SlideShare una empresa de Scribd logo
1 de 4
Descargar para leer sin conexión
Tema Nº 3: El carisma de lenguas (26 de marzo 2011)


1. Tres observaciones importantes

   -Desconfianza y miedo de los cristianos. La oración en lenguas, hay que decirlo, estaba
   prácticamente olvidada antes que empezara la Renovación. Su irrupción en los grupos de
   oración a puesto incómodos a algunos cristianos; muchos han desconfiado de toda la
   Renovación, porque les parecía una rareza que no tenía nada que ver -a su modo de
   pensar- con la vida cristiana, "Todo, decían, menos eso", La desconfianza engendra el
   temor, temor sobre todo del ridículo, Estas páginas quisieran familiarizarlos, ayudarlos a
   mirar y a juzgar de acuerdo con la Escritura y la experiencia de tantos y tantos cristianos a
   través del mundo.

   -El don del Espíritu no está ligado al don de lenguas".
   Es el primer punto que hay que aclarar.: Los pentecostales han ligado tanto el Espíritu al
   don de lenguas que este don se ha vuelto para ellos signo de la presencia del Espíritu.
   Llegan hasta decir que el que no tiene este don no está habitado por el Espíritu. Es un error
   teológico relacionado con el bautismo y la confirmación.

   -No desprecien los dones de Dios. Para abordar este tema, hay que hacerlo con respeto
   porque es la Escritura inspirada por Dios la que nos habla del don de lenguas. Rechazarlo
   a priori sería una actitud negativa que jamás se puede tener frente a la Palabra de Dios.
   Al contrario, hay que tener una actitud de acogida y decirse: "Tratemos de comprender",
   En cuanto al desprecio, sabemos muy bien que está muy cercano al orgullo y a la cegue-
   ra y que nunca produce nada bueno.

2. Manifestaciones del don de la oración en lenguas

   a) "Pues les oían hablar en lenguas y glorificar a Dios" (Hech. 10, 46). Este pasaje de los
   Hechos de los Apóstoles debe ser relacionado con lo que pasó el día de Pentecostés:
   "Todos les oíamos hablar en nuestra lengua las maravillas de Dios" (Hech. 2, 11).

   En los grupos de oración hay una experiencia colectiva del canto en 'lenguas: es el canto
   en lenguas "ascendente": sube del corazón de los hijos de Dios hacia su Señor. Es una ora-
   ción de alabanza muy pura, que viene de las profundidades de nuestro ser y utiliza un
   lenguaje preconceptual que existe en todo ser humano. Este lenguaje "sin palabras", lo
   hemos utilizado cuando éramos bebés; ahora lo empleamos cuando estamos llenos de
   alegría y amor; cuando las palabras ya no bastan, no hay ni tiempo para que se formen, y
   son reemplazadas por clamores, gritos, murmullos.

   Pero ¿qué tiene que ver el Espíritu en esto? Es muy sencillo: el Espíritu Santo habita en ca-
   da uno de nosotros y su acción pasa a través del ser que somos, un ser humano formado
   de cuerpo y espíritu; entonces el Espíritu utiliza este lenguaje preconceptual para hace-
   mos orar. Del mismo modo puede servirse de nuestras lágrimas -los antiguos hablaban del
   don de lágrimas- como camino de comunión con Dios. No perdamos nunca de vista esta
   verdad fundamental: la gracia no destruye la naturaleza se sirve de ella y la perfecciona.

   Ciertamente puede haber cantos en lenguas totalmente artificiales; en ese caso no vie-
   nen del Espíritu. Pero los que vienen del Espíritu nos dan siempre el sentido de la presencia
   de Dios, una paz interior que no engaña y que se acompaña con un gran deseo de amar
   a Dios y a nuestros hermanos.

   Una pequeña anécdota a la vez humorística y significativa ilustra bien el canto en lenguas
   colectivo. Una mujer de Marolles (barrio popular de Bruselas), no practicante y bastante
   en "contra de los curas", vivía cerca del lugar donde se oraba Un día, atraída por el canto
Tema Nº 3: El carisma de lenguas (26 de marzo 2011)


vino a ver. Durante el canto en lenguas, las lágrimas le corrían por las mejillas. Después de
la reunión dijo: "¡En un momento dado ustedes cantaron algo tan hermoso! Yo no com-
prendía nada, pero eso me cantaba en el corazón... iCuántas veces habrán tenido que
ensayarlo para cantarlo tan bien!".

b) Doy gracias a Dios porque hablo en lenguas más que todos vosotros; pero en la asam-
blea, prefiero decir cinco palabras que sean inteligibles (1 Cor. 14, 18).

San Pablo mira el don de lenguas como un don personal. Este don es una gran ayuda
para la oración; por lo demás es ante todo un don de oración. "Porque si oro en lengua,
mi espíritu ora, pero mi mente queda sin fruto" (l Coro 14, 14). Es una oración sin palabras',
una comunión intensa con el Señor, tan intensa y tan profunda que no se encuentran las
palabras; entonces “el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos inefables...”
(Rom. 8,26).

San Pablo nos dice que es una oración que "nos edifica" (1 Cor. 14, 14). Esto quiere decir
que ella nos conduce a un encuentro amoroso con las Tres Personas que habitan en noso-
tros: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo.

