SlideShare una empresa de Scribd logo

El payaso

Historia sobre cómo un payaso destruye poco a poco la vida de una persona.

1 de 5
Descargar para leer sin conexión
El Payaso
Llevaba ya varios años encerrado y nadie parecía escucharme,
años que pasé encerrado en aquel cuarto luminoso, donde sólo
salía para comer, hacer algo de ejercicio o ir al baño, pero estaba
encerrado, sin poder salir y a base de medicamentos. Años de
sufrimiento, soledad y desesperación, hasta que un día me llevaron
a una sala oscura, sólo iluminada por una lámpara. Había una mesa
y en uno de los extremos,había un hombre con traje negro sentado.
Noté que había puesto una grabadora. Otra de esas estúpidas
entrevistas mensuales donde sólo sabían preguntarte tonterías y
más y más tonterías, como si había hecho amigos, si estaba bien
en este lugar, si tenía "instintos raros"... Me sentaron, entonces,
enfrente de él y me dijo, una vez nos quedamos a solas.
-Usted no sabe quién soy, pero yo sí sé quién es. Aún no le revelaré
mi identidad, al menos hasta que me cuente por qué está aquí.
Quiero que me lo cuente todo y sea sincero, pues lo que me diga y,
con mi ayuda, puede salir de aquí, se lo prometo.
-Si quiere que se lo cuente todo y por qué estoy aquí, empezaré
desde el principio, puede parecerle surrealista, pero le juro que es
cierto y no hay día que no lo lamente todo. - Le dije a aquel hombre
en traje que estaba sentado frente a mí con esa grabadora que, por
un motivo extraño, me atemorizaba.
-Está bien- me contestó. Tengo todo el tiempo del mundo.
Hasta ahora, nunca había temido a los payasos. Es más, me
encantaban los payasos, desde Ronald McDonald hasta incluso
Pennywise, cuando iba al circo o paseaba por la calle de cualquier
ciudad, me acercaba a los payasos para que me dieran globos o me
contaran un chiste. Estaba como "enamorado" de los payasos,
hasta que un día como otro cualquiera, todo cambió.
Había llegado el circo a mi ciudad, como todos los años y, como
todos los años, le pedí a mis padres que me llevaran, aunque ya
tenía una edad considerable. No me importaba que los niños se
rieran de mí aún por ir persiguiendo a los payasos de las funciones
del circo o en plena calle, no podría dormir aquella noche si no me
acercaba a uno. Mis padres me llevaron, muy a su pesar, porque
ambos odiaban el circo y todo lo que tuviera que ver con él, pero
hasta hoy no he sido consciente delsuplicio que conllevaba aquello.
La función resultó decepcionante: pitones enanas, un cachorrito de
león que "pretendía" asustar, acróbatas que llegaron a fallar sus
números.... Pero no me importaba, yo venía a ver a los payasos,
siempre a los payasos...
Y entonces, llegó un payaso. Por primera vez en mi vida noté cierta
decepción; el payaso iba vestido imitando a uno de mis payasos
favoritos que aparecían en la tele pero era una imitación pésima, ni
siquiera su voz se acercaba ni un poquito a él, así que le dije:
-Si querías ser un payaso, en cierto modo, lo has conseguido, pero
no por tu disfraz, sino por tu pésima imitación a uno de los payasos
que salen en los libros y en el cine. Sé más original, por favor.
Pero el payaso, me respondió:
-¿Quién eres tú, niñato de mierda para decirme a mí cómo debo ser
un payaso? me disfrazo del payaso que me da la gana, si no te
gusta, te jodes. Juro por todo que algún día me las pagarás por
haberte burlado de mí.
A todo esto llegó una lluvia de abucheos, pero por la intensidad, no
creo que fuera por la respuesta del payaso; era como si hubieran
contenido toda la decepción por los espectáculos y aquello fuera la
gota que colmó el vaso. El "payaso" se fue furioso y todo el mundo
fue abandonando poco a poco el circo. Al día siguiente, los
circenses empaquetaronsus cosas y decidieronirse a otro pueblo a
ver si en el próximo tenían más suerte y engatusaban a la gente.
Hasta aquí todo parecía normal, pero aquello no fue sino el principio
de mi desgracia final, aunque yo no lo sabía por entonces. La 1º
señal fue un comportamiento extraño de mis padres; me trataban
como si fuera un crío, aunque a todos nos parece que nuestros
padres nos tratan como críos,el caso de mis padres era como si yo
