Dr. Tomás AguilarLOS CAMINOS DEL CHEA María Antonia que pregunta ¿Quien es el Che?Autor: Dr Tomas AguilarLevantamiento del...
LOS CAMINOS DEL CHE“Que vachache, está ahí aunque no loquieran/está en la noche, está en la leche/en cadacoche y en cada b...
“Al Che que sabía y nos enseñó como se hacenlos hombres”(Leon Felipe)LOS NOMBRES DEL CHE“Tu nombre, CHE, Cabalga por Améri...
El 14 de julio de 1928 nace en Rosario, Repúblicade Argentina, Ernesto Guevara de la Serna yempieza a dar los primeros pas...
Guevara, Guerrillero Heróico, Che de América,Ernesto Che Guevara, o simplemente El Che, lenombramos todos aunque todavía s...
desaparezca de todos los espacios; “ Que suamigo Fidel mandó que lo mataran, que loasesinaron en Santo Domingo o en Guatem...
dentales que realiza, es el Fuser de su amigoAlberto Granados, es el Che Guevara de todos, aquien lo querian con nombre y ...
ERNESTO GUEVARA DECIDE SU DESTINO“Déjeme decirle, a riesgo de parecer ridículo queel revolucionario verdadero está guiado ...
de colores, el canto del sinsonte y los versos deBaudelaire, ese universitario que aprobó enmenos de un año doce asignatur...
EL CHE: DESDE CUBA PARA EL MUNDO.“Donde comienza Ché tu nombre”(Roberto Rodríguez)Ernesto Guevara empezó a ser guerrillero...
conocimos al Che” según relata Fidel Castro.Ernesto Guevara con más precisión en losrecuerdos, les dirá en su carta de des...
inolvidables e intensos días de Sierra Maestra ypasará tres infinitos años de combate, en laPlanta, en la Palma Mocha, en ...
1964, de que estaría dispuesto a entregar la vida,es singularmente admirable y ejemplar:“Soy cubano y también soy argentin...
Ernesto “Che” Guevara; cubano, argentino,boliviano, africano, latinoamericanointernacionalista, sacrificará una vez mas el...
¡EL CHE SI, EL IMPERIO NO¡“Además qué podemos decir los poetas ahora quelas manos del Che tocaron la esperanza”.(Jesús Cos...
sus esfuerzos y sus miedos para devolver losgolpes en contra de la historia. A comienzos de sugestión en 1961, el presiden...
El presidente Kennedy y la alianza para elProgreso apretaban con sus asquerosos dedos demito la garganta de los pueblos de...
porque es bueno repetirnos con José SantosChocano “ no te des por vencido ni aun vencido”;de modo que es preciso volver a ...
EL CHE INICIOS DE LOS 60“¿Por qué gritan ahora los estudiantes? …contralos gringos, porque Fidel Castro les ganó a losAmer...
que lo posible revolucionara lo imposible; loshippies pretendían revolucionar el amor quenunca dejaría de ser revolucionar...
ejemplo de los hombres y los niños “sin una solamancha en su conducta” (3).Omar Perdomo.(1)Félix Pita Rodríguez.(2)Fidel C...
LA DÉCADA DE LOS 60 EN LA ESPERANZA DELCHE“Volveremos a las montañas. ¡Victoria o muerte¡”(Inti Peredo)La década del 60 es...
fortalecen los ya existentes. Los inverosímilesTupamaros asombraban al mundo con su técnica,con su ingenio, sus golpes de ...
1963), de Jhonson, de Nixon. El imperialismo,como siempre, estaba dispuesto a todo paradefender sus mezquinos intereses.En...
artistas era “la revolución que no era un mito sinola razón de ser de la vida cotidiana”.También fueron los largos días de...
La década de los 60 esta llena de desafíos de laimaginación y también de amargas respuestas.Revisionismo, aventurerismo, d...
EL CHE EN NOSOTROS“No nos dejes caer en la tentación de olvidar ovender este pasado o arrendar una sola hectáreade su olvi...
en el Toachi. Tal vez un colegial de entoncesrecuerda entres sus nostalgias que por haberrevelado, su inagotable admiració...
Mientras algunos nos atormentábamos con lasnovelas de Dostoyevski o pretendíamos“entender” “El retorno de los brujos”; mie...
y ahora también lamentarnos, lamentemos quetodos-digámoslo con las palabras de Jorge EnriqueAdoum, “Entre Marx y una mujer...
CHE EN TODAS PARTES“Te llevamos cada día Ministro cada día soldado,cada día gente llana y difícil cada día y puro comoun n...
sus hijos su nombre universal, Ernesto; losjóvenes querían ser como él.Nunca la frase de José Martí: “Hay hombres quehasta...
desencanto de la absurda resaca que padecen;habría que repetir con los poetas cubanos AlbertoEcheverría y Ernesto Agüero q...
ERNESTO GUEVARA DECIDE SU DESTINO“Déjeme decirle, a riesgo de parecer ridículo queel revolucionario verdadero está guiado ...
gustaba de los perros vagabundos, las mariposasde colores, el canto del sinsonte y los versos deBaudelaire, ese universita...
EL CHE: DESDE CUBA PARA EL MUNDO.“Donde comienza Ché tu nombre”(Roberto Rodríguez)Ernesto Guevara empezó a ser guerrillero...
conocimos al Che” según relata Fidel Castro.Ernesto Guevara con más precisión en losrecuerdos, les dirá en su carta de des...
inolvidables e intensos días de Sierra Maestra ypasará tres infinitos años de combate, en laPlanta, en la Palma Mocha, en ...
1964, de que estaría dispuesto a entregar la vida,es singularmente admirable y ejemplar:“Soy cubano y también soy argentin...
Ernesto “Che” Guevara; cubano, argentino,boliviano, africano, latinoamericanointernacionalista, sacrificará una vez mas el...
