Estos son ateos!   Homilía del domingo de Corpus Cristhi,              ciclo B (10/6/12) Corpus Cristhi, "Hagan esto en me...
Miremos hoy a nuestro alrededor: hay hermanos que tienen que asistiraquí al comedor para saciar su hambre (tenemos un come...
inglés y otro más, que era un catequista, que traducía en el dialecto dela zona, dialecto “Kru”. Nunca más escuché hablar ...
Y nos va a decir la iglesia: “Este es el misterio de nuestra fe”. Está comocondensado ahí, en esto tan pequeñito que es un...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Estos son ateos...!

288 visualizaciones

Publicado el

Corpus Cristhi, "Hagan esto en memoria mía", Símbolo y realidad. El frío, el hambre, todo esto nos une a Jesús en la Eucaristía y en su presencia en el hermano, especialmente en el más necesitado. Leer Marcos 14, 12-16. 22-26

Publicado en: Meditación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
288
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
5
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Estos son ateos...!

  1. 1. Estos son ateos! Homilía del domingo de Corpus Cristhi, ciclo B (10/6/12) Corpus Cristhi, "Hagan esto en memoria mía", Símbolo y realidad. El frío, el hambre, todoesto nos une a Jesús en la Eucaristía y en su presencia en el hermano, especialmente en el más necesitado. Leer Marcos 14, 12-16. 22-26Se vino el frío!Bueno, parece que se ha venido el frío! No? ...se nota...! y esto tambiénnos hace pensar que, si nosotros tenemos frío, que tenemos estufitas,como estarán algunos!, como lo estarán pasando algunos hermanosnuestros, aquí cerquita nomás, en Rosario, corazón de la pampahúmeda. Parece que acá está todo en orden, no! no está todo en orden!Lo mismo podemos decir de la comida y con esto tiene que ver laEucaristía. Jesús quiere darse a nosotros como pan de vida; y nos hacerecordar a ese pueblo de Dios que caminó por el desierto y tenía hambre,tenían hambre!
  2. 2. Miremos hoy a nuestro alrededor: hay hermanos que tienen que asistiraquí al comedor para saciar su hambre (tenemos un comedor de 700raciones diarias). Es decir que no está solucionado éste tema; y no sóloesto, sino que ésto, que es lo elemental de la vida, también necesita otroelemento que es Jesús mismo que es Pan de vida. Él es que viene asaciar todas nuestras hambres. Es aquel que viene a nosotros a entregarsu propia vida (en cuerpo y sangre), por nosotros. Y que nosotrostambién nos juntemos y celebremos que Él está en medio nuestro.Celebremos su presencia recordando ésto que el mismo nos dijo; quesimplemente es así: “cuando se reúnan en mi nombre tomen un pocode pan, hagan la bendición y pártanlo; yo estoy ahí en medio deustedes; ese es mi cuerpo, y de la misma manera con el vino, esecompartir, esa oración, yo soy, yo estoy ahí en esa sangre, en esevino que se derrama por todos, hagan eso en memoria mía”.Eucaristía en Liberia, AfricaY hoy pensaba: he celebrado la eucaristía aquí con ustedes algunosaños, otras años en otros lugares y a veces en lugares insólitos. Heestado allí acompañando a un misionero nuestro en África en Liberia, enmedio de la selva y celebré allí la Eucaristía con los Liberianos de esazona y yo no conocía ni su cultura, ni su historia, ni su idioma, no hablabasu idioma; es más, yo celebré la eucaristía en castellano, había allí alcostado nuestro alguien que traducía en inglés para los que entendían el
  3. 3. inglés y otro más, que era un catequista, que traducía en el dialecto dela zona, dialecto “Kru”. Nunca más escuché hablar de ese dialecto enningún lado, pero hay gente que lo habla y celebra la eucaristía misma,así como nosotros, en el corazón de África. Así en todo el mundo,estamos unidos a ellos en el mismo pan, formamos parte de ese pan.Somos un sólo cuerpoAsí lo dice San Pablo, “somos un sólo cuerpo porque participamos deese mismo pan”. La eucaristía nos une a todos los hombres del mundoque se reúnen a celebrar la presencia del Señor, a compartir ese pan:“hagan esto en memoria mía”.Y por eso decía: cada vez que comemos este pan, hacemos memoria deJesús y hacemos también memoria del Jesús que está con frío, del Jesúsque está con hambre, del Jesús que está sediento.Tantas situaciones inhumanas que por allí el hombre vive en este tiempoy en otros tiempos y que también nos incumbe a nosotros porque elpan nos une, el pan nos hermana, el pan nos hace uno. Por eso somosel cuerpo mismo de Jesús. Cuando decimos: “Éste es el Cuerpo deCristo”, estamos diciendo éste que tenemos en la mano, este pan esJesús mismo vivo, pero también, somos nosotros que somos pan, queformamos con Él un solo cuerpo; Por eso lo va a decir San Pablo, asítan clarito, “formamos un solo cuerpo, porque participamos de esteúnico pan”.
  4. 4. Y nos va a decir la iglesia: “Este es el misterio de nuestra fe”. Está comocondensado ahí, en esto tan pequeñito que es un pedacito de pan y unpoco de vino está condensada toda nuestra fe.Estos son ateosLos romanos cuando perseguían a los cristianos, y los buscaban y losencontraban reunidos en casa de familia. Allí había sólo un poco de pan,un poco de vino, leían algunas cosas, y decían: “estos son ateos”, “sonun peligro para la sociedad”. No reconocían que allí estaba la presenciamisma de Jesús resucitado.Yo quería compartir con ustedes esto y que también nosotros nossintamos parte de ese cuerpo que es la Iglesia y que está en el mundoentero y que de alguna manera un pequeño grupito o un gran grupo degente se junta a celebrar la presencia del Señor, a veces en pequeñascomunidades, a veces en grandes comunidades, a veces en grandescelebraciones, a veces en un pequeño poblado en medio de la selva.Y allí esta Jesús en medio nuestro como pan de vida, “el que coma deeste pan vivirá, vivirá para siempre”.

×