El padre Van der Eynde nos da una excelente visión de esta manera de orar: "Por este
carisma bien vivido se acoge al Espíritu, se experimenta su presencia viva, actuante, uno,
se entrega a Él, se le da poder sobre uno, y uno se apoya realmente en El. Y El actúa en
nosotros habita nuestra vida, se sirve de nuestro cuerpo, pasa a través de todo lo que so-
mos, para actuar, revelar a Jesús, manifestar la gloria de Jesús”.

Ciertamente, ¡no es el único camino para entrar en el misterio de la oración! Que los que
han recibido este don no lo descuiden; los que no 10 han recibido, que 10 pidan, y los que
han descubierto otro camino, que no desprecien nunca a los que oran en lenguas.
La oración en lenguas es también una gran ayuda cuando intercedemos por los herma-
nos que necesitan sanación y liberación.

San Pablo escribe: Dios da "a otro diversos géneros de lenguas; y a otro, interpretación de
lenguas" y de estos carismas, como de los demás, observa después que "todas estas cosas
las hace uno y el mismo Espíritu, repartiendo a cada uno en particular como él quiere" (1
Cor 12, 10-11).

El carisma de lenguas

En el capítulo VI tratamos de la comunicación con Dios que puede tomar la forma de
oración en lenguas. Esa oración es una gracia de oración, una gracia en que, como en
toda oración, el Espíritu Santo nos capacita para orar; aun más: "el Espíritu mismo da testi-
monio a nuestro espíritu, de que somos hijos de Dios" (Rm 8, 16).

Esa oración es de inmenso valor, y podemos abrirnos a ella en todo momento, así como
en todo momento podemos rezar el Padre Nuestro y comunicarnos con Dios por medio de
esa oración.

Pero una cosa es la oración en lenguas y otra es el carisma de lenguas. El carisma de len-
guas es una iniciativa de Dios, una moción para hablar en lenguas, con un contenido ins-
pirado por el mismo Espíritu para bien de la comunidad. Cuando es Dios quien realmente
inspira esta manifestación, la comunidad siente su presencia y acción, se pone alerta pa-
ra saber su contenido y recibe con alegría su interpretación.
Tema Nº 3: El carisma de lenguas (26 de marzo 2011)



La interpretación

Ante todo, notemos que no se trata de "traducción" sino de interpretación, porque las
lenguas no contienen un mensaje formulado en conceptos mentales, sino un mensaje
comunicado en forma expresiva.

Así como el ballet es un movimiento con lenguaje expresivo y puede ser interpretado co-
mo expresión de amor, de pesar, de desesperación, de alegría, de entusiasmo ... así tam-
bién el mensaje en lenguas tiene un significado que pide ser interpretado para bien de la
comunidad. Cualquiera persona que contempla un ballet y que tenga sensibilidad, pue-
de interpretar el sentido del ballet; pero no cualquiera persona que escucha un mensaje
en lenguas puede interpretarlo para los demás. Se necesita una inspiración.
Esta interpretación inspirada se presenta en la mente del intérprete o bien como una frase
completa y terminada, o bien en forma incompleta que se va completando, o bien como
una imagen, o de otras formas. Como no se trata de traducción sino de interpretación,
puede suceder que dos interpretaciones se enriquezcan para dar el sentido completo al
mensaje de Dios.

Al hablar de mensajes divinos no negamos que se den elementos humanos para explicar
estos fenómenos de lenguas e interpretación. El contexto suele ser el de una asamblea
que ha llegado a una unidad profunda de fe y sentimiento, gracias a los cantos, la ora-
ción, la convicción de la presencia de Dios.

Esta unidad emocional favorece el que uno de los presentes se exprese en lenguas en
armonía con esa unidad, y que otro de los presentes interprete esas lenguas con palabras
que respondan a esa unidad. Hay en todo esto una ley de armonía que permite que la
asamblea se reconozca expresada en lenguas y en su interpretación. Pero esta explica-
ción sicológica no agota la realidad. De ninguna manera sirve para excluir la acción divi-
na. ¿No prometió Jesús: "Donde hay dos o tres reunidos en mi nombre, allí estoy yo en
medio de ellos (Mt 18, 20)"?

Un par de ejemplos

Durante una oración compartida, un sacerdote, el P. Miguel O'Boyle, se sintió fuertemente
movido y pronunció una profecía en lenguas. Una señora, Silvia Fuentes, vio una luz (me
dijo que era como un foco eléctrico) y sintió una orden interior: "Di... ". Ella que no tenía
experiencia en estas cosas, no se atrevía; cerraba los ojos, los abría, y todavía veía la luz.
Entonces pronunció las palabras que le brotaban de dentro; desapareció la luz y ella
quedó inundada de emoción y de lágrimas (conversé con ella apenas terminó la ora-
ción).

En otra ocasión, al producirse una profecía en lenguas, pedí al Señor una imagen. Ésta me
ayudo a confirmar la interpretación que se dio, y aun a completarla. Otro de los presentes
me confirmó que había sentido incompleta la primera interpretación.

Ejercicios de lenguas e interpretación

Desde luego notemos el cuadro en que se dan estos carismas: un grupo de oración; un
grupo que ha logrado la unidad profunda en esa oración; un silencio recogido en que
puede brotar el carisma de lenguas y el de interpretación.
Para abrirnos a estos carismas, pongamos, con la gracia de Dios, las condiciones favora-
bles y confiemos en que Dios nos inspirará.
Tema Nº 3: El carisma de lenguas (26 de marzo 2011)


Evitemos por una parte la timidez; pero por sobre todo evitemos la banalización en que,
por rutina, se produce un silencio, una o dos personas (siempre las mismas) pronuncian
algunas palabras en lenguas, otras (y siempre las mismas) dan interpretaciones “de
cajón”. Estos carismas son valiosos y deben ser tratados con mucho respeto.