Che guevara (Dr tomás aguilar)
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Che guevara (Dr tomás aguilar)

652 visualizaciones

Publicado el

0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
652
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
78
Acciones
Compartido
0
Descargas
0
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Che guevara (Dr tomás aguilar)

  1. 1. Dr. Tomás AguilarLOS CAMINOS DEL CHEA María Antonia que pregunta ¿Quien es el Che?Autor: Dr Tomas AguilarLevantamiento del texto: Ing Henry LópezDiseño de Portada: Ing Luis VásquezDiagramación: Miguel Cumbe T.Ediciones: Hombre NuevoCuenca, Octubre 8/2002
  2. 2. LOS CAMINOS DEL CHE“Que vachache, está ahí aunque no loquieran/está en la noche, está en la leche/en cadacoche y en cada bache y cada boche/está, lelargarán los perros y lo mismo estará/aunque loacechen, lo buscarán troche y moche/y en todo elque se agrande y se repeche/él estará, mecachendió”(Julio Cortázar: “Último round”)
  3. 3. “Al Che que sabía y nos enseñó como se hacenlos hombres”(Leon Felipe)LOS NOMBRES DEL CHE“Tu nombre, CHE, Cabalga por AméricaCon fuerza telúrica y coléricaTu nombre, Che, tu nombre guerrillero”(Fermin Carlos Díaz)
  4. 4. El 14 de julio de 1928 nace en Rosario, Repúblicade Argentina, Ernesto Guevara de la Serna yempieza a dar los primeros pasos, para conocer“Nuestra América” desde su optimismo y suesperanza “ con una voluntad-como el mismodirá-que he pulido con delectación de artista”. ElChe recorrerá los pasajes de ternura, al borde delos abismos, acosado por el asma, pero contandotodas las estrellas y “haciendo camino al andar”como en la canción de Joan Manuel Serrat.Ernesto Guevara dejará el corazón a su paso yesa huella indeleble habria de perdurar en lasselvas, pampas y montañas de las Patrias, de lassuertes, de los destinos, de las muertes, de lospueblos y de los hombres que aprendamos aquererlo desde su histórica altura y más allá de lamemoria.Nuestro, le decian fraternamente Manuel AgustinAguirre; Artista, le designo sabiamente Fidel;Ramón, era su nombre de combate en la guerrillade Bolivia; como Tatú que es Tres, era conocidoen las selvas del Congo; San Ernesto de laHiguera, le llamaron los campesinos bolivianos: MiSangre, lo dirían los guajiros cubanos; Condotieredel siglo XX, se definió el mismo; Comandante
  5. 5. Guevara, Guerrillero Heróico, Che de América,Ernesto Che Guevara, o simplemente El Che, lenombramos todos aunque todavía sintamosverguenza al teclear las tres letras mundiales desu nombre, para decirlo desde la nostalgia deMario Benedetti en su poema “ Consternados,rabiosos”.Cuando era niño sus familiares le apodabancariñoamente Te té y el firmaba sus cartas queenviaba a su tía Beatriz con una doble T (TT) queevocaba su inocencia.Muchos años mas tarde, recuerda Emilio SwinQuezada, lo seguia haciendo para impedir que losservicios de inteligencia de Batista lo identificaracomo el culpable de los sueños. En esos tiemposlas agencias de calumnias del imperialismonorteamericano por medio del servil gobierno deBatista, con el inútil afán de desprestigiar al héroeque empezaba a tomarse por asalto el corazón delos cubanos, lo calificaban como “bandidoargentino”, “asesino profesional”, “sanguinariocomunista”, “aventurero internacional”. Despuesde su muerte han pretendido asesinarlo muchasveces buscando convertirlo en mito, el leyenda,en afiche de consumo. Y siempre, temerosos desu sombra y su fantasma, han buscado que
  6. 6. desaparezca de todos los espacios; “ Que suamigo Fidel mandó que lo mataran, que loasesinaron en Santo Domingo o en Guatemala,que lo desvanecieron sin dejar rastro”, difundiríansus inverosímiles calumnias los imperialistasantes de poder asesinarl0 finalmente el Bolivia.“Hola Saturno, tenemos a Papá” trasmitirá sumensaje cifrado el capitán Prado, cuando locapturan con graves heridas en la quebrada deYuro; “Saluden a Papá” dispondrá su muerte en laHiguera el General Ovando; de modo que losserviles del imperio le llamaron con el tiernonombre con el que Ernesto Guevara se despidede sus hijos, al salir de Cuba. “... Hasta siemprehijitos, espero verlos todavía. Un beso grandote yun abrazo de papá”.Sin embargo, Ernesto Guevara “volviendo alcamino, con su adarga al brazo” sobrevivía a lamuerte y a la ingratitud de la desmemoria. Asi seobserva hasta la Victoria Siempre, porque comolo dice Fidel “Del Che no se podrá hablar nuncaen pasado”. Es el Pelao de los amigos argentinosde su adolescencia que lo apodaban de estemodo porque llevaba el pelo muy corto; es Luis enel cuento “Reunión” de Cortázar, es el Ernesticode su padre Ernesto Guevara Linch, es FernandoSacamuelas como se llamaba el mismo en laguerrilla boliviana por sus frecuentes extracciones
  7. 7. dentales que realiza, es el Fuser de su amigoAlberto Granados, es el Che Guevara de todos, aquien lo querian con nombre y apellido/pero el sevolvio nombre de pila/ y se fundió en nosotros, loapunta y lo preserva el poeta cubano RogelioNogueras.Es Ernesto Guevara, el cubano, el argentino, ellatino Americano, el universal “Che” a quiencontemplamos “tomando el rábano por el rábano/y una montaña de ardor por las raíces” en laalergia del recuerdo de Nicolás Guillen.Con el profundo amor de mujer comprometidacon la vida, Teresa Suarez Rey, maternal ypoéticamente, resuelve la misteriosa ternura delos nombres del Che cuando dice:“Las tres letras de tu nombre pequeño/ llenantodo una página/ las dibujó la mano de mi hijo/que hoy aprende a escribir / mañana, cuandosepa tu historia/, sabrá también porqué se llamaErnesto/”.
