• Compartir
  • Enviar por correo
  • Insertar
  • Me gusta
  • Guardar
  • Contenido privado
Recursos Literarios ContemporÁneos
 

Recursos Literarios ContemporÁneos

on

  • 23,772 reproducciones

 

Estadísticas

reproducciones

reproducciones totales
23,772
reproducciones en SlideShare
23,614
reproducciones incrustadas
158

Actions

Me gusta
1
Descargas
159
Comentarios
1

5 insertados 158

http://www.slideshare.net 115
http://www.daniellaosorio.blogspot.com 28
http://daniellaosorio.blogspot.com 12
http://aulavirtualdepi.blogspot.com 2
http://webcache.googleusercontent.com 1

Accesibilidad

Detalles de carga

Uploaded via as Microsoft PowerPoint

Derechos de uso

© Todos los derechos reservados

Report content

Marcada como inapropiada Marcar como inapropiada
Marcar como inapropiada

Seleccione la razón para marcar esta presentación como inapropiada.

Cancelar

11 de 1 anterior siguiente

  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Tu mensaje aparecerá aquí
    Processing...
  • alalalala me atudaste a pasar de curso!
    Are you sure you want to
    Tu mensaje aparecerá aquí
    Processing...
Publicar comentario
Edite su comentario

    Recursos Literarios ContemporÁneos Recursos Literarios ContemporÁneos Presentation Transcript

