SlideShare una empresa de Scribd logo
Síntesis de la sesión de abril
El diablo: La posesión del maligno
Catecismo de la Iglesia Católica, 391-395, 2851
 El diablo y los otros demonios son ángeles caídos, es decir,
seres espirituales creados por Dios con una naturaleza
buena, pero ellos se hicieron a sí mismos malos rechazando
a Dios.
 El poder de Satán no es infinito. No es más que una
criatura, poderosa por el hecho de ser espíritu puro, pero
siempre criatura: no puede impedir la edificación del Reino
de Dios.
 Intenta con las tentaciones apartar al hombre de Dios. Por
eso los cristianos pedimos en el Padre Nuestro: “no nos
dejes caer en la tentación y líbranos del mal”. En esta
petición, el mal no es una abstracción, sino que designa una
persona, Satanás, el Maligno, el ángel que se opone a Dios.
La actividad de los demonios
 Pueden infestar lugares, cosas, animales.
 Pueden poseer a una persona. No siempre se manifiesta
externamente, alterna momentos de cordura con momentos
de crisis. No es una enfermedad psicológica, aunque
conviene descartar esta posibilidad primero.
 El maleficio consiste en hacer el mal a otro a través del
demonio.
 S. Agustín lo compara a un “perro encadenado”. No puede
hacer todo lo que quiere. El problema es cuando uno se
acerca más o menos conscientemente a su radio de acción.
 El espiritismo, la adivinación, la brujería, la ouija, el
satanismo, etc. abren la puerta a esta posibilidad.
El exorcismo (Catecismo, 1673)
 Cuando la Iglesia pide públicamente y con autoridad, en
nombre de Jesucristo, que una persona o un objeto sea
protegido contra las asechanzas del maligno y sustraída a
su dominio, se habla de exorcismo.
 Jesús lo practicó (cf Mc 1,25s; etc.), de él tiene la Iglesia el
poder y el oficio de exorcizar (cf Mc 3,15; 6,7.13; 16,17).
 El exorcismo intenta expulsar a los demonios o liberar del
dominio demoníaco gracias a la autoridad espiritual que
Jesús ha confiado a su Iglesia.
 El exorcismo solemne sólo puede ser practicado por un
sacerdote y con el permiso del obispo.
La lucha
 Su mayor éxito es que la gente piense que no
existe. Un cristiano tiene que estar en guardia de su
influencia a través de las tentaciones.
 La cercanía a Dios, vivir en gracia, el recurso a los
sacramentos, la oración, la devoción a la Virgen
Santísima y el uso del agua bendita son nuestras
mejores armas.
La lucha
 Su mayor éxito es que la gente piense que no
existe. Un cristiano tiene que estar en guardia de su
influencia a través de las tentaciones.
 La cercanía a Dios, vivir en gracia, el recurso a los
sacramentos, la oración, la devoción a la Virgen
Santísima y el uso del agua bendita son nuestras
mejores armas.

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

Cap01 Moral Especial
Cap01 Moral EspecialCap01 Moral Especial
Cap01 Moral Especial
clasesteologia
 
Las emociones ibe callao ayuno junio 2015
Las emociones ibe callao ayuno junio 2015Las emociones ibe callao ayuno junio 2015
Las emociones ibe callao ayuno junio 2015
IBE Callao
 
PresentacióN1
PresentacióN1PresentacióN1
PresentacióN1
ayo05
 
Doctrina de la regeneracion
Doctrina de la regeneracionDoctrina de la regeneracion
Doctrina de la regeneracion
Victor Cortez Gonzalez
 
La Manifestación De La Misericordia De Dios
La Manifestación De La Misericordia De DiosLa Manifestación De La Misericordia De Dios
La Manifestación De La Misericordia De Dios
Jorge Ayona
 
Itinerario de adviento 18
Itinerario de adviento 18Itinerario de adviento 18
Itinerario de adviento 18
franfrater
 
Pneumatologia[1]
Pneumatologia[1]Pneumatologia[1]
Pneumatologia[1]
fercho390n
 
Dones espirituales
Dones espiritualesDones espirituales
Dones espirituales
Carlos Osorio
 