  8. 8. ERNESTO GUEVARA DECIDE SU DESTINO“Déjeme decirle, a riesgo de parecer ridículo queel revolucionario verdadero está guiado porgrandes sentimientos” (Ernesto Guevara)Aquel estudiante de medicina que al final de ladécada del 40 recorría su patria en una bicicletareforzada con motor cuchiolo y cuya fotografíaaparecía en la revista El Grafico como propagandade tales motores; ese muchacho de pésimo oídomusical que cantaba desafinadamente el tango yapenas le daba importancia al baile pero sabíareír; aquel viajero de la ternura que en elleprocomio de San Pablo en la Amazonía peruanacompartía el pan y las pequeñas alegrías con losleprosos; el joven extraordinario que había sidodeclarado por el ejército argentinocompletamente inepto para la vida militar; esedeportista que cruzaba a nado el Amazonas yque jugó fútbol como guardameta del equipoSporting de Leticia y Rugbi en la segunda del ClubAtlético Atalaya de Buenos Aires, y que enmuchas ocasiones tenía que salir de la canchapara aplicarse un vaporizador contra el asma;aquel poeta que amaba con inmensa la vida apesar del aire que le faltaba en sus pulmones ygustaba de los perros vagabundos, las mariposas
  9. 9. de colores, el canto del sinsonte y los versos deBaudelaire, ese universitario que aprobó enmenos de un año doce asignaturas paragraduarse de médico; ese médico que habríadescubierto, había percibido, había asimilado ensus viajes de estudiante todo el dolor de nuestraAmérica, habría de escoger un día, entre untrabajo seguro en Cabo Blanco, Venezuela, lugaren el que le esperaba su amigo Alberto Granadosy, un destino incierto, complicado, profundo,infinito; y entonces ese poeta aventurero elegiríael infinito y gracias a esa luminosa y libertadoraelección, los soñadores del mundo contaríamospara siempre con el ejemplo del Che de América.
  10. 10. EL CHE: DESDE CUBA PARA EL MUNDO.“Donde comienza Ché tu nombre”(Roberto Rodríguez)Ernesto Guevara empezó a ser guerrillero sindejar de ser médico en Guatemala donde a finalesde 1953, conspira con el grupo comunista PGT,Será el médico de los sindicatos; el que ayudabaa ayudar, el que no dejaba que maten los sueños,el fotógrafo ambulante de las calles, porquetambién el raro y comedido extranjero será elamigo, el hombre de consultas, el pana demuchos de los esperanzados guatemaltecos.Simpatizante y defensor del gobierno progresistade Arbenz, se involucrará con todos los riesgos ylas ganas en esas propuestas y será testigo en el54 de la caída , del gobierno guatemaltecopropiciada por el imperialismo yanqui. Después setrasladará a México con la intención de sercronista de los juegos panamericanos; y en lainmensa capital, este argentino de residenciailegal hará amistad con “unos cubanos” “ciertanoche de julio o agosto de 1955 cuando
  11. 11. conocimos al Che” según relata Fidel Castro.Ernesto Guevara con más precisión en losrecuerdos, les dirá en su carta de despedida:“Fidel: Me acuerdo en esta hora de muchas cosas,de cuando te conocí en casa de María Antonia, decuando me propusiste venir, de toda la tensión delos preparativos…” A Alberto Granados leescribirá, acariciando los presagios que “habíaencontrado en México un cubano que, creía en larevolución armada.”A finales de noviembre de 1956 el Che,integrando la heroica tripulación del Granmaviajará a Cuba con otros 82 soñadores de loscuales apenas doce sobrevivirán a la “sorpresa deAlegría de Pio” luego del desembarco el 2 dediciembre de 1956:“Tenía adelante una mochila llena demedicamentos y una caja de balas, las dos erande mucho peso para transportarlas juntas; toméla caja de balas dejando la mochila para cruzar elclaro que me separaba de las cañas” contará elChe en “Pasajes de la guerra revolucionaria” conlo que otra vez el médico ha optado por sudestino de soldado. Entonces vivirá los
  12. 12. inolvidables e intensos días de Sierra Maestra ypasará tres infinitos años de combate, en laPlanta, en la Palma Mocha, en Remedios, en elHombrito, en el Pino de Agua, Mar Verde, Minasde Frio, las Mercedes, en el cuartel de Uvero; enla toma de Villas. Finalmente, tras múltipleshazañas, “La Guerrilla Suicida” del ComandanteErnesto Guevara ingresará victoriosa en SantaClara el 1 de Enero de 1959.Tras el triunfo revolucionario el Che aparecerá entodas partes y será de todos; Presidente delBanco Nacional de Cuba, Ministro de industrias;defensor de la soberanía cubana y de losderechos de los pueblos en Punta del Este,Uruguay. Viajero de la solidaridad internacional enÁfrica y en Asía; combatiente de Angola; heroicoluchador de las utopías en Bolivia.“Hago formal renuncia de mis cargos a laDirección del Partido, de mi puesto de Ministro, demi grado de Comandante, de mi condición deCubano…” le dirá a Fidel en la carta dedespedida. El Che renuncia a las glorias del poderen 1965 y lo hace para continuar su lucha por lalibertad en otras partes del mundo; sentía otravez “bajo sus talones el costillar de Rocinante” elanuncio, realizado en la ONU en diciembre de
  13. 13. 1964, de que estaría dispuesto a entregar la vida,es singularmente admirable y ejemplar:“Soy cubano y también soy argentino y me sientotan patriota de Latinoamérica, de cualquier paísde Latinoamérica, como el que más y en elmomento en el que fuera necesario, estaríadispuesto a entregar mi vida por la liberación decualquiera de los países Latinoamericanos, sinpedirle nada a nadie”El Che de los “prontos” como lo decían loscampesinos cubanos por la inmediatez y loimprovisto de sus respuestas y acciones; elComandante Guevara, el compañero Che, hará detodo por su Cuba liberada; alfabetizador, dentista,guerrillero, médico, amigo, cortador de caña,renunciara a todo para darse a todos. Dejará elamor en Cuba; allá quedarían siempreaguardándolo, su mujer Aleida March y sus cuatrohijos; “a Aleida la conoció en las selvas delEscambray y se casó después cuando triunfó larevolución cubana” recuerda Alberto Castellanos,lugarteniente suyo que también cuenta queconservaba el pantalón y la camisa con los que secasó el Che pero que la camisa, su madre la habíaenviado entre los donativos del pueblo cubano, alViet Nam.