fuera un bebé: más de una vez me ofrecieron un biberón, aunque
ahora sé que en realidad no fue así, pero era lo que yo creía.
Más tarde, noté que mis amigos querían pegarme u hostigarme, les
decía que me dejaran en paz y finalmente, todos me hicieron el
vacío, hasta los profesores, llegando al punto en el que tuve que
abandonar el instituto y me encerré en mi habitación como un
hikikomori y sólo salía para ir al baño. Aparte de todo, lo único que
no cambiaba es que notaba una extraña presencia observándome
constantemente e incluso oí risas, pero nunca pude materializar a
aquello que me observaba y se reía. Llegué a pensar que eran mis
padres, que me ridiculizaban por cómo me comportaba ahora, pero
no era culpa mía, era el mundo contra mí ¿qué había hecho yo?,
porque de repente, todos me hostigaban y me maltrataban, ¿por
qué?, repetía, ¿por qué? dejadme en paz, desgraciados.
Cada día que pasaba la situación se volvía más insostenible e
incluso noté que la presencia se iba materializando poco a poco, a
cada día que la situación empeoraba, ésta parecía volverse más
nítida. Así que un día, harto de todo, salí de mi habitación y me
dirigí a la cocina, donde mis padres comían, al verme me dijeron:
- Vaya, por fin te has dignado a aparecer por aquí, deja ya de
hacerte la víctima y empieza a comportarte como una persona
normal, condenado imbécil.
Ahora, sé que no fue aquello lo que me dijeron, pero entonces ya
estaba desesperado e hice una cosa que jamás pensé que haría.
No, no los maté, si es eso lo que piensa, puede parecer el típico
final de adolescente que enloquece y termina matando a sus
padres,pero no fue eso lo que hice. Sin responderles, fui escaleras
arriba hacía la terraza, donde había una preciosa vista al jardín. Me
subí a las rejas de la terraza que impedían que cualquier ser
viviente cayera hacia el jardín y, me arrojé al vacío.
Entonces, mientras caía al suelo, noté a esa extraña presencia que
siempre me acosaba como un monstruo acechándome y
disfrutando de mi desgracia y, entonces, no vi una extraña figura
translúcida, era nada menos que el payaso del circo al que había
reprochado su pésima imitación. Recuerdo que me dijo:
-Te lo advertí, niñato, te lo advertí. Juré que me las pagarías y aquí
estás, aunque lamento decir que no lo veo suficiente, ahora no lo
entenderás, pero algún día, sí.
Después, no recuerdo nada más, sólo que estaba en una sala
acolchada, que es donde he permanecido hasta ahora. Durante
estos años he podido analizar mi situación y todo lo que ha pasado
y hoy ya tengo la suficiente lucidez ser consciente del daño que hice
y, por supuesto, para contarle mi historia. Lo que era una pasión
infantil, se ha convertido en mi odio más acérrimo.
-Entiendo, entiendo - dijo el hombre. En fin, ha llegado la hora de
decirle quién soy.
Entonces el hombre se levantó y en vez de revelarme su nombre, vi
ante mis ojos al maldito payaso que destrozó mi vida, sí, aquel
payaso que se vengó de mi insulto condiciéndome a la locura y
encerrándome en aquel lugar. Entonces, dejé de ver, todo era
borroso a mi alrededor.....
Nadie sabe a ciencia cierta qué fue lo que impulso a aquel joven a
salir corriendo de la sala, subir a la parte más alta del sanatorio y
arrojarse desde el vacío.Las cámaras de seguridad que habían en
la sala dondesalió,lo mostrabanhablandocon un hombre con traje,
otra de esas entrevistasmensuales que hacían a los pacientespara
evaluar su evolución. Pero lo extraño era que nadie había visto
nunca a ese hombre, nadie sabía su nombre y jamás volvió a
aparecerpor la institución tras el suicidio del paciente. Si tuvo algo
que ver o no su visita con el suicidio, nunca lo sabremos a ciencia
cierta,ya que las cámaras no tenían sonido que pudieran registrar
su conversación y, evidentemente, la grabadora que tenía el
hombre,se la llevó consigo. Todos coincidían es que su obsesión
por los payasos terminaronpor hacerle perderla razón cual Quijote
con sus novelas de caballerías y terminó con aquella fatalidad.
Además,antes de morir,sus últimas palabras fueron: "acabad con
el payaso, acabad con él, él me destruyó la vida".