    • Recursos Literarios Contemporáneos Modalidades de construcción y presentación del mundo
    • ESTILO DIRECTO
      • Se presenta cuando se conoce inmediatamente el pensamiento del personaje.
      • Se refiere a la realidad designada.
      • Representa el acto de articular una frase.
      • “ Apareció (…) y en la clase del Hermano Leoncio lo sentó atrás, con nosotros, en esa carpeta vacía, jovencito. ¿Cómo te llamas?...
    • ESTILO INDIRECTO
      • Intromisión del lenguaje del narrador en el pensamiento del personaje.
      • Narrador = un puente entre personaje y lector al mostrar a través de su discurso –y, por lo tanto, en forma indirecta- la conciencia de la figura.
      • “ Apareció (…) y en la clase del Hermano Leoncio lo sentó atrás, con nosotros, en esa carpeta vacía, y le dijo: jovencito, ¿Cómo te llamas?...
    • ESTILO INDIRECTO LIBRE
      • Es un modo narrativo que se encuentra entre el estilo directo y el indirecto.
      • El narrador se mantiene presente.
      • Permite reflejar el pensamiento del personaje sin abandonar la tercera persona del narrador.
      • Presencia del imperfecto de indicativo, la conversión de la persona “yo” en la persona “él / ella”, afectividad expresiva, coloquialismos, etc.
      • Ausencia introductoria de los “verba dicendi”.
      • “ Apareció una mañana, a la hora de la formación, de la mano de su papá, y el Hermano Lucio lo puso a la cabeza de la fila porque más chiquito todavía que Rojas, y en la clase del Hermano Leoncio lo sentó atrás, con nosotros, en esa carpeta vacía, jovencito. ¿Cómo se llamaba? Cuellar, ¿y tú? Chingolo…”
      • (Pág. 53)
      • ( Mario Vargas Llosa: Los Cachorros. Ed. Lumen, Barcelona, 1970)
    • MONÓLOGO INTERIOR
      • Es un modo narrativo directo.
      • Da cuenta de la conciencia en el límite con el inconsciente, el pensamiento anterior a la palabra y a la organización lógica; la conciencia confusa o alterada por fenómenos transitorios o permanentes.
      • Las características del desordenado fluir de la conciencia imponen al monólogo una modalidad sintáctica incoherente ; según la expresión usual, abundancia de formas verbales apócrifas, repeticiones y yuxtaposiciones sorpresivas .
      • El énfasis está puesto en el hablante y en él no hay referencias a la situación alocutiva (tú).
      • “ De una verde espira, el humo surge. De una verde espira ese rostro. ¡Madre, estoy en trance de muerte! Surge así, lento, de una espira verde, y ya amarillea, amarillea el rostro, no, no el tuyo, Buziraco, el rostro de. De un verde, amarilleante espira surge. De una espiral curva que ya blanquea. Surge el rostro, el rostro de. ¿El rostro de la muerte? ¡Oh, Dios, Dios, Dios, el rostro! El rostro de.
      • (Germán Espinosa. Los Cortejos del Diablo, Págs. 159- 160)
    • DIÁLOGO
      • Es un modo narrativo que pone el acento en el receptor; se emplean abundantes referencias a la situación alocutiva (tú) y se caracteriza por la frecuencia de las formas interrogativas.
        • ¡Vio los uniformes!
        • ¿Cuáles?
        • Esos verdes… Los de los colombianos son esos, ¿no?
        • Una risa, no me diga si no son una risa. Poco serios; están bien para lñas zanahorias de un circo… Cuarenta y cinco iban, ¿no?
    • DIÁLOGO MATIZADO
      • A medida que se desarrolla la conversación entre dos personajes, el narrador se mantiene presente suponiéndose que está de algún modo junto a ellos mediante frases introductorias o explicativas.
      • ¿Qué me hago yo ahora?
        • ¿Y mi hijo?- habló entonces Cervalión- ¿Mi hijo no vale nada?
      • Pero estás palabras en vez de apaciguar a Eduvige parecieron enardecerla.
        • ¡Tu hijo!- gritó. ¿de qué hijo está hablando?
      • Su rostro se había puesto lívido. ¡Blanco! Sus pupilas tenían la fiereza fría y dura de las piedras del río”.
    • SOLILOQUIO O AUTODIÁLOGO
      • En él, hay una figura que manifiesta su discurso como si estuviera ante un interlocutor o ante un auditorio que no reacciona.
      • “ Pero, incluso, me pareció que allí conveniente no era quedarse mucho tiempo juntos, apartados de los otros. Cavilé que maliciaban, desconfiasen de ser feo pegadizo. Aquella gente estaba siempre mezclada, todo el mundo. Todo era hablado a todos, del común: a las muestras, a las vistas
      • (…) Entonces, quise que supiesen luego cómo era, cómo yo tiraba. Hasta les gustaba ver: -“Tatarana, pon el diez en el once…`me pedían, por festejar. Desde doscientas brazas, yo acertaba una bala en el brote de un árbol. En un solo blanco de aquellos, ¡de todas, de todas! Así, entonces, paré aquello con lo que me aperreaban, los chinchorreos”.
    • CORRIENTE DE LA CONCIENCIA
      • Representa una interioridad en vigilia .
      • Es un modo narrativo directo que representa el carácter temporal y fluyente de la conciencia orientada indistintamente hacia el pasado , el presente y el futuro mediante estímulos sicológicos o sensoriales que, libremente asociados, borran con su indiferenciación las fronteras cronológicas y espaciales.
