La lírica del amoren el Renacimiento
Características generales: En el Renacimiento se incorpora toda la poesía  petrarquista, sin olvidar a los clásicos,  esp...
El petrarquismoEn el siglo XVI se produce el redescubrimiento de la obra de Petrarca (1304-1374).Su influencia ejerce un...
 Se trabajan especialmente algunos tópicos:    El amor como herida por flecha, dardo o venablo.        “Yo vi unos ojos,...
Su poesía aparece también tamizada por algunos conceptos del dolce stil nuovo (escuela lírica italiana del siglo XIII):  ...
Era el cabello al aura desatadoque en mil nudos de oro entretejía;y en la mirada sin medida ardíaaquel hermoso brillo, hoy...
La visión poética de la mujer amada sigue un estereotipo:  Entre sus principales elementos: cabellera rubia, tez   muy b...
Dejad las hebras de oro ensortijadoque el ánima me tiene enlazada,y volved a la nieve no pisadalo blanco de esas rosas mat...
 En cuanto al proceso amoroso:   El amor nace como consecuencia de un extraño fluido que,    partiendo de los ojos de la...
Oye tú solo, eterno y sacro río,el grave y mustio son de mi lamento;y mezclado en tu grande crecimientolleva al padre Nere...
Las principales situaciones tópicas son:  La pura exaltación de la belleza de la dama.  Los intentos de precisar qué es...
Cuando esperaba el corazón y ardía(que hoy arde, mas arder ya será en vano,por culpa de la airada injusta manoque rompió e...
Las fuentes clásicasLa literatura renacentista hereda del bucolismo grecolatino un modelo de medio natural poetizado.En ...
El marco bucólico amorosoSu fuente principal son las Bucólicas de Virgilio. Mantiene dos componentes fundamentales:  La ...
Corrientes puras, cristalinas;Árboles que os estáis mirando en ellas,Verde prado de fresca sombra lleno,Aves que aquí semb...
El marco bucólico ascéticoEn él se halla también el locus amoenus pero desde un punto de vista menos abstracto.El paisaj...
¡Qué descansada vidala del que huye del mundanal rüidoy sigue la escondidasenda, por donde han idolos pocos sabios que en ...
Recreaciones mitológicas El autor renacentista aprende a recrear los mitos  clásicos, ejerciendo especial influencia las ...
A Dafne ya los brazos le crecíany en luengos ramos vueltos se mostraban;en verdes hojas vi que se tornabanlos cabellos que...
Temas horacianosEl pensamiento de Horacio influye en los escritores renacentistas fundamentalmente a través de dos tópico...
En tanto que de rosa y azucenase muestra la color en vuestro gesto,y que vuestro mirar ardiente, honesto,enciende el coraz...
Poetas petrarquistas en la lírica española:   Garcilaso de la Vega (1501-1536)Encarna al prototipo de caballero renacenti...
Sin embargo, no será su esposa sino Isabel Freyre, dama portuguesa al servicio de la Emperatriz, la musa de su poesía.Mu...
Obra:A pesar de su brevedad, ha sido la poesía que más trascendencia ha tenido en la lírica castellana.Comprende tres ég...
Entre las influencias en su poesía hallamos, fundamentalmente, a los clásicos latinos y a los poetas italianos. Sin embar...
Otros poetas petrarquistasEn la primera mitad de siglo: Juan Boscán, Diego Hurtado de Mendoza, Gutierre de Cetina.En la ...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Lírica del amor en el renacimiento

6.497 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación
0 comentarios
1 recomendación
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
6.497
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
951
Acciones
Compartido
0
Descargas
36
Comentarios
0
Recomendaciones
1
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Lírica del amor en el renacimiento

  1. 1. La lírica del amoren el Renacimiento
  2. 2. Características generales: En el Renacimiento se incorpora toda la poesía petrarquista, sin olvidar a los clásicos, especialmente Horacio, Virgilio y Ovidio. Esta poesía estará alimentada también por un claro platonismo, junto con la casuística amorosa del viejo “amor cortés” (el amor es concebido como un culto de vasallaje del poeta hacia una dama). En la poesía religiosa no podemos olvidar tampoco la presencia de la Biblia.
  3. 3. El petrarquismoEn el siglo XVI se produce el redescubrimiento de la obra de Petrarca (1304-1374).Su influencia ejerce un influjo decisivo en el plano formal:  La renovación y perfección métrica: el endecasílabo, los sonetos y las canciones son las formas predilectas.  Elaboración disciplinada de la lengua poética: selección léxica que rechaza tanto la afectación como la vulgaridad y trabaja especialmente las metáforas y la correlación.