La presencia del Espíritu Santo en la obra
La presencia del Espíritu Santo en la obraLa presencia del Espíritu Santo en la obra
La presencia del Espíritu Santo en la obra
Alain Montalvo Salazar
 
El aborto hoy
El aborto hoyEl aborto hoy
El aborto hoy
Juan Sánchez
 
Espiritualidad de la encarnación
Espiritualidad de la encarnaciónEspiritualidad de la encarnación
Espiritualidad de la encarnación
Angela Cabrera
 
Frutos del esp.santo
Frutos del esp.santoFrutos del esp.santo
Frutos del esp.santo
Nildabel Acosta
 
Los dones del espiritu santo
Los dones del espiritu santoLos dones del espiritu santo
Los dones del espiritu santo
seminariosanjosez
 
¿QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO?
¿QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO?¿QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO?
¿QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO?
fercho390n
 
23 La vocacion a la santidad
23 La vocacion a la santidad23 La vocacion a la santidad
23 La vocacion a la santidad
Julio Gómez
 
Arcangel miguel
Arcangel miguelArcangel miguel
Arcangel miguel
Viridiana Rm
 
12 Creo en Espiritu Santo
12  Creo en Espiritu Santo12  Creo en Espiritu Santo
12 Creo en Espiritu Santo
catecismoiglesia
 
El reino de Dios
El reino de DiosEl reino de Dios
El reino de Dios
hjsz0601
 
Divina Presencia Constitutiva
Divina Presencia ConstitutivaDivina Presencia Constitutiva
Divina Presencia Constitutiva
Patricia Rojas
 
Los frutos del espíritu santo (1)
Los frutos del espíritu santo (1)Los frutos del espíritu santo (1)
Los frutos del espíritu santo (1)
Fundación para el Desarrollo de la Consciencia
 

La actualidad más candente (20)

Cap01 Moral Especial
Cap01 Moral EspecialCap01 Moral Especial
Cap01 Moral Especial
 
Las emociones ibe callao ayuno junio 2015
Las emociones ibe callao ayuno junio 2015Las emociones ibe callao ayuno junio 2015
Las emociones ibe callao ayuno junio 2015
 
PresentacióN1
PresentacióN1PresentacióN1
PresentacióN1
 
Doctrina de la regeneracion
Doctrina de la regeneracionDoctrina de la regeneracion
Doctrina de la regeneracion
 
La Manifestación De La Misericordia De Dios
La Manifestación De La Misericordia De DiosLa Manifestación De La Misericordia De Dios
La Manifestación De La Misericordia De Dios
 
Itinerario de adviento 18
Itinerario de adviento 18Itinerario de adviento 18
Itinerario de adviento 18
 
Pneumatologia[1]
Pneumatologia[1]Pneumatologia[1]
Pneumatologia[1]
 
Dones espirituales
Dones espiritualesDones espirituales
Dones espirituales
 
La presencia del Espíritu Santo en la obra
La presencia del Espíritu Santo en la obraLa presencia del Espíritu Santo en la obra
La presencia del Espíritu Santo en la obra
 
El aborto hoy
El aborto hoyEl aborto hoy
El aborto hoy
 
Espiritualidad de la encarnación
Espiritualidad de la encarnaciónEspiritualidad de la encarnación
Espiritualidad de la encarnación
 
Frutos del esp.santo
Frutos del esp.santoFrutos del esp.santo
Frutos del esp.santo
 
Los dones del espiritu santo
Los dones del espiritu santoLos dones del espiritu santo
Los dones del espiritu santo
 
¿QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO?
¿QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO?¿QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO?
¿QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO?
 
23 La vocacion a la santidad
23 La vocacion a la santidad23 La vocacion a la santidad
23 La vocacion a la santidad
 
Arcangel miguel
Arcangel miguelArcangel miguel
Arcangel miguel
 
12 Creo en Espiritu Santo
12  Creo en Espiritu Santo12  Creo en Espiritu Santo
12 Creo en Espiritu Santo
 
El reino de Dios
El reino de DiosEl reino de Dios
El reino de Dios
 
Divina Presencia Constitutiva
Divina Presencia ConstitutivaDivina Presencia Constitutiva
Divina Presencia Constitutiva
 
Los frutos del espíritu santo (1)
Los frutos del espíritu santo (1)Los frutos del espíritu santo (1)
Los frutos del espíritu santo (1)
 