  14. 14. Ernesto “Che” Guevara; cubano, argentino,boliviano, africano, latinoamericanointernacionalista, sacrificará una vez mas el amorpor el amor. Nunca mas se lo vería por las callescubanas con su perro Muralla, ni sus hijossentirían su ternura infinita y sus caricias; niHaydee Santa María compartiría con el un mate yun cigarro mientras hablaban bajo la sombra deun árbol de la revolución, de Fidel, de lasocurrencias del entrañable Camilo Cien Fuegos,del internacionalismo, de Viet Nam; ningún otrocompañero suyo como Ricardo Martínez volvería agritarle fraternalmente desde su libertad y sualegría de cubano en medio de embajadores ydiplomáticos “coño Che” . En Cuba quedaría lomejor de su recuerdo; “que si me llegara la horadefinitiva bajo otros cielos, mi último pensamientoserá para este pueblo y especialmente para ti”concluye su hermosísima carta a Fidel.
  15. 15. ¡EL CHE SI, EL IMPERIO NO¡“Además qué podemos decir los poetas ahora quelas manos del Che tocaron la esperanza”.(Jesús Cos Caussé)James Deean, el atormentado actornorteamericano, cuya imagen se convertiría ensímbolo de la sociedad y el desconcierto de “estemaravilloso pueblo enfermo” que era y todavíaes, el pueblo norteamericano, se había suicidado,al final de los años 50 sin encontrar nuncarespuestas a su “Rebelión sin causa” ; en cambio,en Latinoamérica una rebelde juventud con causareinaugurada la esperanza, Fidel, Camilo, Raúl, ElChe, habrían mostrado en camino de lasubversión acusando con su ejemplo al estúpido yresignado silencio de los hombres viejos “ ¡Cubasi, y Yanquis no¡”, era el grito de la Américanueva contra la vieja y prostituida América dementira.La Revolución Cubana sorprendió dormido almonstruo imperialista, no obstante el poderosoengendro, al despertar reunió todos sus rencores,
  16. 16. sus esfuerzos y sus miedos para devolver losgolpes en contra de la historia. A comienzos de sugestión en 1961, el presidente imperialista Jhon FKenedy había anunciado: “Estados Unidosprefiere mantener en América Latina regímenesdemocráticos decentes, pero ante el peligro quellegue al poder Castro, siempre apoyaríamos unTrujillo” El sanguinario dictador de la República deSanto Domingo que vistió de terror y corrupciónasta su muerte, era el modelo a ser reeditadopara gobernar los países del sur de Rio Bravo,conforme lo expresaba el primer marido deJacqueline Onasis; años antes Franklin Rooseveltcon apropiado cinismo decía; “Somosa podrá serun hijo de puta pero es nuestro hijo de puta”. Y enlos años 60, en contra del Che, de Fidel, en contradel sueño Cubano, se reprodujeron tales hijosfecundados por el imperio. Tiempo de los Gorilasy las grotescas dictaduras militares apoyadas conamargas doctrinas antidemocráticas con la de laseguridad nacional; tiempos de sobresalto quesumirían a la América Latina en la larga pesadillaque ocuparía las décadas de los 60 y 70. Losdesafíos de la imaginación, del buen humor, de laalegría, contrastaban con los esquemas fríos delhorror, generados desde el imperio.
  17. 17. El presidente Kennedy y la alianza para elProgreso apretaban con sus asquerosos dedos demito la garganta de los pueblos del denominadotercer mundo; recetas de infelicidad y miseriallegaban traídas por “esos buenos muchachos”voluntarios de los cuerpos de la paz;excepcionalmente, algunos se escapaban delcontrol del sistema adoptando nuestros sueñospero, los más se encargaban de entregar entreleche en polvo y alimentos esterilizados, lasadmoniciones del imperio. Nunca más enLatinoamérica se repetiría la experiencia cubana;nunca mas un hombre de las dimensiones deErnesto Che Guevara comandaría la guerrilla enninguno de nuestros pueblos. Eso pretendían losgringos de Wall Street. Sin embargo, los mágicosaños 60 pondrían a prueba el corazón de los seresque, para decirlo con palabras de Howard Fast:“… se mirarían unos a otros, con el aire culpable yavergonzado de los hombres que sueñan por unmomento con lo imposible y se atreven a creer enél”.Acaso a partir de la Revolución Cubana, del Che yde Fidel, los seres nuevos del tercer mundoreivindicarían su “derecho a soñar sueños que sedesensueñen” como proclama Eduardo Galeano;
  18. 18. porque es bueno repetirnos con José SantosChocano “ no te des por vencido ni aun vencido”;de modo que es preciso volver a soñar que otroChe de América luchan por la dignidad humanaesta hora de tantas decepciones.