  4. 4.  Se trabajan especialmente algunos tópicos:  El amor como herida por flecha, dardo o venablo. “Yo vi unos ojos, que hirieron con dulce flecha un corazón cuitado” Fernando de Herrera  El amor como incendio, fuego o llamas. “¡Oh más dura que mármol a mis quejas, y al encendido fuego en que me quemo” Garcilaso de la Vega  El amor como cárcel o presidio con lazo o red. “Ponzoña que se bebe por los ojos, dura prisión, sabrosa al pensamiento, lazo de oro crüel, dulce tormento” Gutierre de Cetina
  5. 5. Su poesía aparece también tamizada por algunos conceptos del dolce stil nuovo (escuela lírica italiana del siglo XIII): Introduce el tópico de la donna angelicata: la dama es un reflejo de la bondad y de la belleza divina. La amada es un ser a quien dios ha revestido de cualidades sobrehumanas y ha puesto en el camino del poeta para lograr su salvación. La relación amorosa se espiritualiza.
  6. 6. Era el cabello al aura desatadoque en mil nudos de oro entretejía;y en la mirada sin medida ardíaaquel hermoso brillo, hoy ya apagado;el gesto, de gentil favor pintado,fuese sincero o falso, lo creía;ya que amorosa yesca en mí escondía,¿a quién espanta el verme así abrasado?No era su andar cosa mortal grosera,sino hechura de ángel; y sonabasu voz como no suena voz humana:un espíritu celeste, un sol mirabacuando la vi; y si ahora tal no fuera,no porque afloje el arco el daño sana. Petrarca
  7. 7. La visión poética de la mujer amada sigue un estereotipo: Entre sus principales elementos: cabellera rubia, tez muy blanca, pero de sonrosadas mejillas, ojos radiantes, frente tersa, labios cuyo color contrasta con la blancura de sus dientes, cuello alto y erguido... Dos elementos cobran especial importancia: los ojos, cauce del fluir amoroso; y los cabellos, imaginados como una red de amor. La idealización de la dama sigue un proceso de hiperbolización metafórica (cabellos-oro; tez-rosa, azucena; ojos-astros; labios-coral, rubí; dientes-perlas; cuello-cisne).
  8. 8. Dejad las hebras de oro ensortijadoque el ánima me tiene enlazada,y volved a la nieve no pisadalo blanco de esas rosas matizado.Dejad las perlas y el coral preciadode que esa boca está tan adornada;y al cielo, de quien sois tan envidiada,volved los soles que le habéis robado.La gracia y discreción que muestra ha sidodel gran saber del celestial maestro,volvédselo a la angélica natura;y todo aquesto así restituido,veréis que lo que os queda es propio vuestro:ser áspera, cruel, ingrata y dura. Francisco de Terrazas
  9. 9.  En cuanto al proceso amoroso:  El amor nace como consecuencia de un extraño fluido que, partiendo de los ojos de la amada, llega a los del poeta y, a través de ellos, se adueña de todo su ser.  El efecto inmediato que produce es el sufrimiento: un sufrimiento gozoso.  Pero el amor es además destino. Se trata de una fuerza contra la que toda lucha resulta inútil.  Sumido en el deseo amoroso, el poeta rehuye toda compañía, sólo en la naturaleza halla comprensión y en ella únicamente confía.
  10. 10. Oye tú solo, eterno y sacro río,el grave y mustio son de mi lamento;y mezclado en tu grande crecimientolleva al padre Nereo el llanto mío.Los suspiros ardientes que a ti envío,antes que los derrame leve viento,acoge en tu sonante movimiento,porque se esconda en ti mi desvarío.No sean más testigos de mi penalos árboles, las peñas que solíanresponder y quejarse a mi gemido.Y en estas ondas, y corriente llena,a quien vencer mis lágrimas porfían,viva siempre mi mal y amor crecido. Fernando de Herrera
  11. 11. Las principales situaciones tópicas son: La pura exaltación de la belleza de la dama. Los intentos de precisar qué es el amor y cómo se manifiestan sus efectos contradictorios (hielo abrasador, dulce llama, guerra que da paz...) Las quejas a que dan ocasión la indiferencia de la dama. El sufrimiento que origina su ausencia. La esperanza, como remedio contra la angustia de amar sin ser correspondido.
  12. 12. Cuando esperaba el corazón y ardía(que hoy arde, mas arder ya será en vano,por culpa de la airada injusta manoque rompió el hilo a la esperanza mía),hermosa falda vi de blanca y fríanieve, tendida por un verde llano,tan pura, que jamás sol ni pie humanobañó tocando su beldad natía.Bien la pude coger, bien cerca tuvecon qué amansar mi fuego; mas turbado,ya tendida la mano, me detuve.En tanto (¡ay ¿dónde?) mi vecina gloriahuyó cual sueño o sombra, y no ha quedadod’ella sino el dolor y la memoria. Francisco de Figueroa
  13. 13. Las fuentes clásicasLa literatura renacentista hereda del bucolismo grecolatino un modelo de medio natural poetizado.En este modelo cabe distinguir entre: El marco bucólico-amoroso: en el que se desarrolla con frecuencia la poesía amorosa. El marco bucólico-ascético: propio de un deseo de vida retirada, lejos del mundo turbulento de la corte.
  14. 14. El marco bucólico amorosoSu fuente principal son las Bucólicas de Virgilio. Mantiene dos componentes fundamentales: La figuración pastoril del autor y de las personas con las que se relaciona en el poema. El estereotipo del locus amoenus (lugar agradable), escenario idealizado.