Similar a El diablo

El demonio sus terrenos y su combate
El demonio sus terrenos y su combateEl demonio sus terrenos y su combate
El demonio sus terrenos y su combate
Moises Miranda
 
Teología pentecostal
Teología pentecostalTeología pentecostal
Teología pentecostal
José Watanabe
 
Como caminar en el poder sobrenatural de Dios
Como caminar en el poder sobrenatural de DiosComo caminar en el poder sobrenatural de Dios
Como caminar en el poder sobrenatural de Dios
Mariano Damian
 
La Dignidad y Santidad de la persona humana.
La Dignidad y Santidad de la persona humana.La Dignidad y Santidad de la persona humana.
La Dignidad y Santidad de la persona humana.
Rafael Figueredo
 
Notas de Elena | Lección 3 | La misionera inverosímil | Escuela Sabática
Notas de Elena | Lección 3 | La misionera inverosímil | Escuela SabáticaNotas de Elena | Lección 3 | La misionera inverosímil | Escuela Sabática
Notas de Elena | Lección 3 | La misionera inverosímil | Escuela Sabática
jespadill
 
seminario-de-guerra-espiritual:VELANDO PARA NO SER SORPRENDIDO
 seminario-de-guerra-espiritual:VELANDO PARA NO SER SORPRENDIDO seminario-de-guerra-espiritual:VELANDO PARA NO SER SORPRENDIDO
seminario-de-guerra-espiritual:VELANDO PARA NO SER SORPRENDIDO
PUBLICACIONES, PRODUCCIONES Y DISTRIBUCIONES EFATA
 
El Problema Del Mal
El Problema Del MalEl Problema Del Mal
El Problema Del Mal
Nombre Apellidos
 
Los Pasos del Cristiano 4
Los Pasos del Cristiano 4Los Pasos del Cristiano 4
Los Pasos del Cristiano 4
Adriana Delgadillo
 
Seminario de guerra espiritual/FRANCISCO DE LA PEÑA-CONFERENCIA
Seminario de guerra espiritual/FRANCISCO DE LA PEÑA-CONFERENCIASeminario de guerra espiritual/FRANCISCO DE LA PEÑA-CONFERENCIA
Seminario de guerra espiritual/FRANCISCO DE LA PEÑA-CONFERENCIA
PUBLICACIONES, PRODUCCIONES Y DISTRIBUCIONES EFATA
 
Notas de Elena | Lección 3 | Soportar la tentación | Escuela Sabática
Notas de Elena | Lección 3 | Soportar la tentación | Escuela Sabática Notas de Elena | Lección 3 | Soportar la tentación | Escuela Sabática
Notas de Elena | Lección 3 | Soportar la tentación | Escuela Sabática
jespadill
 
Liberacion 140901231506-phpapp01
Liberacion 140901231506-phpapp01Liberacion 140901231506-phpapp01
Liberacion 140901231506-phpapp01
MARYCIELO RODRIGUEZ
 
Gracia 03 02 Vida De La Gracia
Gracia 03 02 Vida De La GraciaGracia 03 02 Vida De La Gracia
Gracia 03 02 Vida De La Gracia
clasesteologia
 
15 curasmilagrosasenlosultimosdias
15 curasmilagrosasenlosultimosdias15 curasmilagrosasenlosultimosdias
15 curasmilagrosasenlosultimosdias
Jose Cambero 2
 
Espsto2
Espsto2Espsto2
Espsto2
parroquiafco
 
Macsfs apologetica ii angeles y demonios version final 28 agosto 2013
Macsfs apologetica ii angeles y demonios  version final 28 agosto 2013Macsfs apologetica ii angeles y demonios  version final 28 agosto 2013
Macsfs apologetica ii angeles y demonios version final 28 agosto 2013
defiendetufe
 
Sabías cual fue el origen del pecado?
Sabías cual fue el origen del pecado?Sabías cual fue el origen del pecado?
Sabías cual fue el origen del pecado?
Alimento para el alma e intelecto
 
Angeles
AngelesAngeles
Exorcismos
ExorcismosExorcismos
Exorcismos
wilmarskateboard
 