Recomendados

Cuentos maravillosos y otros mas
Cuentos maravillosos y otros masCuentos maravillosos y otros mas
Cuentos maravillosos y otros masCAPUCOM
 
Versiones de caperucita roja
Versiones de caperucita rojaVersiones de caperucita roja
Versiones de caperucita rojaanalasllamas
 
Novellesamling 03
Novellesamling 03Novellesamling 03
Novellesamling 03jonasbass
 
Corazón de hielo - Jasmín Martínez - Libro 1.pdf
Corazón de hielo - Jasmín Martínez - Libro 1.pdfCorazón de hielo - Jasmín Martínez - Libro 1.pdf
Corazón de hielo - Jasmín Martínez - Libro 1.pdfDulceCasas
 

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

Won-Pyung Sohn - Almendra.pdf
Won-Pyung Sohn - Almendra.pdfWon-Pyung Sohn - Almendra.pdf
Won-Pyung Sohn - Almendra.pdfMeliRivas1
 
Historias de Halloween..6ºA SAFA Almería
Historias de Halloween..6ºA SAFA AlmeríaHistorias de Halloween..6ºA SAFA Almería
Historias de Halloween..6ºA SAFA Almeríaalfonso64
 
Cuentos para entender el mundo 3 eloy moreno
Cuentos para entender el mundo 3   eloy morenoCuentos para entender el mundo 3   eloy moreno
Cuentos para entender el mundo 3 eloy morenoarturo
 
56752284 obras-de-teatro-cortas-in-fan-tiles-8-obras
56752284 obras-de-teatro-cortas-in-fan-tiles-8-obras56752284 obras-de-teatro-cortas-in-fan-tiles-8-obras
56752284 obras-de-teatro-cortas-in-fan-tiles-8-obrasEdgard Contreras Cano
 
Obra teatral -blancanieves_y_los_7_enanitos-21_06_2012
Obra teatral -blancanieves_y_los_7_enanitos-21_06_2012Obra teatral -blancanieves_y_los_7_enanitos-21_06_2012
Obra teatral -blancanieves_y_los_7_enanitos-21_06_2012Rafmary Briceño
 
Debra dixon un sarut furat
 Debra dixon   un sarut furat Debra dixon   un sarut furat
Debra dixon un sarut furatSimona Sasu
 
Se tu visses o que eu vi
Se tu visses o que eu viSe tu visses o que eu vi
Se tu visses o que eu viOficinamel
 
El cuento de rapunzel
El cuento de rapunzelEl cuento de rapunzel
El cuento de rapunzel2005Johana
 
El lobo calumniado
El lobo calumniadoEl lobo calumniado
El lobo calumniadoEPat5
 
Adivinhas dos animais da Mata do Ribeiro da Enxurrada
Adivinhas dos animais da Mata do Ribeiro da Enxurrada Adivinhas dos animais da Mata do Ribeiro da Enxurrada
Adivinhas dos animais da Mata do Ribeiro da Enxurrada São Grancho
 
Jo beverley fericire periculoasa
Jo beverley   fericire periculoasaJo beverley   fericire periculoasa
Jo beverley fericire periculoasaSimona Sasu
 
El abuelo-mas-loco-del-mundo
El abuelo-mas-loco-del-mundoEl abuelo-mas-loco-del-mundo
El abuelo-mas-loco-del-mundoAna Carrizo
 
As aventuras-de-pinoquio (2)
As aventuras-de-pinoquio (2)As aventuras-de-pinoquio (2)
As aventuras-de-pinoquio (2)Paulao Diniz
 
El ratón y el león
El ratón y el leónEl ratón y el león
El ratón y el leónNatiiiAguero
 

La actualidad más candente (20)

História corre, corre, cabacinha
História   corre, corre, cabacinhaHistória   corre, corre, cabacinha
História corre, corre, cabacinha
 
Won-Pyung Sohn - Almendra.pdf
Won-Pyung Sohn - Almendra.pdfWon-Pyung Sohn - Almendra.pdf
Won-Pyung Sohn - Almendra.pdf
 
Historias de Halloween..6ºA SAFA Almería
Historias de Halloween..6ºA SAFA AlmeríaHistorias de Halloween..6ºA SAFA Almería
Historias de Halloween..6ºA SAFA Almería
 
Cuentos para entender el mundo 3 eloy moreno
Cuentos para entender el mundo 3   eloy morenoCuentos para entender el mundo 3   eloy moreno
Cuentos para entender el mundo 3 eloy moreno
 
La granja de zenón
La granja de zenónLa granja de zenón
La granja de zenón
 
56752284 obras-de-teatro-cortas-in-fan-tiles-8-obras
56752284 obras-de-teatro-cortas-in-fan-tiles-8-obras56752284 obras-de-teatro-cortas-in-fan-tiles-8-obras
56752284 obras-de-teatro-cortas-in-fan-tiles-8-obras
 
Obra teatral -blancanieves_y_los_7_enanitos-21_06_2012
Obra teatral -blancanieves_y_los_7_enanitos-21_06_2012Obra teatral -blancanieves_y_los_7_enanitos-21_06_2012
Obra teatral -blancanieves_y_los_7_enanitos-21_06_2012
 