El respeto no significa una sobrevaloración. Hay manifestaciones de Dios que son realmen-
te extraordinarias, y se dan pocas veces. Pero hay también manifestaciones de “menor
cuantía”, más frecuentes y comunes (cfr. CV II LG 12) que no dejan de contribuir al creci-
miento del pueblo de Dios. Son manifestaciones tangibles de la presencia y amor de Dios.
Podemos ejercitarnos y estar dispuestos para recibirlas. De Dios depende el dárnoslas.

Ejercicio práctico

1º Pedir a Dios la gracia de poder alabarle con lenguas.

2º Comenzar alabar en voz alta, a Dios en castellano; y luego pasar a usar sílabas o pala-
bras como: hosanna, aleluya, gloria… repitiéndolas y mezclando con otras, hasta que las
sílabas vayan brotando con facilidad como de una fuente.

3º Dedicar cada día unos minutos para orar en lenguas. La atención se despegará de las
sílabas y atenderá a la comunicación. Como diría san Ignacio: se atiende a la grandeza
de Dios a quien nos dirigimos, a la pequeñez de la persona que ora, a la inmensa gracia
de poder comunicarnos con Dios.

4º Orar en lenguas siempre que queramos conocer si una inspiración viene de Dios. Orar
en lenguas nos sintoniza con Dios; si la inspiración viene de Dios, armoniza con nuestro cli-
ma interior y sentimos paz y alegría. Una inspiración que no viene de dios desaparece o
produce turbación en un clima interior de oración.

5º Orar en lenguas siempre que deseemos recibir un “carisma de pensamiento” tal como
las visiones, discernimiento de espíritus, la palabra de ciencia, palabra de sabiduría, etc.
La oración en lenguas despeja nuestro interior; y Dios nos comunicará su palabra, si ésa es
su voluntad.

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

La actualidad más candente (17)

LA EVANGELIZACION A TRAVES DE LA PAGINA IMPRESA. TOMO II. CAP 1.
LA EVANGELIZACION A TRAVES DE LA PAGINA IMPRESA. TOMO II. CAP 1.LA EVANGELIZACION A TRAVES DE LA PAGINA IMPRESA. TOMO II. CAP 1.
LA EVANGELIZACION A TRAVES DE LA PAGINA IMPRESA. TOMO II. CAP 1.
 
Hermenéutica
HermenéuticaHermenéutica
Hermenéutica
 
Curso de homiletica
Curso de homileticaCurso de homiletica
Curso de homiletica
 
Homiletica ii a
Homiletica ii aHomiletica ii a
Homiletica ii a
 
Lashom ha kodesh
Lashom ha kodeshLashom ha kodesh
Lashom ha kodesh
 
24 principios básicos para interpretar la biblia walter henrichsen
24 principios básicos para interpretar la biblia   walter henrichsen24 principios básicos para interpretar la biblia   walter henrichsen
24 principios básicos para interpretar la biblia walter henrichsen
 
Homiletica i
Homiletica iHomiletica i
Homiletica i
 
35414472 el-hebreo-es-el-vocabulario-santo
35414472 el-hebreo-es-el-vocabulario-santo35414472 el-hebreo-es-el-vocabulario-santo
35414472 el-hebreo-es-el-vocabulario-santo
 
61 0211 abraham restaurado
61 0211 abraham restaurado61 0211 abraham restaurado
61 0211 abraham restaurado
 
Curso de homilética. Sesión 1
Curso de homilética. Sesión 1Curso de homilética. Sesión 1
Curso de homilética. Sesión 1
 
Curso de homiletica
Curso de homileticaCurso de homiletica
Curso de homiletica
 
Cómo escribir cantos_escriturales
Cómo escribir cantos_escrituralesCómo escribir cantos_escriturales
Cómo escribir cantos_escriturales
 
Oratoria y homiletica I
Oratoria y homiletica IOratoria y homiletica I
Oratoria y homiletica I
 
Modelos para orar en grupos pequeños
Modelos para orar en grupos pequeñosModelos para orar en grupos pequeños
Modelos para orar en grupos pequeños
 
Diapositivas pow. point para subir a la web
Diapositivas pow. point para subir a la webDiapositivas pow. point para subir a la web
Diapositivas pow. point para subir a la web
 
61 0218 bálsamo en galaad
61 0218 bálsamo en galaad61 0218 bálsamo en galaad
61 0218 bálsamo en galaad
 
Seminario pastoral homilética I
Seminario pastoral homilética ISeminario pastoral homilética I
Seminario pastoral homilética I
 

Similar a Tema Nº 3: Lenguas

32071723 el-don-de-lenguas-pequeno-manual-para-usuarios-catolicos
32071723 el-don-de-lenguas-pequeno-manual-para-usuarios-catolicos32071723 el-don-de-lenguas-pequeno-manual-para-usuarios-catolicos
32071723 el-don-de-lenguas-pequeno-manual-para-usuarios-catolicosGabriel Hernandez
 
El don de lenguas.
El don de lenguas.El don de lenguas.
El don de lenguas.Raquel Z
 