      • “ Cava decía que iba a ser militar, no infante, si no de artillería. Ya no hablaba de eso últimamente, pero seguro que lo pensaba. Los serranos son tercos, cuando se les mete algo en la cabeza ahí se les queda. Casi todos los militares son serranos. No creo que a un costeño se le ocurra ser militar, y ya le jodieron todo, el colegio, la vocación, eso es lo que más le debe arder. Los serranos tienen mala suerte, siempre les pasan cosas. Por la lengua podrida de un soplón, que a lo mejor ni descubrimos, les van a arrancar las insignias delante de todos, lo estoy viendo y se me pone la carne de gallina, si esa noche me toca, ahora estaría adentro…”
      • ( La ciudad y los perros, Pág. 148)
    • MONTAJE
      • Importa una redistribución de la secuencia normal de los acontecimientos:
        • mantiene unidad de espacio y que la narración se proyecte a circunstancias cronológicas diferentes; o bien,
        • que se represente una variedad de situaciones producidas simultáneamente en espacios distintos.
        • También se da el caso de una fusión de ambos tipos, es decir, del montaje espacial y temporal.
      • La repetición, asociación o semejanza, paralelismo, contraste o incluso la comparación de ciertas unidades mínimas del discurso, pueden convertirse en nexos que disminuyen la profundidad del corte temporal y/o espacial que puede haberse producido.
      • “ - No se ponga a hablar para adentro – masculla el Pedro García-, no se olvide que estoy aquí. ¿Qué cosa no se podría imaginar? Que su mujer era esa criatura- dice el doctor Zeballos-. Al entrar vi en la cabecera a una gorda pelirroja a la que llamaban la Luciérnaga y no me pareció enferma y yo iba a hacer una broma y ahí vi el bulto y la sangre. No puede saber, mi amigo, en las sábanas, en el suelo, todo el cuarto una pura mancha. Parecía que hubieran degollado a alguien.
      • El Padre García no trincha, tritura ferozmente los trozos de carne, los ensarta en el tenedor, los retuerce contra la fuente. El trozo chorreante no sube hasta su boca. ¿Se desangra la criatura?, queda temblando en el aire, como su mano y el cubierto, ¿sangre por todas partes?, y una brusca ronquera lo ahoga, ¿sangre de esa niña? Un hilillo de baba clara desciende por su barbilla, imbécil, que la soltara, no era hora de besos, la estaba ahogando, había que hacerla gritar, imbécil: más bien que la cacheteara. Pero Josefino se lleva un dedo a la boca: nada de gritos, ¿no veía que había tantos vecinos?, ¿no lo oía conversando? Como si no los oyera, la Selvática chilla con más fuerza y Josefino saca su pañuelo, se inclina sobre el camastro y le tapa la boca. Sin inmutarse, doña Santos sigue hurgando, manipulando diestramente los dos muslos morenos. Y ahí le había visto la cara, Padre garcía, y le comenzaron a temblar las piernas y las manos, se le olvidó que ella estaba muriendo y que él estaba allí para tratar de salvarla, sólo atinaba a, sí, sí, mirarla, no había duda, era la Antonia”.
      • ( La casa verde , Págs. 414-415)
    • Relación entre el tiempo de la historia y el tiempo de la disposición
    • FRACTURA TEMPORAL
      • Narración regresiva o retrospectiva, en el relato interrumpido, en la intercalación y enmarcación de narraciones subsidiarias, y en la disposición in medias res (flash- back y racconto).
      • La narración regresiva o retrospectiva es aquella conocida normalmente con el nombre de in extremas res , en que la historia debe reconstruirse a partir de su desenlace.
      • Ciertas novelas policiales, por ejemplo, introducen el relato con la presencia del asesinado, para referir luego las circunstancias y/o causales del crimen: El Túnel .
      • Las narraciones intercaladas ( flash-back ) presentan una modalidad en que el marco de la narración principal se mantiene idéntico –por estar proyectado desde un mismo narrador que interrumpe su historia para contar otra distinta- y retoma luego el hilo de la narración inicial. Por ejemplo: La noche boca arriba.
      • Las narraciones enmarcadas ( racconto ), en cambio, no se mantiene el mismo marco del relato principal. Éste se renueva por la presencia de un narrador diferente que se ubica a sí mismo y sitúa su historia en circunstancias espaciales y temporales distintas, al mismo tiempo que se hace cargo de una suerte de subproceso de enunciación. Por ejemplo: Crónica de una muerte anunciada.
      • Las narraciones in medias res presentan una clara transgresión del paralelismo temporal. En ellas, los momentos de tensión se proyectan regresiva o progresivamente.
    • PARALELISMO TEMPORAL
      • Paralelismo entre el tiempo de la historia y el tiempo de la disposición suele hallarse en obras construidas según la forma del diario de vida. Así, por ejemplo, El Diario de Ana Frank , presenta a los personajes en un determinado período de su existencia, y los conduce hacia el estado siguiente.