Debra dixon un sarut furat
 Debra dixon   un sarut furat Debra dixon   un sarut furat
Debra dixon un sarut furat
 
Se tu visses o que eu vi
Se tu visses o que eu viSe tu visses o que eu vi
Se tu visses o que eu vi
 
Campos de fresas
Campos de fresasCampos de fresas
Campos de fresas
 
El cuento de rapunzel
El cuento de rapunzelEl cuento de rapunzel
El cuento de rapunzel
 
El lobo calumniado
El lobo calumniadoEl lobo calumniado
El lobo calumniado
 
Adivinhas dos animais da Mata do Ribeiro da Enxurrada
Adivinhas dos animais da Mata do Ribeiro da Enxurrada Adivinhas dos animais da Mata do Ribeiro da Enxurrada
Adivinhas dos animais da Mata do Ribeiro da Enxurrada
 
Jo beverley fericire periculoasa
Jo beverley   fericire periculoasaJo beverley   fericire periculoasa
Jo beverley fericire periculoasa
 
Conto de outono
Conto de outonoConto de outono
Conto de outono
 
El abuelo-mas-loco-del-mundo
El abuelo-mas-loco-del-mundoEl abuelo-mas-loco-del-mundo
El abuelo-mas-loco-del-mundo
 
As aventuras-de-pinoquio (2)
As aventuras-de-pinoquio (2)As aventuras-de-pinoquio (2)
As aventuras-de-pinoquio (2)
 
CUENTOS NIÑAS MAUXI 2012
CUENTOS NIÑAS MAUXI 2012CUENTOS NIÑAS MAUXI 2012
CUENTOS NIÑAS MAUXI 2012
 
El ratón y el león
El ratón y el leónEl ratón y el león
El ratón y el león
 
VICIADA EM SEXO
VICIADA EM SEXOVICIADA EM SEXO
VICIADA EM SEXO
 

Similar a El payaso

En noviembre de 2010
En noviembre de 2010En noviembre de 2010
En noviembre de 2010Gabreila Vera
 
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiososLas cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiososahuevo chilito apoko no raza
 
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiososLas cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiososahuevo chilito apoko no raza
 
Ejercicio de escritura en la Institucion Educativa Cristo Rey
Ejercicio de escritura en la Institucion Educativa Cristo ReyEjercicio de escritura en la Institucion Educativa Cristo Rey
Ejercicio de escritura en la Institucion Educativa Cristo ReyGuayabal15
 
la-mala-vida-monologo--0.pdf
la-mala-vida-monologo--0.pdfla-mala-vida-monologo--0.pdf
la-mala-vida-monologo--0.pdfMiJoChi1
 
Besacalles-de-Andres-Caicedo.pdf
Besacalles-de-Andres-Caicedo.pdfBesacalles-de-Andres-Caicedo.pdf
Besacalles-de-Andres-Caicedo.pdfAngelPea960294
 
Darkness athenea vadcke
Darkness   athenea vadckeDarkness   athenea vadcke
Darkness athenea vadckeDanon YM
 
Papelucho en la clínica.pdf
Papelucho en la clínica.pdfPapelucho en la clínica.pdf
Papelucho en la clínica.pdfOmarAlfaro26
 
Todo , por charles bukowski
 Todo , por charles bukowski Todo , por charles bukowski
Todo , por charles bukowskiᛆᛐᛚ ᛂᛒ
 
Cuento cabeza de ángel en polifonía de voces :)
Cuento cabeza de ángel en polifonía de voces :)Cuento cabeza de ángel en polifonía de voces :)
Cuento cabeza de ángel en polifonía de voces :)Cristian Ibarra
 
Ana la pelota humana
Ana la pelota humana   Ana la pelota humana
Ana la pelota humana DayanaAnahi
 
El besacalles
El besacalles El besacalles
El besacalles AlejaGT1
 

Similar a El payaso (20)

La fea-monologo-teatral--0
La fea-monologo-teatral--0La fea-monologo-teatral--0
La fea-monologo-teatral--0
 
culpa nuestra.pdf.pdf
culpa nuestra.pdf.pdfculpa nuestra.pdf.pdf
culpa nuestra.pdf.pdf
 
En noviembre de 2010
En noviembre de 2010En noviembre de 2010
En noviembre de 2010
 
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiososLas cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
 
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiososLas cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
Las cosas que a veces nos pasan son por andar de curiosos
 
Ejercicio de escritura en la Institucion Educativa Cristo Rey
Ejercicio de escritura en la Institucion Educativa Cristo ReyEjercicio de escritura en la Institucion Educativa Cristo Rey
Ejercicio de escritura en la Institucion Educativa Cristo Rey
 
la-mala-vida-monologo--0.pdf
la-mala-vida-monologo--0.pdfla-mala-vida-monologo--0.pdf
la-mala-vida-monologo--0.pdf
 