Las lenguas, el bautismo en el Espíritu y el orar en lenguas.
Las lenguas, el bautismo en el Espíritu y el orar en lenguas.Las lenguas, el bautismo en el Espíritu y el orar en lenguas.
Las lenguas, el bautismo en el Espíritu y el orar en lenguas.krlos777777
 
Santiago 3 la lengua y el cuidado que debemos tener
Santiago 3 la lengua y el cuidado que debemos tenerSantiago 3 la lengua y el cuidado que debemos tener
Santiago 3 la lengua y el cuidado que debemos tenerCarlos Aponte Sandoval
 
Enséñanos a orar apuntes clase 10
Enséñanos a orar apuntes clase 10Enséñanos a orar apuntes clase 10
Enséñanos a orar apuntes clase 10casadeoracion1
 
Lección 13 - De lo incomprensible al entendimiento
Lección 13 - De lo incomprensible al entendimientoLección 13 - De lo incomprensible al entendimiento
Lección 13 - De lo incomprensible al entendimientoTeoTecnologia.com
 
AIN - 10 - 28 - COMO ENTIENDEN USTEDES EL TEMA DE LAS LENGUAS ANGÉLICAS_.pdf
AIN - 10 - 28 - COMO ENTIENDEN USTEDES EL TEMA DE LAS LENGUAS ANGÉLICAS_.pdfAIN - 10 - 28 - COMO ENTIENDEN USTEDES EL TEMA DE LAS LENGUAS ANGÉLICAS_.pdf
AIN - 10 - 28 - COMO ENTIENDEN USTEDES EL TEMA DE LAS LENGUAS ANGÉLICAS_.pdfRegresando a las Raices de la Fe
 
Porque hablar en otras lenguas
Porque hablar en otras lenguasPorque hablar en otras lenguas
Porque hablar en otras lenguasRaul Ccrs
 
Misa Paso a Paso
Misa Paso a PasoMisa Paso a Paso
Misa Paso a Pasogoyipo
 

Similar a Tema Nº 3: Lenguas (20)

Dones del espiritu santo 1
Dones del espiritu santo 1Dones del espiritu santo 1
Dones del espiritu santo 1
 
32071723 el-don-de-lenguas-pequeno-manual-para-usuarios-catolicos
32071723 el-don-de-lenguas-pequeno-manual-para-usuarios-catolicos32071723 el-don-de-lenguas-pequeno-manual-para-usuarios-catolicos
32071723 el-don-de-lenguas-pequeno-manual-para-usuarios-catolicos
 
El don de lenguas.
El don de lenguas.El don de lenguas.
El don de lenguas.
 
La oración en lenguas
La oración en lenguasLa oración en lenguas
La oración en lenguas
 
Las lenguas, el bautismo en el Espíritu y el orar en lenguas.
Las lenguas, el bautismo en el Espíritu y el orar en lenguas.Las lenguas, el bautismo en el Espíritu y el orar en lenguas.
Las lenguas, el bautismo en el Espíritu y el orar en lenguas.
 
39 09 himnario iglesias de lutero puerto fonck chile www.gftaognosticaespiri...
39 09 himnario iglesias de lutero puerto fonck chile  www.gftaognosticaespiri...39 09 himnario iglesias de lutero puerto fonck chile  www.gftaognosticaespiri...
39 09 himnario iglesias de lutero puerto fonck chile www.gftaognosticaespiri...
 
Don de lenguas
Don de lenguasDon de lenguas
Don de lenguas
 
liturgia-de-la-misa-vi
liturgia-de-la-misa-viliturgia-de-la-misa-vi
liturgia-de-la-misa-vi
 
MATERIAL-Taller-Lectores.pdf
MATERIAL-Taller-Lectores.pdfMATERIAL-Taller-Lectores.pdf
MATERIAL-Taller-Lectores.pdf
 
MATERIAL-Taller-Lectores.pdf
MATERIAL-Taller-Lectores.pdfMATERIAL-Taller-Lectores.pdf
MATERIAL-Taller-Lectores.pdf
 
Santiago 3 la lengua y el cuidado que debemos tener
Santiago 3 la lengua y el cuidado que debemos tenerSantiago 3 la lengua y el cuidado que debemos tener
Santiago 3 la lengua y el cuidado que debemos tener
 
A solas con dios
A solas con diosA solas con dios
A solas con dios
 
La música como oración y terapia
La música como oración y terapiaLa música como oración y terapia
La música como oración y terapia
 
Enséñanos a orar apuntes clase 10
Enséñanos a orar apuntes clase 10Enséñanos a orar apuntes clase 10
Enséñanos a orar apuntes clase 10
 
Lección 13 - De lo incomprensible al entendimiento
Lección 13 - De lo incomprensible al entendimientoLección 13 - De lo incomprensible al entendimiento
Lección 13 - De lo incomprensible al entendimiento
 
Eucaristia paso a paso
Eucaristia paso a pasoEucaristia paso a paso
Eucaristia paso a paso
 
AIN - 10 - 28 - COMO ENTIENDEN USTEDES EL TEMA DE LAS LENGUAS ANGÉLICAS_.pdf
AIN - 10 - 28 - COMO ENTIENDEN USTEDES EL TEMA DE LAS LENGUAS ANGÉLICAS_.pdfAIN - 10 - 28 - COMO ENTIENDEN USTEDES EL TEMA DE LAS LENGUAS ANGÉLICAS_.pdf
AIN - 10 - 28 - COMO ENTIENDEN USTEDES EL TEMA DE LAS LENGUAS ANGÉLICAS_.pdf
 
