Tdah y verano las claves para el trabajo académico.

590 visualizaciones

Publicado el

En verano podemos encontrarnos con niños que no hayan alcanzado los objetivos académicos esperados, por lo que se hace necesaria una buena planificación del estudio para poder aprovechar al máximo el verano.

Publicado en: Educación
0 comentarios
1 recomendación
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
590
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
8
Acciones
Compartido
0
Descargas
3
Comentarios
0
Recomendaciones
1
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Tdah y verano las claves para el trabajo académico.

  1. 1. TDAH y verano. Las claves para el trabajo académico
  2. 2.  La llegada del verano viene acompañada de la entrega de resultados académicos y, no son siempre todo lo positivas que nos gustaría. Por ello, se hace indispensable llevar a cabo una planificación exhaustiva para poder combinar la recuperación de asignaturas y las actividades propias de verano que tan necesarias son.
  3. 3.  El punto de partida para una buena planificación es conocer el número de asignaturas a recuperar en septiembre, de cara a poder planificarnos correctamente.  En función de este número de asignaturas, comenzaremos repartiendo el tiempo disponible en función de cada asignatura, dando prioridad a aquellas que resulten más dificultosas para el niño y a las que, por lo tanto, haya que dedicar más tiempo.
  4. 4.  Es conveniente que se planteen, tanto a lo largo del día como de la semana, descansos. Tengamos en cuenta que si el niño aprovecha el tiempo que establezcamos de estudio, tiene derecho a disfrutar de descansos, y un día completo a la semana sin estudio puede ser un aliciente para él.  Las mejores horas para aprovechar la capacidad y disposición del niño al estudio son, indudablemente, por la mañana, puesto que no presentará niveles de agotamiento y sus disposiciones físicas son más adecuadas que por la tarde.
  5. 5.  Realizar controles de la materia que va trabajando conforme lo hace, también es una excelente manera de comprobar que el trabajo se está llevando a cabo y que el método elegido para hacerlo es el adecuado. Se pueden plantear dos días a la semana para hacerlos. No olvidemos que, si el niño va obteniendo buenos resultados en estas pruebas y encima obtiene refuerzo positivo de sus padres por ello, su motivación aumentará y comprobará que su esfuerzo merece la pena.  Cuando planifiquemos el estudio, debemos dejar la semana previa a las fechas de recuperación vacía, para dedicarla solamente al repaso, por lo que debemos planificar muy bien el resto del tiempo para que toda la materia esté trabajada antes de esa semana.
  6. 6.  No olvidemos que siempre es buena una adecuada planificación del tiempo, y si logramos establecer un calendario de estudio estable, es probable que consigamos que el niño supere sus objetivos académicos.  Recordar que es recomendable que esta planificación se realice con el niño, para que forme parte de la toma de decisiones y no sienta que es un horario impuesto. Si ellos colaboran y toman decisiones, su disposición a cumplirlo siempre será mejor.
  7. 7.  Para los niños que hayan superado completamente el curso académico en el mes de junio, no es recomendable que no realicen ningún trabajo académico durante el verano. Siempre es conveniente preparar contenidos del próximo curso, de las asignaturas que más dificultades causen al niño o de aquellas en las que sea necesario un refuerzo extra. 

×