Besacalles-de-Andres-Caicedo.pdf
Besacalles-de-Andres-Caicedo.pdfBesacalles-de-Andres-Caicedo.pdf
Besacalles-de-Andres-Caicedo.pdf
 
Novela miguel angel
Novela miguel angelNovela miguel angel
Novela miguel angel
 
Monólogo de un sicario
Monólogo de un sicarioMonólogo de un sicario
Monólogo de un sicario
 
Textos concurso literario 2018 blog
Textos concurso literario 2018 blogTextos concurso literario 2018 blog
Textos concurso literario 2018 blog
 
Darkness athenea vadcke
Darkness   athenea vadckeDarkness   athenea vadcke
Darkness athenea vadcke
 
Claridad y oscuridad
Claridad y oscuridadClaridad y oscuridad
Claridad y oscuridad
 
Papelucho en la clínica.pdf
Papelucho en la clínica.pdfPapelucho en la clínica.pdf
Papelucho en la clínica.pdf
 
Todo , por charles bukowski
 Todo , por charles bukowski Todo , por charles bukowski
Todo , por charles bukowski
 
Cuento cabeza de ángel en polifonía de voces :)
Cuento cabeza de ángel en polifonía de voces :)Cuento cabeza de ángel en polifonía de voces :)
Cuento cabeza de ángel en polifonía de voces :)
 
Ana la pelota humana
Ana la pelota humana   Ana la pelota humana
Ana la pelota humana
 
Todos ustedes, zombis
Todos ustedes, zombisTodos ustedes, zombis
Todos ustedes, zombis
 
2015 diario de viaje
2015 diario de viaje2015 diario de viaje
2015 diario de viaje
 
El besacalles
El besacalles El besacalles
El besacalles
 

Último

La materia y la energía en los ecosistemas
La materia y la energía en los ecosistemasLa materia y la energía en los ecosistemas
La materia y la energía en los ecosistemaschristianfercho2002
 
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptxLicenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptxgeomaster9
 
Impacto ambiental Green Illustrated Sustainable World
Impacto ambiental Green Illustrated Sustainable WorldImpacto ambiental Green Illustrated Sustainable World
Impacto ambiental Green Illustrated Sustainable WorldJohnCarvajal23
 
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2Heyssen Cordero Maraví
 
UNIDAD 1 EA 2 TICS VIRTUAL 2 SEMESTRE UQ
UNIDAD 1 EA 2 TICS VIRTUAL 2 SEMESTRE UQUNIDAD 1 EA 2 TICS VIRTUAL 2 SEMESTRE UQ
UNIDAD 1 EA 2 TICS VIRTUAL 2 SEMESTRE UQJAVIERMAURICIOCORREA1
 
El Libro del Educador JB3 Ccesa007.pdf
El Libro del Educador  JB3  Ccesa007.pdfEl Libro del Educador  JB3  Ccesa007.pdf
El Libro del Educador JB3 Ccesa007.pdfDemetrio Ccesa Rayme
 
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptxherramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptxnelsontobontrujillo
 
El Arte de hacer Preguntas Ccesa MB2 Ccesa007_compressed (1).pdf
El  Arte de hacer Preguntas Ccesa MB2  Ccesa007_compressed (1).pdfEl  Arte de hacer Preguntas Ccesa MB2  Ccesa007_compressed (1).pdf
El Arte de hacer Preguntas Ccesa MB2 Ccesa007_compressed (1).pdfDemetrio Ccesa Rayme
 
Plan Anual Trimestralizado 2024 LUCHITO TERCERO-1.docx
Plan Anual Trimestralizado 2024 LUCHITO TERCERO-1.docxPlan Anual Trimestralizado 2024 LUCHITO TERCERO-1.docx
Plan Anual Trimestralizado 2024 LUCHITO TERCERO-1.docxEverthRomanGuevara
 
DOCUMENTOS PRESENTACIÓN PARA EXELEARNINGGG
DOCUMENTOS PRESENTACIÓN PARA EXELEARNINGGGDOCUMENTOS PRESENTACIÓN PARA EXELEARNINGGG
DOCUMENTOS PRESENTACIÓN PARA EXELEARNINGGGCarmenTamayoDuran
 
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdfTema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdfDaniel Ángel Corral de la Mata, Ph.D.
 