Porque hablar en otras lenguas
Porque hablar en otras lenguasPorque hablar en otras lenguas
Porque hablar en otras lenguas
 
Don de Hablar En Lenguas
Don de Hablar En LenguasDon de Hablar En Lenguas
Don de Hablar En Lenguas
 
Misa Paso a Paso
Misa Paso a PasoMisa Paso a Paso
Misa Paso a Paso
 

Más de David Castro

Taller nº 4: Carismas de pensamiento
Taller nº 4: Carismas de pensamientoTaller nº 4: Carismas de pensamiento
Taller nº 4: Carismas de pensamientoDavid Castro
 
Tema nº 1: la alabanza
Tema nº 1: la alabanzaTema nº 1: la alabanza
Tema nº 1: la alabanzaDavid Castro
 
Tema Nº2: La Profecía
Tema Nº2: La ProfecíaTema Nº2: La Profecía
Tema Nº2: La ProfecíaDavid Castro
 
Síntesis Cap. 2: "Metodología Catequística"
Síntesis Cap. 2: "Metodología Catequística"Síntesis Cap. 2: "Metodología Catequística"
Síntesis Cap. 2: "Metodología Catequística"David Castro
 
Análisis Didáctico "Nápola"
Análisis Didáctico "Nápola"Análisis Didáctico "Nápola"
Análisis Didáctico "Nápola"David Castro
 
Comparación nicea y calcedonia
Comparación nicea y calcedoniaComparación nicea y calcedonia
Comparación nicea y calcedoniaDavid Castro
 
Proyecto de Mejoramiento Educativo
Proyecto de Mejoramiento EducativoProyecto de Mejoramiento Educativo
Proyecto de Mejoramiento EducativoDavid Castro
 
Informe de lectura: "Los Sacramentos de la Vida"
Informe de lectura:  "Los Sacramentos de la Vida"Informe de lectura:  "Los Sacramentos de la Vida"
Informe de lectura: "Los Sacramentos de la Vida"David Castro
 
Concilios Ecuménicos
Concilios EcuménicosConcilios Ecuménicos
Concilios EcuménicosDavid Castro
 
Días de la semana
Días de la semanaDías de la semana
Días de la semanaDavid Castro
 
Estilos de Gestión de Clase
Estilos de Gestión de ClaseEstilos de Gestión de Clase
Estilos de Gestión de ClaseDavid Castro
 
La Iglesia Como Pueblo De Dios
La Iglesia Como Pueblo De DiosLa Iglesia Como Pueblo De Dios
La Iglesia Como Pueblo De DiosDavid Castro
 
Esquema Gestión del Aula
Esquema Gestión del AulaEsquema Gestión del Aula
Esquema Gestión del AulaDavid Castro
 
Informe Didáctico para la elaboración de una Clase sobre Historia de la Iglesia
Informe Didáctico para la elaboración de una Clase sobre Historia de la IglesiaInforme Didáctico para la elaboración de una Clase sobre Historia de la Iglesia
Informe Didáctico para la elaboración de una Clase sobre Historia de la IglesiaDavid Castro
 
Expansión del Cristianismo en el Siglo I
Expansión del Cristianismo en el Siglo IExpansión del Cristianismo en el Siglo I
Expansión del Cristianismo en el Siglo IDavid Castro
 
Psicopedagogía Relgiosa
Psicopedagogía RelgiosaPsicopedagogía Relgiosa
Psicopedagogía RelgiosaDavid Castro
 
Árbol de problemas elaboracion proyecto de Mejoramiento Educativo
Árbol de problemas elaboracion proyecto de Mejoramiento EducativoÁrbol de problemas elaboracion proyecto de Mejoramiento Educativo
Árbol de problemas elaboracion proyecto de Mejoramiento EducativoDavid Castro
 
Esquema CurríCulo Y RelacióN Social
Esquema CurríCulo Y RelacióN SocialEsquema CurríCulo Y RelacióN Social
Esquema CurríCulo Y RelacióN SocialDavid Castro
 

Más de David Castro (20)

Taller nº 4: Carismas de pensamiento
Taller nº 4: Carismas de pensamientoTaller nº 4: Carismas de pensamiento
Taller nº 4: Carismas de pensamiento
 
Tema nº 1: la alabanza
Tema nº 1: la alabanzaTema nº 1: la alabanza
Tema nº 1: la alabanza
 
Tema Nº2: La Profecía
Tema Nº2: La ProfecíaTema Nº2: La Profecía
Tema Nº2: La Profecía
 
Ética del aborto
Ética del abortoÉtica del aborto
Ética del aborto
 
Síntesis Cap. 2: "Metodología Catequística"
Síntesis Cap. 2: "Metodología Catequística"Síntesis Cap. 2: "Metodología Catequística"
Síntesis Cap. 2: "Metodología Catequística"
 
Pensamientos
PensamientosPensamientos
Pensamientos
 
Análisis Didáctico "Nápola"
Análisis Didáctico "Nápola"Análisis Didáctico "Nápola"
Análisis Didáctico "Nápola"
 
Comparación nicea y calcedonia
Comparación nicea y calcedoniaComparación nicea y calcedonia
Comparación nicea y calcedonia
 
Proyecto de Mejoramiento Educativo
Proyecto de Mejoramiento EducativoProyecto de Mejoramiento Educativo
Proyecto de Mejoramiento Educativo
 