Aprendiendo a conocer los demonios
Aprendiendo a conocer los demoniosAprendiendo a conocer los demonios
Aprendiendo a conocer los demonios
Jimmy Lizarraga
 
El discernimiento en las sagradas escrituras
El discernimiento en las sagradas escriturasEl discernimiento en las sagradas escrituras
El discernimiento en las sagradas escrituras
Renovacion Carismatica Catolica
 

Similar a El diablo (20)

El demonio sus terrenos y su combate
El demonio sus terrenos y su combateEl demonio sus terrenos y su combate
El demonio sus terrenos y su combate
 
Teología pentecostal
Teología pentecostalTeología pentecostal
Teología pentecostal
 
Como caminar en el poder sobrenatural de Dios
Como caminar en el poder sobrenatural de DiosComo caminar en el poder sobrenatural de Dios
Como caminar en el poder sobrenatural de Dios
 
La Dignidad y Santidad de la persona humana.
La Dignidad y Santidad de la persona humana.La Dignidad y Santidad de la persona humana.
La Dignidad y Santidad de la persona humana.
 
Notas de Elena | Lección 3 | La misionera inverosímil | Escuela Sabática
Notas de Elena | Lección 3 | La misionera inverosímil | Escuela SabáticaNotas de Elena | Lección 3 | La misionera inverosímil | Escuela Sabática
Notas de Elena | Lección 3 | La misionera inverosímil | Escuela Sabática
 
seminario-de-guerra-espiritual:VELANDO PARA NO SER SORPRENDIDO
 seminario-de-guerra-espiritual:VELANDO PARA NO SER SORPRENDIDO seminario-de-guerra-espiritual:VELANDO PARA NO SER SORPRENDIDO
seminario-de-guerra-espiritual:VELANDO PARA NO SER SORPRENDIDO
 
El Problema Del Mal
El Problema Del MalEl Problema Del Mal
El Problema Del Mal
 
Los Pasos del Cristiano 4
Los Pasos del Cristiano 4Los Pasos del Cristiano 4
Los Pasos del Cristiano 4
 
Seminario de guerra espiritual/FRANCISCO DE LA PEÑA-CONFERENCIA
Seminario de guerra espiritual/FRANCISCO DE LA PEÑA-CONFERENCIASeminario de guerra espiritual/FRANCISCO DE LA PEÑA-CONFERENCIA
Seminario de guerra espiritual/FRANCISCO DE LA PEÑA-CONFERENCIA
 
Notas de Elena | Lección 3 | Soportar la tentación | Escuela Sabática
Notas de Elena | Lección 3 | Soportar la tentación | Escuela Sabática Notas de Elena | Lección 3 | Soportar la tentación | Escuela Sabática
Notas de Elena | Lección 3 | Soportar la tentación | Escuela Sabática
 
Liberacion 140901231506-phpapp01
Liberacion 140901231506-phpapp01Liberacion 140901231506-phpapp01
Liberacion 140901231506-phpapp01
 
Gracia 03 02 Vida De La Gracia
Gracia 03 02 Vida De La GraciaGracia 03 02 Vida De La Gracia
Gracia 03 02 Vida De La Gracia
 
15 curasmilagrosasenlosultimosdias
15 curasmilagrosasenlosultimosdias15 curasmilagrosasenlosultimosdias
15 curasmilagrosasenlosultimosdias
 
Espsto2
Espsto2Espsto2
Espsto2
 
Macsfs apologetica ii angeles y demonios version final 28 agosto 2013
Macsfs apologetica ii angeles y demonios  version final 28 agosto 2013Macsfs apologetica ii angeles y demonios  version final 28 agosto 2013
Macsfs apologetica ii angeles y demonios version final 28 agosto 2013
 
Sabías cual fue el origen del pecado?
Sabías cual fue el origen del pecado?Sabías cual fue el origen del pecado?
Sabías cual fue el origen del pecado?
 