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1DevinsideSolutions
 
Plan de Busqueda.pdf...............................
Plan de Busqueda.pdf...............................Plan de Busqueda.pdf...............................
Plan de Busqueda.pdf...............................alexlasso65
 
Presentación sobre el Programa "Foro Nativos Digitales"
Presentación sobre el Programa "Foro Nativos Digitales"Presentación sobre el Programa "Foro Nativos Digitales"
Presentación sobre el Programa "Foro Nativos Digitales"gelisbeths
 
¿Transiciones o transformaciones? Una mirada “otra” necesaria para el sistema...
¿Transiciones o transformaciones? Una mirada “otra” necesaria para el sistema...¿Transiciones o transformaciones? Una mirada “otra” necesaria para el sistema...
¿Transiciones o transformaciones? Una mirada “otra” necesaria para el sistema...Jose Ignacio Rivas Flores
 
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdfPlanificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdfDemetrio Ccesa Rayme
 
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero 2024_Andrés López Palafox.pptx
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero  2024_Andrés López Palafox.pptx5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero  2024_Andrés López Palafox.pptx
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero 2024_Andrés López Palafox.pptxVíctor Hugo Ramírez
 
PRIMARIA Consejo Tecnico Escolar febrero 20245.pptx
PRIMARIA Consejo Tecnico Escolar febrero 20245.pptxPRIMARIA Consejo Tecnico Escolar febrero 20245.pptx
PRIMARIA Consejo Tecnico Escolar febrero 20245.pptxVíctor Hugo Ramírez
 
ANÁLISIS PICTÓRICO- EL ALTO RENACIMIENTO.
ANÁLISIS PICTÓRICO- EL ALTO RENACIMIENTO.ANÁLISIS PICTÓRICO- EL ALTO RENACIMIENTO.
ANÁLISIS PICTÓRICO- EL ALTO RENACIMIENTO.SabinaBermeo
 

Último (20)

La materia y la energía en los ecosistemas
La materia y la energía en los ecosistemasLa materia y la energía en los ecosistemas
La materia y la energía en los ecosistemas
 
Bacteriología microorganismos 1 Bachillerato
Bacteriología microorganismos 1 BachilleratoBacteriología microorganismos 1 Bachillerato
Bacteriología microorganismos 1 Bachillerato
 
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptxLicenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
 
Impacto ambiental Green Illustrated Sustainable World
Impacto ambiental Green Illustrated Sustainable WorldImpacto ambiental Green Illustrated Sustainable World
Impacto ambiental Green Illustrated Sustainable World
 
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
 
UNIDAD 1 EA 2 TICS VIRTUAL 2 SEMESTRE UQ
UNIDAD 1 EA 2 TICS VIRTUAL 2 SEMESTRE UQUNIDAD 1 EA 2 TICS VIRTUAL 2 SEMESTRE UQ
UNIDAD 1 EA 2 TICS VIRTUAL 2 SEMESTRE UQ
 
El Libro del Educador JB3 Ccesa007.pdf
El Libro del Educador  JB3  Ccesa007.pdfEl Libro del Educador  JB3  Ccesa007.pdf
El Libro del Educador JB3 Ccesa007.pdf
 
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptxherramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
 
El Arte de hacer Preguntas Ccesa MB2 Ccesa007_compressed (1).pdf
El  Arte de hacer Preguntas Ccesa MB2  Ccesa007_compressed (1).pdfEl  Arte de hacer Preguntas Ccesa MB2  Ccesa007_compressed (1).pdf
El Arte de hacer Preguntas Ccesa MB2 Ccesa007_compressed (1).pdf
 
Plan Anual Trimestralizado 2024 LUCHITO TERCERO-1.docx
Plan Anual Trimestralizado 2024 LUCHITO TERCERO-1.docxPlan Anual Trimestralizado 2024 LUCHITO TERCERO-1.docx
Plan Anual Trimestralizado 2024 LUCHITO TERCERO-1.docx
 
DOCUMENTOS PRESENTACIÓN PARA EXELEARNINGGG
DOCUMENTOS PRESENTACIÓN PARA EXELEARNINGGGDOCUMENTOS PRESENTACIÓN PARA EXELEARNINGGG
DOCUMENTOS PRESENTACIÓN PARA EXELEARNINGGG
 
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdfTema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
 
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
 
Plan de Busqueda.pdf...............................
Plan de Busqueda.pdf...............................Plan de Busqueda.pdf...............................
Plan de Busqueda.pdf...............................
 
Presentación sobre el Programa "Foro Nativos Digitales"
Presentación sobre el Programa "Foro Nativos Digitales"Presentación sobre el Programa "Foro Nativos Digitales"
Presentación sobre el Programa "Foro Nativos Digitales"
 
¿Transiciones o transformaciones? Una mirada “otra” necesaria para el sistema...
¿Transiciones o transformaciones? Una mirada “otra” necesaria para el sistema...¿Transiciones o transformaciones? Una mirada “otra” necesaria para el sistema...
¿Transiciones o transformaciones? Una mirada “otra” necesaria para el sistema...
 