Informe de lectura: "Los Sacramentos de la Vida"
Informe de lectura:  "Los Sacramentos de la Vida"Informe de lectura:  "Los Sacramentos de la Vida"
Informe de lectura: "Los Sacramentos de la Vida"
 
Concilios Ecuménicos
Concilios EcuménicosConcilios Ecuménicos
Concilios Ecuménicos
 
Días de la semana
Días de la semanaDías de la semana
Días de la semana
 
Estilos de Gestión de Clase
Estilos de Gestión de ClaseEstilos de Gestión de Clase
Estilos de Gestión de Clase
 
La Iglesia Como Pueblo De Dios
La Iglesia Como Pueblo De DiosLa Iglesia Como Pueblo De Dios
La Iglesia Como Pueblo De Dios
 
Esquema Gestión del Aula
Esquema Gestión del AulaEsquema Gestión del Aula
Esquema Gestión del Aula
 
Informe Didáctico para la elaboración de una Clase sobre Historia de la Iglesia
Informe Didáctico para la elaboración de una Clase sobre Historia de la IglesiaInforme Didáctico para la elaboración de una Clase sobre Historia de la Iglesia
Informe Didáctico para la elaboración de una Clase sobre Historia de la Iglesia
 
Expansión del Cristianismo en el Siglo I
Expansión del Cristianismo en el Siglo IExpansión del Cristianismo en el Siglo I
Expansión del Cristianismo en el Siglo I
 
Psicopedagogía Relgiosa
Psicopedagogía RelgiosaPsicopedagogía Relgiosa
Psicopedagogía Relgiosa
 
Árbol de problemas elaboracion proyecto de Mejoramiento Educativo
Árbol de problemas elaboracion proyecto de Mejoramiento EducativoÁrbol de problemas elaboracion proyecto de Mejoramiento Educativo
Árbol de problemas elaboracion proyecto de Mejoramiento Educativo
 
Esquema CurríCulo Y RelacióN Social
Esquema CurríCulo Y RelacióN SocialEsquema CurríCulo Y RelacióN Social
Esquema CurríCulo Y RelacióN Social
 

Último

PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdf
PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdfPRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdf
PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdfasociacion
 
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de Pentecostes
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de PentecostesPentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de Pentecostes
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de PentecostesIglesia Pentecostal Nazaret
 
Sermon Conquistadores - Alegria -2020.pdf
Sermon Conquistadores - Alegria -2020.pdfSermon Conquistadores - Alegria -2020.pdf
Sermon Conquistadores - Alegria -2020.pdfhugocuella1
 
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdf
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdfPARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdf
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdfAntonio Miguel Salas Sierra
 
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptxRecuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptxjenune
 
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdf
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdfLA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdf
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdfasociacion
 
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdf
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdfIDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdf
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdfasociacion
 
61 El Tiempo de Angustia 23.08.04.pdf
61 El Tiempo de Angustia    23.08.04.pdf61 El Tiempo de Angustia    23.08.04.pdf
61 El Tiempo de Angustia 23.08.04.pdfFedericoSalvadorWads1
 

Último (8)

PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdf
PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdfPRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdf
PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdf
 
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de Pentecostes
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de PentecostesPentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de Pentecostes
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de Pentecostes
 
Sermon Conquistadores - Alegria -2020.pdf
Sermon Conquistadores - Alegria -2020.pdfSermon Conquistadores - Alegria -2020.pdf
Sermon Conquistadores - Alegria -2020.pdf
 
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdf
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdfPARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdf
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdf
 
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptxRecuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
 
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdf
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdfLA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdf
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdf
 
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdf
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdfIDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdf
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdf
 
61 El Tiempo de Angustia 23.08.04.pdf
61 El Tiempo de Angustia    23.08.04.pdf61 El Tiempo de Angustia    23.08.04.pdf
61 El Tiempo de Angustia 23.08.04.pdf
 