Angeles
AngelesAngeles
Angeles
 
Exorcismos
ExorcismosExorcismos
Exorcismos
 
Aprendiendo a conocer los demonios
Aprendiendo a conocer los demoniosAprendiendo a conocer los demonios
Aprendiendo a conocer los demonios
 
El discernimiento en las sagradas escrituras
El discernimiento en las sagradas escriturasEl discernimiento en las sagradas escrituras
El discernimiento en las sagradas escrituras
 

Más de cap.ing

¿Y si nos perdonamos? Ideas sobre el perdón para cambiar la vida
¿Y si nos perdonamos? Ideas sobre el perdón para cambiar la vida¿Y si nos perdonamos? Ideas sobre el perdón para cambiar la vida
¿Y si nos perdonamos? Ideas sobre el perdón para cambiar la vida
cap.ing
 
¡Como nueva!
¡Como nueva!¡Como nueva!
¡Como nueva!
cap.ing
 
¿Cómo amar y seguir siendo libre? 5 errores que encadenan
¿Cómo amar y seguir siendo libre? 5 errores que encadenan¿Cómo amar y seguir siendo libre? 5 errores que encadenan
¿Cómo amar y seguir siendo libre? 5 errores que encadenan
cap.ing
 
Distorsiones cognitivas
Distorsiones cognitivasDistorsiones cognitivas
Distorsiones cognitivas
cap.ing
 
Antropología del vestir
Antropología del vestirAntropología del vestir
Antropología del vestir
cap.ing
 
El Año de la Fe 2012-2013
El Año de la Fe 2012-2013El Año de la Fe 2012-2013
El Año de la Fe 2012-2013
cap.ing
 
Los silencios de la Santa Misa
Los silencios de la Santa MisaLos silencios de la Santa Misa
Los silencios de la Santa Misa
cap.ing
 
La concelebración eucarística
La concelebración eucarísticaLa concelebración eucarística
La concelebración eucarística
cap.ing
 
Un solo salvador
Un solo salvadorUn solo salvador
Un solo salvador
cap.ing
 
El valor formativo del cine
El valor formativo del cineEl valor formativo del cine
El valor formativo del cine
cap.ing
 
Los deberes con Dios
Los deberes con DiosLos deberes con Dios
Los deberes con Dios
cap.ing
 
Estudio sobre la juventud peruana - ICF
Estudio sobre la juventud peruana - ICFEstudio sobre la juventud peruana - ICF
Estudio sobre la juventud peruana - ICF
cap.ing
 
Sentimientos y sentimentalismo
Sentimientos y sentimentalismoSentimientos y sentimentalismo
Sentimientos y sentimentalismo
cap.ing
 
La verdadera paternidad responsable
La verdadera paternidad responsableLa verdadera paternidad responsable
La verdadera paternidad responsable
cap.ing
 
Paternidad Responsable
Paternidad ResponsablePaternidad Responsable
Paternidad Responsable
cap.ing
 
El aborto
El abortoEl aborto
El aborto
cap.ing
 
La Eutanasia
La EutanasiaLa Eutanasia
La Eutanasia
cap.ing
 
El sida
El sidaEl sida
El sida
cap.ing
 

Más de cap.ing (18)

¿Y si nos perdonamos? Ideas sobre el perdón para cambiar la vida
¿Y si nos perdonamos? Ideas sobre el perdón para cambiar la vida¿Y si nos perdonamos? Ideas sobre el perdón para cambiar la vida
¿Y si nos perdonamos? Ideas sobre el perdón para cambiar la vida
 
¡Como nueva!
¡Como nueva!¡Como nueva!
¡Como nueva!
 
¿Cómo amar y seguir siendo libre? 5 errores que encadenan
¿Cómo amar y seguir siendo libre? 5 errores que encadenan¿Cómo amar y seguir siendo libre? 5 errores que encadenan
¿Cómo amar y seguir siendo libre? 5 errores que encadenan
 
Distorsiones cognitivas
Distorsiones cognitivasDistorsiones cognitivas
Distorsiones cognitivas
 
Antropología del vestir
Antropología del vestirAntropología del vestir
Antropología del vestir
 
El Año de la Fe 2012-2013
El Año de la Fe 2012-2013El Año de la Fe 2012-2013
El Año de la Fe 2012-2013
 
Los silencios de la Santa Misa
Los silencios de la Santa MisaLos silencios de la Santa Misa
Los silencios de la Santa Misa
 
La concelebración eucarística
La concelebración eucarísticaLa concelebración eucarística
La concelebración eucarística
 
Un solo salvador
Un solo salvadorUn solo salvador
Un solo salvador
 
El valor formativo del cine
El valor formativo del cineEl valor formativo del cine
El valor formativo del cine
 