  19. 19. EL CHE INICIOS DE LOS 60“¿Por qué gritan ahora los estudiantes? …contralos gringos, porque Fidel Castro les ganó a losAmericanos en Bahía de Cochinos, porquemataron a Carley Cheesman o al negro Lumumba,que se yo…”(Hablamos Bolívar, Eliécer Cárdenas)Comenzaban los 60, Casius Clay maravilla en losjuegos olímpicos de Roma; Quino enseñaba ahablar a Mafalda; los stalinistas usurpando elnombre de Socialismo levantan el Muro de Berlín;García Márquez se metía en los recovecos de loque mas tarde sería “Cien años de Soledad”;Patricio Lumumba, el líder negro, era asesinadoen el Congo. El foco guerrillero alumbraba lossueños de libertad en las selvas y montañaslatinoamericanas que podrían convertirse en “dos,tres, muchos Viet Nam”. La revolución cubanademostraba al mundo que se podía revolucionarlo imposible. Eran los días en que la imaginación,en un proceso continuo, abría las puertas para
  20. 20. que lo posible revolucionara lo imposible; loshippies pretendían revolucionar el amor quenunca dejaría de ser revolucionario pero lesasesinaban la ternura ofreciéndoles las drogas delos paraísos artificiales; los Beatlesrevolucionaban la música pero les transformabanen leyendas de publicidad; los soviéticos y losyanquis se preparaban a revolucionar el espaciodespués de la hazaña del cosmonauta ruso YuriGagarin pero, al paso de los años convertirían esemisterio en infinita zona de conquista, enprolongación inverosímil de la guerra fría, llamadala guerra de las galaxias. Cuba se transformabadesafiando al imperio, para dejar de ser “su salónde juego”, su “prostíbulo”, su “playa dediversiones”, y convertirse en símbolo de libertady la dignidad humana, El Che Guevara, entonces,presidente del Banco Nacional Cubano, hilvanabasus proyectos de solidaridad internacional;soñaba en Angola, en Bolivia, en Argentina;pensaba darse en todas las patrias. Se lo miró ainicios de los 60 “entrar, de pie por las cancionesde los pueblos”.El Che que tenía “un indio degollado en lamirada” (1) “entraba como jamás tan vivo / enespejo del hombre convertido/” (2) para ser porsiempre el Che de América, el hombre nuevo,
  21. 21. ejemplo de los hombres y los niños “sin una solamancha en su conducta” (3).Omar Perdomo.(1)Félix Pita Rodríguez.(2)Fidel Castro.
  22. 22. LA DÉCADA DE LOS 60 EN LA ESPERANZA DELCHE“Volveremos a las montañas. ¡Victoria o muerte¡”(Inti Peredo)La década del 60 esta repleta de sueñosguerrilleros. La fe, el optimismo, las iras, el corajey la alegría de los habitantes del tercer mundotienen color verde olivo. La conciencia de lasdesigualdades, de la opresión, del despojoimperialista se profundiza, crece, conmueve, hacemas anchos los caminos de la imaginación luegode la revolución cubana; “mira que bajitas son lasestrellas de ese pueblo”, diría un niño cubano quenacía a la revolución, cuando por primera vezobservó el alumbrado eléctrico “¿Qué es elsubdesarrollo? Un enano de cabeza enorme ytórax henchido…”, había expresado elcomandante Guevara; y frente al subdesarrollo ycon ejemplo de los barbudos de Sierra Maestra seproduce el apogeo del movimiento guerrillero enAmérica Latina; En Colombia, Guatemala,Venezuela, Brasil, Perú, Argentina, Paraguay yUruguay surgen movimientos guerrilleros o se
  23. 23. fortalecen los ya existentes. Los inverosímilesTupamaros asombraban al mundo con su técnica,con su ingenio, sus golpes de audacia, las FARCliberaban esperanzas y proclamaba Repúblicas.En Venezuela era el MIRC; en Argentina el EjércitoRevolucionario del Pueblo, Raúl Sendic en elUruguay; Américo Martín y Douglas Bravo enVenezuela; Fabio Vásquez y Marulanda enColombia; Hugo Blanco en Perú; Yon Sosa y CesarMontes en Guatemala, son algunos de los jefesguerrilleros que se introducen en los insomnios yen los delirios de infame esplendor de losimperialistas para convertir sus sueños enpesadillas.Esos líderes debieron tener algo del Che y esseguro que intentaban seguir sus huellas. Sinembargo, el gobierno de Estados Unidos y susguardianes, los “pequeños seres en el poder” lerendían “un bárbaro culto a la muerte”. Seorganizaban masacres en Panamá y Guatemala;el terrorismo de derecha lanzaba bombas a lostemplos para responsabilizar de sus actos a loshombres de izquierda; se asesinaban niños ymendigos; se esterilizaban a las mujeres; sedesarrollaban campañas de desinformación ydesesperanza “no permitiremos otra Cuba” fue eleslogan del presidente de los Estados Unidos enla década de los 60; de Kennedy (asesinado en
  24. 24. 1963), de Jhonson, de Nixon. El imperialismo,como siempre, estaba dispuesto a todo paradefender sus mezquinos intereses.En 1964, con el asesoramiento de la CIA, losmilitares dan el golpe contra el gobiernoprogresista de Joao Goluart en el Brasil; en 1965,los marines norteamericanos invaden SantoDomingo; en México, al borde de la olimpiada del68 son asesinados, en la plaza de Tlatelco… “400camaradas/, por esos valientes soldados / quemataban por la espalda/”…”/ que amarán a susmujeres con manos ensangrentadas”, como dicela canción que los evoca, jefes guerrilleros comoel cura Camilo Torres en Colombia. Turcios enLima en Guatemala, Patricio Ojeda en Venezuelacaían en la lucha revolucionaria. Era la década enque los pueblos debían de decidirse entre lacooperación con el imperialismo o la revolución.Sin embargo, los gobiernos traicionando a lospueblos decidirán, por la cooperación másperversa y servil.Son los años de fantasía; “los hombres y losartistas que crecieron en la década de los 60elevaban hasta su mas alto grado de libertad decrear”. En Cuba la única experiencia de sus
  25. 25. artistas era “la revolución que no era un mito sinola razón de ser de la vida cotidiana”.También fueron los largos días de la amenazaatómica sobre la libertad, especialmente en Cuba.La primavera de plaga era aplastada por losataques del stalinismo soviético; Argeliaalcanzaba su independencia; Guinea Portuguesa yAngola luchaban por la suya; las divergenciassino-soviéticas confundían a los comunistas delmundo y perjudicaban a l movimientorevolucionario; los astronautas yanquis llegaban ala luna, desde donde podían apreciar masfácilmente “las riquezas de las que seapoderarían a ningún precio” Claslus Clay eradespojado del titulo mundial de boxeo por“negarse a matar a sus hermanos amarillos enViet Nam”, Salvador Allende, el obstinadocandidato a la Presidencia de Chile (tanbellamente tenaz que anunciaba que su lápidadiría “Aquí yace Salvador Allende futuroPresidente de Chile”) proponía una vía distinta alSocialismo; Angela Davis y el poder negroanunciaban las absurdas desigualdades delracismo, los estudiantes latinoamericanosdominaban las calles diciéndole “no” al imperio ya la tristeza.