Tema Nº 3: Lenguas

  • 1. Tema Nº 3: El carisma de lenguas (26 de marzo 2011) 1. Tres observaciones importantes -Desconfianza y miedo de los cristianos. La oración en lenguas, hay que decirlo, estaba prácticamente olvidada antes que empezara la Renovación. Su irrupción en los grupos de oración a puesto incómodos a algunos cristianos; muchos han desconfiado de toda la Renovación, porque les parecía una rareza que no tenía nada que ver -a su modo de pensar- con la vida cristiana, "Todo, decían, menos eso", La desconfianza engendra el temor, temor sobre todo del ridículo, Estas páginas quisieran familiarizarlos, ayudarlos a mirar y a juzgar de acuerdo con la Escritura y la experiencia de tantos y tantos cristianos a través del mundo. -El don del Espíritu no está ligado al don de lenguas". Es el primer punto que hay que aclarar.: Los pentecostales han ligado tanto el Espíritu al don de lenguas que este don se ha vuelto para ellos signo de la presencia del Espíritu. Llegan hasta decir que el que no tiene este don no está habitado por el Espíritu. Es un error teológico relacionado con el bautismo y la confirmación. -No desprecien los dones de Dios. Para abordar este tema, hay que hacerlo con respeto porque es la Escritura inspirada por Dios la que nos habla del don de lenguas. Rechazarlo a priori sería una actitud negativa que jamás se puede tener frente a la Palabra de Dios. Al contrario, hay que tener una actitud de acogida y decirse: "Tratemos de comprender", En cuanto al desprecio, sabemos muy bien que está muy cercano al orgullo y a la cegue- ra y que nunca produce nada bueno. 2. Manifestaciones del don de la oración en lenguas a) "Pues les oían hablar en lenguas y glorificar a Dios" (Hech. 10, 46). Este pasaje de los Hechos de los Apóstoles debe ser relacionado con lo que pasó el día de Pentecostés: "Todos les oíamos hablar en nuestra lengua las maravillas de Dios" (Hech. 2, 11). En los grupos de oración hay una experiencia colectiva del canto en 'lenguas: es el canto en lenguas "ascendente": sube del corazón de los hijos de Dios hacia su Señor. Es una ora- ción de alabanza muy pura, que viene de las profundidades de nuestro ser y utiliza un lenguaje preconceptual que existe en todo ser humano. Este lenguaje "sin palabras", lo hemos utilizado cuando éramos bebés; ahora lo empleamos cuando estamos llenos de alegría y amor; cuando las palabras ya no bastan, no hay ni tiempo para que se formen, y son reemplazadas por clamores, gritos, murmullos. Pero ¿qué tiene que ver el Espíritu en esto? Es muy sencillo: el Espíritu Santo habita en ca- da uno de nosotros y su acción pasa a través del ser que somos, un ser humano formado de cuerpo y espíritu; entonces el Espíritu utiliza este lenguaje preconceptual para hace- mos orar. Del mismo modo puede servirse de nuestras lágrimas -los antiguos hablaban del don de lágrimas- como camino de comunión con Dios. No perdamos nunca de vista esta verdad fundamental: la gracia no destruye la naturaleza se sirve de ella y la perfecciona. Ciertamente puede haber cantos en lenguas totalmente artificiales; en ese caso no vie- nen del Espíritu. Pero los que vienen del Espíritu nos dan siempre el sentido de la presencia de Dios, una paz interior que no engaña y que se acompaña con un gran deseo de amar a Dios y a nuestros hermanos. Una pequeña anécdota a la vez humorística y significativa ilustra bien el canto en lenguas colectivo. Una mujer de Marolles (barrio popular de Bruselas), no practicante y bastante en "contra de los curas", vivía cerca del lugar donde se oraba Un día, atraída por el canto
  • 2. Tema Nº 3: El carisma de lenguas (26 de marzo 2011) vino a ver. Durante el canto en lenguas, las lágrimas le corrían por las mejillas. Después de la reunión dijo: "¡En un momento dado ustedes cantaron algo tan hermoso! Yo no com- prendía nada, pero eso me cantaba en el corazón... iCuántas veces habrán tenido que ensayarlo para cantarlo tan bien!". b) Doy gracias a Dios porque hablo en lenguas más que todos vosotros; pero en la asam- blea, prefiero decir cinco palabras que sean inteligibles (1 Cor. 14, 18). San Pablo mira el don de lenguas como un don personal. Este don es una gran ayuda para la oración; por lo demás es ante todo un don de oración. "Porque si oro en lengua, mi espíritu ora, pero mi mente queda sin fruto" (l Coro 14, 14). Es una oración sin palabras', una comunión intensa con el Señor, tan intensa y tan profunda que no se encuentran las palabras; entonces “el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos inefables...” (Rom. 8,26). San Pablo nos dice que es una oración que "nos edifica" (1 Cor. 14, 14). Esto quiere decir que ella nos conduce a un encuentro amoroso con las Tres Personas que habitan en noso- tros: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. El padre Van der Eynde nos da una excelente visión de esta manera de orar: "Por este carisma bien vivido se acoge al Espíritu, se experimenta su presencia viva, actuante, uno, se entrega a Él, se le da poder sobre uno, y uno se apoya realmente en El. Y El actúa en nosotros habita nuestra vida, se sirve de nuestro cuerpo, pasa a través de todo lo que so- mos, para actuar, revelar a Jesús, manifestar la gloria de Jesús”. Ciertamente, ¡no es el único camino para entrar en el misterio de la oración! Que los que han recibido este don no lo descuiden; los que no 10 han recibido, que 10 pidan, y los que han descubierto otro camino, que no desprecien nunca a los que oran en lenguas. La oración en lenguas es también una gran ayuda cuando intercedemos por los herma- nos que necesitan sanación y liberación. San Pablo escribe: Dios da "a otro diversos géneros de lenguas; y a otro, interpretación de lenguas" y de estos carismas, como de los demás, observa después que "todas estas cosas las hace uno y el mismo Espíritu, repartiendo a cada uno en particular como él quiere" (1 Cor 12, 10-11). El carisma de lenguas En el capítulo VI tratamos de la comunicación con Dios que puede tomar la forma de oración en lenguas. Esa oración es una gracia de oración, una gracia en que, como en toda oración, el Espíritu Santo nos capacita para orar; aun más: "el Espíritu mismo da testi- monio a nuestro espíritu, de que somos hijos de Dios" (Rm 8, 16). Esa oración es de inmenso valor, y podemos abrirnos a ella en todo momento, así como en todo momento podemos rezar el Padre Nuestro y comunicarnos con Dios por medio de esa oración. Pero una cosa es la oración en lenguas y otra es el carisma de lenguas. El carisma de len- guas es una iniciativa de Dios, una moción para hablar en lenguas, con un contenido ins- pirado por el mismo Espíritu para bien de la comunidad. Cuando es Dios quien realmente inspira esta manifestación, la comunidad siente su presencia y acción, se pone alerta pa- ra saber su contenido y recibe con alegría su interpretación.