  15. 15. Corrientes puras, cristalinas;Árboles que os estáis mirando en ellas,Verde prado de fresca sombra lleno,Aves que aquí sembráis vuestras querellas,Hiedra que por los árboles caminas,Torciendo el paso por su verde seno;Yo me vi tan ajenoDel grave mal que siento,Que de puro contentoCon vuestra soledad me recreaba,Donde con dulce sueño reposaba,O con el pensamiento discurríaPor donde no hallabaSino memorias llenas de alegría. Garcilaso de la Vega
  16. 16. El marco bucólico ascéticoEn él se halla también el locus amoenus pero desde un punto de vista menos abstracto.El paisaje es fruto de una idealización más adaptada a los límites de lo real e inmediato.Se concreta en la aspiración del autor a vivir apartado del mundo, motivo poético procedente de Horacio (beatus ille).
  17. 17. ¡Qué descansada vidala del que huye del mundanal rüidoy sigue la escondidasenda, por donde han idolos pocos sabios que en el mundo han sido!(...)Del monte en la ladera,por mi mano plantado tengo un huerto,que con la primavera,de bella flor cubierto,ya muestra en esperanza el fruto cierto. Fray Luis de León
  18. 18. Recreaciones mitológicas El autor renacentista aprende a recrear los mitos clásicos, ejerciendo especial influencia las Metamorfosis de Ovidio. Los episodios mitológicos mas reelaborados son: la transformación de Dafne en laurel, cuando huía de Apolo (simboliza el rechazo amoroso y el amor imposible); el descenso de Orfeo al reino de los muertos en busca de Eurídice (símbolo de la fidelidad amorosa); la caída de Faetonte al desbocarse los caballos del carro solar (símbolo de la osadía del amante)...
  19. 19. A Dafne ya los brazos le crecíany en luengos ramos vueltos se mostraban;en verdes hojas vi que se tornabanlos cabellos que el oro escurecían;de áspera corteza se cubríanlos tiernos miembros que aun bullendo estaban;los blancos pies en tierra se hincabany en torcidas raíces se volvían.Aquel que fue la causa de tal daño,a fuerza de llorar, crecer hacíaeste árbol, que con lágrimas regaba.¡Oh miserable estado, oh mal tamaño,que con llorarla crezca cada díala causa y la razón por que lloraba! Garcilaso de la Vega
  20. 20. Temas horacianosEl pensamiento de Horacio influye en los escritores renacentistas fundamentalmente a través de dos tópicos: Carpe diem: se exhorta a gozar del presente, ya que la vida es corta y la muerte se presenta sin previo aviso. Beatus ille: en el que, como ya comentamos, se concreta la aspiración del autor a vivir alejado del mundanal ruido.
  21. 21. En tanto que de rosa y azucenase muestra la color en vuestro gesto,y que vuestro mirar ardiente, honesto,enciende el corazón y lo refrena;y en tanto que el cabello, que en la venadel oro se escogió, con vuelo presto,por el hermoso cuello blanco, enhiesto,el viento mueve, esparce y desordena;coged de vuestra alegre primaverael dulce fruto, antes que el tiempo airadocubra de nieve la hermosa cumbre.Marchitará la rosa el viento helado,todo lo mudará la edad ligera,por no hacer mudanza en su costumbre. Garcilaso de la Vega
  22. 22. Poetas petrarquistas en la lírica española: Garcilaso de la Vega (1501-1536)Encarna al prototipo de caballero renacentista: hombre de armas y letras.De familia noble, en 1520 entra al servicio del emperador Carlos V. Inicia, así, su vida de caballero al servicio de las armas.En 1525 contrae matrimonio con Elena de Zúñiga, dama de doña Leonor, hermana del Emperador.
  23. 23. Sin embargo, no será su esposa sino Isabel Freyre, dama portuguesa al servicio de la Emperatriz, la musa de su poesía.Muere en la Provenza francesa en 1536, en el fragor de una batalla, sirviendo a su rey.
  24. 24. Obra:A pesar de su brevedad, ha sido la poesía que más trascendencia ha tenido en la lírica castellana.Comprende tres églogas, dos elegías, una epístola, cinco canciones, treinta y ocho sonetos y varias composiciones cortas.El tema central de la poesía de Garcilaso es el amor, personificado en doña Isabel Freyre.
  25. 25. Entre las influencias en su poesía hallamos, fundamentalmente, a los clásicos latinos y a los poetas italianos. Sin embargo, están perfectamente asimilados (poesía de rara sinceridad y belleza).En cuanto a su estilo, se caracteriza por la naturalidad y claridad de sus versos.El tono de su poesía es triste, dulce y melancólico, tal y como demuestran los adjetivos antepuestos (“dulces prendas”, “triste canto”...)
  26. 26. Otros poetas petrarquistasEn la primera mitad de siglo: Juan Boscán, Diego Hurtado de Mendoza, Gutierre de Cetina.En la segunda mitad de siglo: Fernando de Herrera, Francisco de Figueroa.

×