susurra: Ese barrio es peligroso, lo declararon zonaroja; los malandros son una amenaza. Nadie creerá, esa gente es demasiado rebelde.Hay un adagio que dice: “El que tiene miedo no va a la guerra”. Gedeón dijo: “Quientema y se estremezca, madrugue y devuélvase”. Jueces 7:3.Hermanos, “salgamos pues, a El, fuera del campamento, llevando su vituperio”. ElSeñor nos dice: “Di al pueblo que marche. Jehová peleará por vosotros, y vosotrosestaréis tranquilos”. (Éxodo 14:14-15).Lo más triste del caso es que, como no estamos militando en la buena milicia, eldiablo nos pone a pelear por simplezas los unos con los otros. Nos ponemos bravoscon nuestros hermanos, y las almas siguen cautivas en las mazmorras de Satanás.3.- La Asamblea Vista Como Un Centro Misionero.La iglesia de Tesalónica era un ejemplo a las demás asambleas como centro deesparcimiento del evangelio. El apóstol les dice: “Porque partiendo de vosotros hasido divulgada la palabra del Señor, no sólo en Macedonia y Acaya, sino que tambiénen todo lugar vuestra fe en Dios se ha extendido, de modo que nosotros no tenemosnecesidad de hablar nada”. (1 Tesalonicenses 1:8).
  6. 6. La iglesia en Jerusalén había perdido esta visión misionera. El Señor utilizó lapersecución contra la iglesia para sacar fuera a los hermanos por Judea y Samaria,luego a Fenicia, Chipre y Antioquía (Hechos 8:1; 11:19). Los que fueron esparcidosiban por todas partes anunciando el evangelio.La diferencia entre un cuartel de operaciones y un centro misionero es que lastropas vuelven al destacamento después de tomadas las plazas al enemigo, mientrasque un centro misionero envía sus comisionados a diferentes sitios, y quedan allíhasta ver levantado permanentemente un testimonio. Esto demanda un ejerciciopersistente. Cada asamblea debería tener misioneros que hayan salido de su seno, yasambleas hijas que hayan visto levantarse como resultado del trabajo de años. Hermanos, hagamos obra de evangelista y de evangelizaciónHermanos, predicar una vez a la semana en el local, el domingo por la noche, sinhaber salido a invitar a la gente de afuera para que oiga el evangelio, eso no es hacerobra misionera. ¿Qué hacemos el resto de los días de la semana, cuando no hay cultoen el local? ¿Qué cuenta daremos al Señor cuando nos demande razón por tantosbarrios y urbanizaciones que nos rodean? Lo único que esa pobre gente está oyendoson los engaños de la falsa doctrina. ASI QUE, HERMANOS…. ESTA FIRMES Y CONSTANTES, CRECIENDO EN LA OBRA DEL SEÑOR SIEMPRE, SABIENDO QUE VUESTRO TARBAJO EN EL SEÑOR NO ES EN VANO.

×