  26. 26. La década de los 60 esta llena de desafíos de laimaginación y también de amargas respuestas.Revisionismo, aventurerismo, dogmatismo,apartheid, sionismo, no alineados, vaticano II,hongo atómico, maoísmo, foquismo, palestina,Laos, internacionalismo, eran palabras quellenaban el lenguaje cotidiano de aquellos días; sesobreentiende claro, que la revolución cubana,Fidel y el ejemplo de Guevara ocupan los sueñosde todos o casi todos, incluso las fantasías dehorror de sus enemigos. En mayo del 68, losestudiantes franceses grababan en los murosconsignas del Che, cuya imagen publica sedifundió especialmente con la famosa fotografía,de Alberto Korda, que muestra al guerrillero,cubierto con la boina y su uniforme verde olivo.Los estudiantes franceses hacían la revolución dela imaginación contra el absurdo: “Lenindespierta, el mundo esta loco” escribían sobreparedes; “debajo de los adoquines están lasplayas” señalaban. Y Ernesto, el Che Guevara,muerto en octubre de 1967, siete meses antes delMayo francés, nos enseñaban a todos que no esimposible vencer a la muerte y que él, inclusomuerto, nunca dejaría de combatir “hasta lavictoria siempre”…, “el equivocado aventurero eidealista Guevara” –bajo la concepción de losamargos – nos señalaba a todos los luminososcaminos del futuro.
  27. 27. EL CHE EN NOSOTROS“No nos dejes caer en la tentación de olvidar ovender este pasado o arrendar una sola hectáreade su olvido”(Mario Benedetti)Un día de octubre de 1953, en Guayaquil ErnestoGuevara que para sobrevivir y llegar a Venezuelavendía cadenitas doradas en las calles del puertoes invitado, por el abogado Ricardo Rojo,compatriota suyo a proseguir viaje a Guatemalapaís en el que a decir de Rojo se desarrolla, una“verdadera revolución social”. La históricadecisión de Guevara d seguir hacia Guatemala lollevará al encuentro con su destino. El Che estuvoentre nosotros y continúa con nosotros.No solamente porque haya caminado nuestrascalles o porque en la revista “verde olivo” de Abrilde 1961 haya denunciado; “la infamia cometidacontra Ecuador en su disputa contra el Perú”como la expresión de la competencia entre losgrandes consorcios monopolistas del mundo; o,porque también en nuestro país haya calado lossueños guerrilleros- por allí se sabe de ciertosimulacro de movimiento guerrillero que abortó
  28. 28. en el Toachi. Tal vez un colegial de entoncesrecuerda entres sus nostalgias que por haberrevelado, su inagotable admiración por el CheGuevara fue expulsado de su colegio religioso denuestra ciudad – ni porque desde los lejanostiempos de la adolescencia lo hallábamos llevadoen la casaca y el corazón. El Che sigue entrenosotros sobre todo porque gracias a la historiacontinua golpeándonos con su ejemplo 35 añosdespués de su muerte, frente a la miseria, frentea la corrupción del sistema capitalista, la únicaposibilidad de redención humana es la lucha querescate su estilo, su forma de ser humano A pesardel síndrome de las “ilusiones perdidas”; a pesarde la profunda crisis que sacude a la izquierda, apesar de todos los izquierdistas arrepentidos quele hacen coro a los que dicen que se quedó a trasla lucha de clases y las ideologías, y que, con elderrumbe del Socialismo en Europa no quedanada por hacer en tanto retoña el racismo y elNazismo, nosotros seguimos soñando los sueñosdel Che. No importa la nostalgia. En el octubretriste de su muerte, en medio de las canciones deLeonardo Fabio y los Iracundos, de Leo Dan oPalito Ortega lo nombramos permanentemente,se cantaban sus paisajes guerrilleros, aprendimoscon él a “odiar con amor revolucionario” algobierno norteamericano y a la Burguesía criolla,a los prepotentes y a los serviles; cierto“aprendimos a quererlo…”.