Los deberes con Dios
Los deberes con DiosLos deberes con Dios
Los deberes con Dios
 
Estudio sobre la juventud peruana - ICF
Estudio sobre la juventud peruana - ICFEstudio sobre la juventud peruana - ICF
Estudio sobre la juventud peruana - ICF
 
Sentimientos y sentimentalismo
Sentimientos y sentimentalismoSentimientos y sentimentalismo
Sentimientos y sentimentalismo
 
La verdadera paternidad responsable
La verdadera paternidad responsableLa verdadera paternidad responsable
La verdadera paternidad responsable
 
Paternidad Responsable
Paternidad ResponsablePaternidad Responsable
Paternidad Responsable
 
El aborto
El abortoEl aborto
El aborto
 
La Eutanasia
La EutanasiaLa Eutanasia
La Eutanasia
 
El sida
El sidaEl sida
El sida
 

Último

Colosenses de Evis Carballosa comentario exegético
Colosenses de Evis Carballosa comentario exegéticoColosenses de Evis Carballosa comentario exegético
Colosenses de Evis Carballosa comentario exegético
pvalver1
 
...se fiel hasta la muerte... (Apocalipsis 2:10)
...se fiel hasta la muerte... (Apocalipsis 2:10)...se fiel hasta la muerte... (Apocalipsis 2:10)
...se fiel hasta la muerte... (Apocalipsis 2:10)
JOSE GARCIA PERALTA
 
cristianos_ cristianos solamente. el unico nombre autorizado para los creyentes
cristianos_ cristianos solamente. el unico nombre autorizado para los creyentescristianos_ cristianos solamente. el unico nombre autorizado para los creyentes
cristianos_ cristianos solamente. el unico nombre autorizado para los creyentes
JOSE GARCIA PERALTA
 
En DIOS No Hay Casualidades - Hay Propositos.pptx
En DIOS No Hay Casualidades - Hay Propositos.pptxEn DIOS No Hay Casualidades - Hay Propositos.pptx
En DIOS No Hay Casualidades - Hay Propositos.pptx
jenune
 
LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL AMIGA O ENEMIGA DE LA EDUCACIÒN.pdf
LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL AMIGA O ENEMIGA DE LA EDUCACIÒN.pdfLA INTELIGENCIA ARTIFICIAL AMIGA O ENEMIGA DE LA EDUCACIÒN.pdf
LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL AMIGA O ENEMIGA DE LA EDUCACIÒN.pdf
AlexanderTirado5
 
Ejercicio de Exégesis Hermeneutica .-R-Ramsay-2.pdf
Ejercicio de Exégesis Hermeneutica .-R-Ramsay-2.pdfEjercicio de Exégesis Hermeneutica .-R-Ramsay-2.pdf
Ejercicio de Exégesis Hermeneutica .-R-Ramsay-2.pdf
GiovannyPrezGandaril
 
DOCTRINA DEL ESPIRITU SANTO - NEUMATOLOGIA - 2.pptx
DOCTRINA DEL ESPIRITU SANTO - NEUMATOLOGIA - 2.pptxDOCTRINA DEL ESPIRITU SANTO - NEUMATOLOGIA - 2.pptx
DOCTRINA DEL ESPIRITU SANTO - NEUMATOLOGIA - 2.pptx
Ricardo Hernandez
 

Último (7)

Colosenses de Evis Carballosa comentario exegético
Colosenses de Evis Carballosa comentario exegéticoColosenses de Evis Carballosa comentario exegético
Colosenses de Evis Carballosa comentario exegético
 
...se fiel hasta la muerte... (Apocalipsis 2:10)
...se fiel hasta la muerte... (Apocalipsis 2:10)...se fiel hasta la muerte... (Apocalipsis 2:10)
...se fiel hasta la muerte... (Apocalipsis 2:10)
 
cristianos_ cristianos solamente. el unico nombre autorizado para los creyentes
cristianos_ cristianos solamente. el unico nombre autorizado para los creyentescristianos_ cristianos solamente. el unico nombre autorizado para los creyentes
cristianos_ cristianos solamente. el unico nombre autorizado para los creyentes
 