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdfPlanificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
 
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero 2024_Andrés López Palafox.pptx
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero  2024_Andrés López Palafox.pptx5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero  2024_Andrés López Palafox.pptx
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero 2024_Andrés López Palafox.pptx
 
PRIMARIA Consejo Tecnico Escolar febrero 20245.pptx
PRIMARIA Consejo Tecnico Escolar febrero 20245.pptxPRIMARIA Consejo Tecnico Escolar febrero 20245.pptx
PRIMARIA Consejo Tecnico Escolar febrero 20245.pptx
 
ANÁLISIS PICTÓRICO- EL ALTO RENACIMIENTO.
ANÁLISIS PICTÓRICO- EL ALTO RENACIMIENTO.ANÁLISIS PICTÓRICO- EL ALTO RENACIMIENTO.
ANÁLISIS PICTÓRICO- EL ALTO RENACIMIENTO.
 

El payaso

  • 1. El Payaso Llevaba ya varios años encerrado y nadie parecía escucharme, años que pasé encerrado en aquel cuarto luminoso, donde sólo salía para comer, hacer algo de ejercicio o ir al baño, pero estaba encerrado, sin poder salir y a base de medicamentos. Años de sufrimiento, soledad y desesperación, hasta que un día me llevaron a una sala oscura, sólo iluminada por una lámpara. Había una mesa y en uno de los extremos,había un hombre con traje negro sentado. Noté que había puesto una grabadora. Otra de esas estúpidas entrevistas mensuales donde sólo sabían preguntarte tonterías y más y más tonterías, como si había hecho amigos, si estaba bien en este lugar, si tenía "instintos raros"... Me sentaron, entonces, enfrente de él y me dijo, una vez nos quedamos a solas. -Usted no sabe quién soy, pero yo sí sé quién es. Aún no le revelaré mi identidad, al menos hasta que me cuente por qué está aquí. Quiero que me lo cuente todo y sea sincero, pues lo que me diga y, con mi ayuda, puede salir de aquí, se lo prometo. -Si quiere que se lo cuente todo y por qué estoy aquí, empezaré desde el principio, puede parecerle surrealista, pero le juro que es cierto y no hay día que no lo lamente todo. - Le dije a aquel hombre en traje que estaba sentado frente a mí con esa grabadora que, por un motivo extraño, me atemorizaba. -Está bien- me contestó. Tengo todo el tiempo del mundo. Hasta ahora, nunca había temido a los payasos. Es más, me encantaban los payasos, desde Ronald McDonald hasta incluso Pennywise, cuando iba al circo o paseaba por la calle de cualquier ciudad, me acercaba a los payasos para que me dieran globos o me contaran un chiste. Estaba como "enamorado" de los payasos, hasta que un día como otro cualquiera, todo cambió.
  • 2. Había llegado el circo a mi ciudad, como todos los años y, como todos los años, le pedí a mis padres que me llevaran, aunque ya tenía una edad considerable. No me importaba que los niños se rieran de mí aún por ir persiguiendo a los payasos de las funciones del circo o en plena calle, no podría dormir aquella noche si no me acercaba a uno. Mis padres me llevaron, muy a su pesar, porque ambos odiaban el circo y todo lo que tuviera que ver con él, pero hasta hoy no he sido consciente delsuplicio que conllevaba aquello. La función resultó decepcionante: pitones enanas, un cachorrito de león que "pretendía" asustar, acróbatas que llegaron a fallar sus números.... Pero no me importaba, yo venía a ver a los payasos, siempre a los payasos... Y entonces, llegó un payaso. Por primera vez en mi vida noté cierta decepción; el payaso iba vestido imitando a uno de mis payasos favoritos que aparecían en la tele pero era una imitación pésima, ni siquiera su voz se acercaba ni un poquito a él, así que le dije: -Si querías ser un payaso, en cierto modo, lo has conseguido, pero no por tu disfraz, sino por tu pésima imitación a uno de los payasos que salen en los libros y en el cine. Sé más original, por favor. Pero el payaso, me respondió: -¿Quién eres tú, niñato de mierda para decirme a mí cómo debo ser un payaso? me disfrazo del payaso que me da la gana, si no te gusta, te jodes. Juro por todo que algún día me las pagarás por haberte burlado de mí. A todo esto llegó una lluvia de abucheos, pero por la intensidad, no creo que fuera por la respuesta del payaso; era como si hubieran contenido toda la decepción por los espectáculos y aquello fuera la gota que colmó el vaso. El "payaso" se fue furioso y todo el mundo fue abandonando poco a poco el circo. Al día siguiente, los circenses empaquetaronsus cosas y decidieronirse a otro pueblo a ver si en el próximo tenían más suerte y engatusaban a la gente.