  • 3. Tema Nº 3: El carisma de lenguas (26 de marzo 2011) La interpretación Ante todo, notemos que no se trata de "traducción" sino de interpretación, porque las lenguas no contienen un mensaje formulado en conceptos mentales, sino un mensaje comunicado en forma expresiva. Así como el ballet es un movimiento con lenguaje expresivo y puede ser interpretado co- mo expresión de amor, de pesar, de desesperación, de alegría, de entusiasmo ... así tam- bién el mensaje en lenguas tiene un significado que pide ser interpretado para bien de la comunidad. Cualquiera persona que contempla un ballet y que tenga sensibilidad, pue- de interpretar el sentido del ballet; pero no cualquiera persona que escucha un mensaje en lenguas puede interpretarlo para los demás. Se necesita una inspiración. Esta interpretación inspirada se presenta en la mente del intérprete o bien como una frase completa y terminada, o bien en forma incompleta que se va completando, o bien como una imagen, o de otras formas. Como no se trata de traducción sino de interpretación, puede suceder que dos interpretaciones se enriquezcan para dar el sentido completo al mensaje de Dios. Al hablar de mensajes divinos no negamos que se den elementos humanos para explicar estos fenómenos de lenguas e interpretación. El contexto suele ser el de una asamblea que ha llegado a una unidad profunda de fe y sentimiento, gracias a los cantos, la ora- ción, la convicción de la presencia de Dios. Esta unidad emocional favorece el que uno de los presentes se exprese en lenguas en armonía con esa unidad, y que otro de los presentes interprete esas lenguas con palabras que respondan a esa unidad. Hay en todo esto una ley de armonía que permite que la asamblea se reconozca expresada en lenguas y en su interpretación. Pero esta explica- ción sicológica no agota la realidad. De ninguna manera sirve para excluir la acción divi- na. ¿No prometió Jesús: "Donde hay dos o tres reunidos en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos (Mt 18, 20)"? Un par de ejemplos Durante una oración compartida, un sacerdote, el P. Miguel O'Boyle, se sintió fuertemente movido y pronunció una profecía en lenguas. Una señora, Silvia Fuentes, vio una luz (me dijo que era como un foco eléctrico) y sintió una orden interior: "Di... ". Ella que no tenía experiencia en estas cosas, no se atrevía; cerraba los ojos, los abría, y todavía veía la luz. Entonces pronunció las palabras que le brotaban de dentro; desapareció la luz y ella quedó inundada de emoción y de lágrimas (conversé con ella apenas terminó la ora- ción). En otra ocasión, al producirse una profecía en lenguas, pedí al Señor una imagen. Ésta me ayudo a confirmar la interpretación que se dio, y aun a completarla. Otro de los presentes me confirmó que había sentido incompleta la primera interpretación. Ejercicios de lenguas e interpretación Desde luego notemos el cuadro en que se dan estos carismas: un grupo de oración; un grupo que ha logrado la unidad profunda en esa oración; un silencio recogido en que puede brotar el carisma de lenguas y el de interpretación. Para abrirnos a estos carismas, pongamos, con la gracia de Dios, las condiciones favora- bles y confiemos en que Dios nos inspirará.
  • 4. Tema Nº 3: El carisma de lenguas (26 de marzo 2011) Evitemos por una parte la timidez; pero por sobre todo evitemos la banalización en que, por rutina, se produce un silencio, una o dos personas (siempre las mismas) pronuncian algunas palabras en lenguas, otras (y siempre las mismas) dan interpretaciones “de cajón”. Estos carismas son valiosos y deben ser tratados con mucho respeto. El respeto no significa una sobrevaloración. Hay manifestaciones de Dios que son realmen- te extraordinarias, y se dan pocas veces. Pero hay también manifestaciones de “menor cuantía”, más frecuentes y comunes (cfr. CV II LG 12) que no dejan de contribuir al creci- miento del pueblo de Dios. Son manifestaciones tangibles de la presencia y amor de Dios. Podemos ejercitarnos y estar dispuestos para recibirlas. De Dios depende el dárnoslas. Ejercicio práctico 1º Pedir a Dios la gracia de poder alabarle con lenguas. 2º Comenzar alabar en voz alta, a Dios en castellano; y luego pasar a usar sílabas o pala- bras como: hosanna, aleluya, gloria… repitiéndolas y mezclando con otras, hasta que las sílabas vayan brotando con facilidad como de una fuente. 3º Dedicar cada día unos minutos para orar en lenguas. La atención se despegará de las sílabas y atenderá a la comunicación. Como diría san Ignacio: se atiende a la grandeza de Dios a quien nos dirigimos, a la pequeñez de la persona que ora, a la inmensa gracia de poder comunicarnos con Dios. 4º Orar en lenguas siempre que queramos conocer si una inspiración viene de Dios. Orar en lenguas nos sintoniza con Dios; si la inspiración viene de Dios, armoniza con nuestro cli- ma interior y sentimos paz y alegría. Una inspiración que no viene de dios desaparece o produce turbación en un clima interior de oración. 5º Orar en lenguas siempre que deseemos recibir un “carisma de pensamiento” tal como las visiones, discernimiento de espíritus, la palabra de ciencia, palabra de sabiduría, etc. La oración en lenguas despeja nuestro interior; y Dios nos comunicará su palabra, si ésa es su voluntad.