En DIOS No Hay Casualidades - Hay Propositos.pptx
En DIOS No Hay Casualidades - Hay Propositos.pptxEn DIOS No Hay Casualidades - Hay Propositos.pptx
En DIOS No Hay Casualidades - Hay Propositos.pptx
 
LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL AMIGA O ENEMIGA DE LA EDUCACIÒN.pdf
LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL AMIGA O ENEMIGA DE LA EDUCACIÒN.pdfLA INTELIGENCIA ARTIFICIAL AMIGA O ENEMIGA DE LA EDUCACIÒN.pdf
LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL AMIGA O ENEMIGA DE LA EDUCACIÒN.pdf
 
Ejercicio de Exégesis Hermeneutica .-R-Ramsay-2.pdf
Ejercicio de Exégesis Hermeneutica .-R-Ramsay-2.pdfEjercicio de Exégesis Hermeneutica .-R-Ramsay-2.pdf
Ejercicio de Exégesis Hermeneutica .-R-Ramsay-2.pdf
 
DOCTRINA DEL ESPIRITU SANTO - NEUMATOLOGIA - 2.pptx
DOCTRINA DEL ESPIRITU SANTO - NEUMATOLOGIA - 2.pptxDOCTRINA DEL ESPIRITU SANTO - NEUMATOLOGIA - 2.pptx
DOCTRINA DEL ESPIRITU SANTO - NEUMATOLOGIA - 2.pptx
 

El diablo

  • 1. Síntesis de la sesión de abril El diablo: La posesión del maligno
  • 2. Catecismo de la Iglesia Católica, 391-395, 2851  El diablo y los otros demonios son ángeles caídos, es decir, seres espirituales creados por Dios con una naturaleza buena, pero ellos se hicieron a sí mismos malos rechazando a Dios.  El poder de Satán no es infinito. No es más que una criatura, poderosa por el hecho de ser espíritu puro, pero siempre criatura: no puede impedir la edificación del Reino de Dios.  Intenta con las tentaciones apartar al hombre de Dios. Por eso los cristianos pedimos en el Padre Nuestro: “no nos dejes caer en la tentación y líbranos del mal”. En esta petición, el mal no es una abstracción, sino que designa una persona, Satanás, el Maligno, el ángel que se opone a Dios.
  • 3. La actividad de los demonios  Pueden infestar lugares, cosas, animales.  Pueden poseer a una persona. No siempre se manifiesta externamente, alterna momentos de cordura con momentos de crisis. No es una enfermedad psicológica, aunque conviene descartar esta posibilidad primero.  El maleficio consiste en hacer el mal a otro a través del demonio.  S. Agustín lo compara a un “perro encadenado”. No puede hacer todo lo que quiere. El problema es cuando uno se acerca más o menos conscientemente a su radio de acción.  El espiritismo, la adivinación, la brujería, la ouija, el satanismo, etc. abren la puerta a esta posibilidad.
  • 4. El exorcismo (Catecismo, 1673)  Cuando la Iglesia pide públicamente y con autoridad, en nombre de Jesucristo, que una persona o un objeto sea protegido contra las asechanzas del maligno y sustraída a su dominio, se habla de exorcismo.  Jesús lo practicó (cf Mc 1,25s; etc.), de él tiene la Iglesia el poder y el oficio de exorcizar (cf Mc 3,15; 6,7.13; 16,17).  El exorcismo intenta expulsar a los demonios o liberar del dominio demoníaco gracias a la autoridad espiritual que Jesús ha confiado a su Iglesia.  El exorcismo solemne sólo puede ser practicado por un sacerdote y con el permiso del obispo.
  • 5. La lucha  Su mayor éxito es que la gente piense que no existe. Un cristiano tiene que estar en guardia de su influencia a través de las tentaciones.  La cercanía a Dios, vivir en gracia, el recurso a los sacramentos, la oración, la devoción a la Virgen Santísima y el uso del agua bendita son nuestras mejores armas.
  • 6. La lucha  Su mayor éxito es que la gente piense que no existe. Un cristiano tiene que estar en guardia de su influencia a través de las tentaciones.  La cercanía a Dios, vivir en gracia, el recurso a los sacramentos, la oración, la devoción a la Virgen Santísima y el uso del agua bendita son nuestras mejores armas.