  • 3. Hasta aquí todo parecía normal, pero aquello no fue sino el principio de mi desgracia final, aunque yo no lo sabía por entonces. La 1º señal fue un comportamiento extraño de mis padres; me trataban como si fuera un crío, aunque a todos nos parece que nuestros padres nos tratan como críos,el caso de mis padres era como si yo fuera un bebé: más de una vez me ofrecieron un biberón, aunque ahora sé que en realidad no fue así, pero era lo que yo creía. Más tarde, noté que mis amigos querían pegarme u hostigarme, les decía que me dejaran en paz y finalmente, todos me hicieron el vacío, hasta los profesores, llegando al punto en el que tuve que abandonar el instituto y me encerré en mi habitación como un hikikomori y sólo salía para ir al baño. Aparte de todo, lo único que no cambiaba es que notaba una extraña presencia observándome constantemente e incluso oí risas, pero nunca pude materializar a aquello que me observaba y se reía. Llegué a pensar que eran mis padres, que me ridiculizaban por cómo me comportaba ahora, pero no era culpa mía, era el mundo contra mí ¿qué había hecho yo?, porque de repente, todos me hostigaban y me maltrataban, ¿por qué?, repetía, ¿por qué? dejadme en paz, desgraciados. Cada día que pasaba la situación se volvía más insostenible e incluso noté que la presencia se iba materializando poco a poco, a cada día que la situación empeoraba, ésta parecía volverse más nítida. Así que un día, harto de todo, salí de mi habitación y me dirigí a la cocina, donde mis padres comían, al verme me dijeron: - Vaya, por fin te has dignado a aparecer por aquí, deja ya de hacerte la víctima y empieza a comportarte como una persona normal, condenado imbécil. Ahora, sé que no fue aquello lo que me dijeron, pero entonces ya estaba desesperado e hice una cosa que jamás pensé que haría. No, no los maté, si es eso lo que piensa, puede parecer el típico final de adolescente que enloquece y termina matando a sus padres,pero no fue eso lo que hice. Sin responderles, fui escaleras arriba hacía la terraza, donde había una preciosa vista al jardín. Me
  • 4. subí a las rejas de la terraza que impedían que cualquier ser viviente cayera hacia el jardín y, me arrojé al vacío. Entonces, mientras caía al suelo, noté a esa extraña presencia que siempre me acosaba como un monstruo acechándome y disfrutando de mi desgracia y, entonces, no vi una extraña figura translúcida, era nada menos que el payaso del circo al que había reprochado su pésima imitación. Recuerdo que me dijo: -Te lo advertí, niñato, te lo advertí. Juré que me las pagarías y aquí estás, aunque lamento decir que no lo veo suficiente, ahora no lo entenderás, pero algún día, sí. Después, no recuerdo nada más, sólo que estaba en una sala acolchada, que es donde he permanecido hasta ahora. Durante estos años he podido analizar mi situación y todo lo que ha pasado y hoy ya tengo la suficiente lucidez ser consciente del daño que hice y, por supuesto, para contarle mi historia. Lo que era una pasión infantil, se ha convertido en mi odio más acérrimo. -Entiendo, entiendo - dijo el hombre. En fin, ha llegado la hora de decirle quién soy. Entonces el hombre se levantó y en vez de revelarme su nombre, vi ante mis ojos al maldito payaso que destrozó mi vida, sí, aquel payaso que se vengó de mi insulto condiciéndome a la locura y encerrándome en aquel lugar. Entonces, dejé de ver, todo era borroso a mi alrededor..... Nadie sabe a ciencia cierta qué fue lo que impulso a aquel joven a salir corriendo de la sala, subir a la parte más alta del sanatorio y arrojarse desde el vacío.Las cámaras de seguridad que habían en la sala dondesalió,lo mostrabanhablandocon un hombre con traje, otra de esas entrevistasmensuales que hacían a los pacientespara evaluar su evolución. Pero lo extraño era que nadie había visto nunca a ese hombre, nadie sabía su nombre y jamás volvió a aparecerpor la institución tras el suicidio del paciente. Si tuvo algo que ver o no su visita con el suicidio, nunca lo sabremos a ciencia cierta,ya que las cámaras no tenían sonido que pudieran registrar
  • 5. su conversación y, evidentemente, la grabadora que tenía el hombre,se la llevó consigo. Todos coincidían es que su obsesión por los payasos terminaronpor hacerle perderla razón cual Quijote con sus novelas de caballerías y terminó con aquella fatalidad. Además,antes de morir,sus últimas palabras fueron: "acabad con el payaso, acabad con él, él me destruyó la vida".