  29. 29. Mientras algunos nos atormentábamos con lasnovelas de Dostoyevski o pretendíamos“entender” “El retorno de los brujos”; mientrassentíamos la poesía de Pablo Neruda, odescubríamos a Cesar Vallejo o nosdeslumbrábamos con nuestro Cesar Dávila(muerto en el mismo año del guerrillero heroico)conocíamos cada día algo del comandanteErnesto Guevara; lo encontrábamos en su diarioen Bolivia, en el cuento Reunión de Cortazar yhasta lo comprábamos como artículo de consumoen los mercados del capitalismo. Tomábamos algosuyo con la intensión de que nos pertenecierapara siempre; seguimos su estrella y los caminosde la guerrilla en Bolivia; Mario Monje y el partidoComunista lo traicionaban; Regis Debray caíaprisionero, Joaquín, Juan Pablo Chang, Tanía laGuerrera, Coco Peredo morían en combate; elimperialista cerraba sus cercos sobre el Che…entonces si apenas si los niños, los adolecentes ylos hombres puros de esos años sospechaban quealgún rato serían arrastrados por las dudas, porlas perezas, por las cómodas y oscurasresignaciones.Queríamos creer que “solo la verdad esrevolucionaria” y en medio de tanta mentirapretendíamos acercarnos a la verdad del CheGuevara, aunque, en esos años-finales de los 60-
  30. 30. y ahora también lamentarnos, lamentemos quetodos-digámoslo con las palabras de Jorge EnriqueAdoum, “Entre Marx y una mujer desnuda”“hayamos en cierta medida sido cómplices de sumuerte y de la muerte de centenares deguerrilleros cuyo nombre hemos ignorado uolvidado y en ese mismo momento ya hemosolvidado nuestra culpa”.
  31. 31. CHE EN TODAS PARTES“Te llevamos cada día Ministro cada día soldado,cada día gente llana y difícil cada día y puro comoun niño como un hombre puro…”(Nicolás Guillen)“¿Che donde te puedo escribir? Me dirás que acualquier parte…”.Haydee Santamaría inicia así, su conmovedoracarta al Comandante Guevara al conocer que elartista de la revolución ha caído en combatefrente a su ejército de liberación internacional, enla quebrada de Yuro, a ocho kilómetros de laHiguera, en la Provincia de Santa Cruz, Bolivia, elocho de Octubre de 1967, año el Viet NamHeroico. Haydee tenía razón, el Che estaba entodas partes: “En el indio hecho de sueño y cobre.Y en el negro / revuelto en espumosamuchedumbre/”, dice el poeta cubano NicolásGuillen. Su ejemplo había penetrado en los máspuros corazones latinoamericanos. Losuniversitarios argentinos querían repetir su viaje apie hasta México; las madres cubanas le ponían a
  32. 32. sus hijos su nombre universal, Ernesto; losjóvenes querían ser como él.Nunca la frase de José Martí: “Hay hombres quehasta después de muertos dan luz a la aurora”apareció tan trasparente, tan cierta, tanproféticamente dedicada a una persona; AlComandante Guevara. Por eso también en Cubatreinta y cinco años después de su desapariciónfísica, el che brilla intensamente “entre la ira y laesperanza” de los pueblos y de los hombres deltercer mundo (tal vez de este modo lo habíaconcebido Agustín Cueva). Es que a “pesar de lospesares”; a pesar que existan hombres que“tienen huellas que borrar, un pasado queexpirar; las mentiras que dijeron, las verdadesque callaron” como señala Eduardo Galeano; apesar de esos amargos que despertaronarrepentidos de haber admirado alguna vez alChe Guevara y al Comandante Fidel Castro, a larevolución cubana y al Socialismo y que mástarde o más temprano se volvieron cínicosdefensores del sistema de explotación donde sedesenvuelven excelentemente bien y hasta hacencuenta, de lo que perdieron, de lo que dejaron deganar (en dinero, claro que en dinero y enconfort), a pesar de ellos y contra lo que ellosdesearían es menester anunciarles que siemprequeda un espacio de esperanza para sustituir el
  33. 33. desencanto de la absurda resaca que padecen;habría que repetir con los poetas cubanos AlbertoEcheverría y Ernesto Agüero que “desde quecrecen los niños/queriendo ser como el Che/” esposible salvarse. Y Bien incluso para aquellosdesertores cabe todavía el inmenso ejemplo delheroico guerrillero que desvanecerá el pesimismo,la soledad, la angustia de los ideólogos deldesamor por que ha pesar de los años perdidostodavía es posible crecer hasta el inmenso Chenuestro de cada día…“Buena parte del Che Guevara, pienso, esamisteriosa energía que va mucho mas allá de sumuerte y de sus errores, viene de un echo muysimple; él fue un raro tipo que decía lo quepensaba y que hacía lo que decía”(Eduardo Galeano:”El libro de los abrazos)
  34. 34. ERNESTO GUEVARA DECIDE SU DESTINO“Déjeme decirle, a riesgo de parecer ridículo queel revolucionario verdadero está guiado porgrandes sentimientos” (Ernesto Guevara)Aquel estudiante de medicina que al final de ladécada del 40 recorría su patria en una bicicletareforzada con motor cuchiolo y cuya fotografíaaparecía en la revista El Grafico como propagandade tales motores; ese muchacho de pésimo oídomusical que cantaba desafinadamente el tango yapenas le daba importancia al baile pero sabíareír; aquel viajero de la ternura que en elleprocomio de San Pablo en la Amazonía peruanacompartía el pan y las pequeñas alegrías con losleprosos; el joven extraordinario que había sidodeclarado por el ejército argentinocompletamente inepto para la vida militar; esedeportista que cruzaba a nado el Amazonas yque jugó fútbol como guardameta del equipoSporting de Leticia y Rugbi en la segunda del ClubAtlético Atalaya de Buenos Aires, y que enmuchas ocasiones tenía que salir de la canchapara aplicarse un vaporizador contra el asma;aquel poeta que amaba con inmensa la vida apesar del aire que le faltaba en sus pulmones y
  35. 35. gustaba de los perros vagabundos, las mariposasde colores, el canto del sinsonte y los versos deBaudelaire, ese universitario que aprobó enmenos de un año doce asignaturas paragraduarse de médico; ese médico que habríadescubierto, había percibido, había asimilado ensus viajes de estudiante todo el dolor de nuestraAmérica, habría de escoger un día, entre untrabajo seguro en Cabo Blanco, Venezuela, lugaren el que le esperaba su amigo Alberto Granadosy, un destino incierto, complicado, profundo,infinito; y entonces ese poeta aventurero elegiríael infinito y gracias a esa luminosa y libertadoraelección, los soñadores del mundo contaríamospara siempre con el ejemplo del Che de América.
  36. 36. EL CHE: DESDE CUBA PARA EL MUNDO.“Donde comienza Ché tu nombre”(Roberto Rodríguez)Ernesto Guevara empezó a ser guerrillero sindejar de ser médico en Guatemala donde a finalesde 1953, conspira con el grupo comunista PGT,Será el médico de los sindicatos; el que ayudabaa ayudar, el que no dejaba que maten los sueños,el fotógrafo ambulante de las calles, porquetambién el raro y comedido extranjero será elamigo, el hombre de consultas, el pana demuchos de los esperanzados guatemaltecos.Simpatizante y defensor del gobierno progresistade Arbenz, se involucrará con todos los riesgos ylas ganas en esas propuestas y será testigo en el54 de la caída , del gobierno guatemaltecopropiciada por el imperialismo yanqui. Después setrasladará a México con la intención de sercronista de los juegos panamericanos; y en lainmensa capital, este argentino de residenciailegal hará amistad con “unos cubanos” “ciertanoche de julio o agosto de 1955 cuando
  37. 37. conocimos al Che” según relata Fidel Castro.Ernesto Guevara con más precisión en losrecuerdos, les dirá en su carta de despedida:“Fidel: Me acuerdo en esta hora de muchas cosas,de cuando te conocí en casa de María Antonia, decuando me propusiste venir, de toda la tensión delos preparativos…” A Alberto Granados leescribirá, acariciando los presagios que “habíaencontrado en México un cubano que, creía en larevolución armada.”A finales de noviembre de 1956 el Che,integrando la heroica tripulación del Granmaviajará a Cuba con otros 82 soñadores de loscuales apenas doce sobrevivirán a la “sorpresa deAlegría de Pio” luego del desembarco el 2 dediciembre de 1956:“Tenía adelante una mochila llena demedicamentos y una caja de balas, las dos erande mucho peso para transportarlas juntas; toméla caja de balas dejando la mochila para cruzar elclaro que me separaba de las cañas” contará elChe en “Pasajes de la guerra revolucionaria” conlo que otra vez el médico ha optado por sudestino de soldado. Entonces vivirá los
  38. 38. inolvidables e intensos días de Sierra Maestra ypasará tres infinitos años de combate, en laPlanta, en la Palma Mocha, en Remedios, en elHombrito, en el Pino de Agua, Mar Verde, Minasde Frio, las Mercedes, en el cuartel de Uvero; enla toma de Villas. Finalmente, tras múltipleshazañas, “La Guerrilla Suicida” del ComandanteErnesto Guevara ingresará victoriosa en SantaClara el 1 de Enero de 1959.Tras el triunfo revolucionario el Che aparecerá entodas partes y será de todos; Presidente delBanco Nacional de Cuba, Ministro de industrias;defensor de la soberanía cubana y de losderechos de los pueblos en Punta del Este,Uruguay. Viajero de la solidaridad internacional enÁfrica y en Asía; combatiente de Angola; heroicoluchador de las utopías en Bolivia.“Hago formal renuncia de mis cargos a laDirección del Partido, de mi puesto de Ministro, demi grado de Comandante, de mi condición deCubano…” le dirá a Fidel en la carta dedespedida. El Che renuncia a las glorias del poderen 1965 y lo hace para continuar su lucha por lalibertad en otras partes del mundo; sentía otravez “bajo sus talones el costillar de Rocinante” elanuncio, realizado en la ONU en diciembre de
  39. 39. 1964, de que estaría dispuesto a entregar la vida,es singularmente admirable y ejemplar:“Soy cubano y también soy argentino y me sientotan patriota de Latinoamérica, de cualquier paísde Latinoamérica, como el que más y en elmomento en el que fuera necesario, estaríadispuesto a entregar mi vida por la liberación decualquiera de los países Latinoamericanos, sinpedirle nada a nadie”El Che de los “prontos” como lo decían loscampesinos cubanos por la inmediatez y loimprovisto de sus respuestas y acciones; elComandante Guevara, el compañero Che, hará detodo por su Cuba liberada; alfabetizador, dentista,guerrillero, médico, amigo, cortador de caña,renunciara a todo para darse a todos. Dejará elamor en Cuba; allá quedarían siempreaguardándolo, su mujer Aleida March y sus cuatrohijos; “a Aleida la conoció en las selvas delEscambray y se casó después cuando triunfó larevolución cubana” recuerda Alberto Castellanos,lugarteniente suyo que también cuenta queconservaba el pantalón y la camisa con los que secasó el Che pero que la camisa, su madre la habíaenviado entre los donativos del pueblo cubano, alViet Nam.
  40. 40. Ernesto “Che” Guevara; cubano, argentino,boliviano, africano, latinoamericanointernacionalista, sacrificará una vez mas el amorpor el amor. Nunca mas se lo vería por las callescubanas con su perro Muralla, ni sus hijossentirían su ternura infinita y sus caricias; niHaydee Santa María compartiría con el un mate yun cigarro mientras hablaban bajo la sombra deun árbol de la revolución, de Fidel, de lasocurrencias del entrañable Camilo Cien Fuegos,del internacionalismo, de Viet Nam; ningún otrocompañero suyo como Ricardo Martínez volvería agritarle fraternalmente desde su libertad y sualegría de cubano en medio de embajadores ydiplomáticos “coño Che” . En Cuba quedaría lomejor de su recuerdo; “que si me llegara la horadefinitiva bajo otros cielos, mi último pensamientoserá para este pueblo y especialmente para ti”concluye su hermosísima carta a Fidel.CUENCA-ECUADOR (OCTUBRE-2012)Posdata: Libro redactado e impreso por el PartidoSocialista Educatoriano del Azuay, como manerade formación política para la Juventud Socialista.

×