EL PROYECTO EDUCATIVO INSTITUCIONAL COMO HERRAMIENTA DE
GESTION PARA LOS DIRECTIVOS DE ESCUELAS
www.unap.cl/~jsalgado/subi...
cumplimiento de objetivos educativos, la producción de productos y servicios educativos y
una mayor y más justa distribuci...
En este sentido, se requiere un esfuerzo colectivo para entender las contradicciones de la
relación entre la escuela y la ...
- Utiliza como categorías básicas: "situación" (la conjunción múltiple de aspectos y
condiciones en que se desarrollan los...
Constituye un instrumento fundamental

- para la gestión institucional si se lo utiliza sistemáticamente en la orientación...
VENTAJAS

La formulación y evaluación de proyectos educativos con la participación de los actores
incrementa la capacidad ...
Namo de Mello, G., "La gestión en la escuela en las nuevas perspectivas de las políticas
educativas". En: Ezpeleta y Furla...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Pei1

1.067 visualizaciones

Publicado el

0 comentarios
1 recomendación
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
1.067
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
2
Acciones
Compartido
0
Descargas
14
Comentarios
0
Recomendaciones
1
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Pei1

  1. 1. EL PROYECTO EDUCATIVO INSTITUCIONAL COMO HERRAMIENTA DE GESTION PARA LOS DIRECTIVOS DE ESCUELAS www.unap.cl/~jsalgado/subir/PEI1.doc Lic. Mónica Eva Pini "Para que la escuela recupere y transforme su capacidad de transmitir una cultura significativa y contribuya a recrear o formar capacidades para la eficacia económica y la democratización política, se requiere una profunda transformación de sus estructuras y dinámicas de gestión. Para que la escuela transmita una mentalidad proclive a la búsqueda eficaz de la calidad y a la crítica y autocrítica pluralista de la democracia, debe procurar que su propio funcionamiento institucional no contraponga los valores a los que se tiene el propósito de contribuir' (Ezpeleta y Furlan, 1992). GESTION INSTITUCIONAL: EL PROBLEMA La reflexión acerca de la gestión de aspectos parciales de la vida escolar no es nueva. Tampoco lo es el reconocimiento del deterioro creciente de los procesos y productos elaborados en el ámbito del Sistema Educativo. En los últimos años, sin embargo, se ha puesto el énfasis en el potencial de cambio que implica abordar a la institución escolar como un objeto total a ser gestionado, en el sentido de administrar o gobernar una variedad de procesos interrelacionados que acarrean todos ellos profundas implicancias pedagógicas. Las habituales desarticulaciones entre "lo pedagógico" y "lo administrativo", entre el aprendizaje que se produce en el aula y la vida cotidiana de la escuela, o entre ésta y "el afuera", entre otras, son puestas en tela de juicio a la hora de detectar los factores causantes de la ineficacia de los procesos escolares. Ahora la calidad se convierte en exigencia, y la transformación en imperativo, no sólo porque la Ley Federal de Educación las consagra, sino porque la sociedad pone a la enseñanza escolar en tela de juicio, esgrimiendo acusaciones mucho más amplias de las que con justicia le corresponderían, y colocando a la escuela en el centro de una multiplicidad de demandas. Pero la transformación de la educación no supone para nosotros hacer tabla rasa del pasado sino ir construyendo lo que “debe ser” la escuela a partir de lo que “es”, creando espacios para el debate y la reflexión acerca de las prácticas, de sus características y regularidades, de sus posibilidades y limitaciones en relación con un proyecto transformador. A las instituciones educativas "las hacemos cotidianamente" a través de nuestras prácticas pedagógicas y desde los distintos lugares, roles y contextos en los que nos encontramos. La gestión de la educación es el conjunto de decisiones y acciones de los cuadros dirigentes de las instituciones educativas, junto con otros actores, que se ejecutan para el
  2. 2. cumplimiento de objetivos educativos, la producción de productos y servicios educativos y una mayor y más justa distribución de esos productos y servicios. El aumento de esa capacidad de gestión, tanto desde el punto de vista pedagógico como administrativo, resulta imprescindible para que los directivos puedan afrontar los nuevos y viejos problemas de la educación y los desafíos impuestos a la escuela por la complejización de su entorno. EL ENFOQUE ESTRATEGICO SITUACIONAL DE LA PLANIFICACION La adopción de un enfoque estratégico-situacional de la gestión se considera de una mayor fertilidad y adecuación que el modelo burocrático para la conducción efectiva y democrática de la institución educativa. Desde esta perspectiva, se vuelve fundamental: - la ubicación de la escuela en el centro de las acciones, con las características particulares de la comunidad de la que forma parte; - el fortalecimiento de sus funciones a través de la definición clara de sus objetivos y estrategias; - la interrelación apropiada entre lo pedagógico y lo organizativo; - la participación orgánica de la comunidad en la administración local de la educación por medio de instancias definidas y mecanismos eficaces; - el desarrollo de las condiciones apropiadas para la implementación gradual y sostenida de los nuevos mecanismos; y - la optimización de los recursos. También requiere la inclusión de algunos aportes específicos tanto para el terreno estratégico como para el operativo, tales como producción y análisis de información, los mecanismos de toma de decisiones, la negociación y la construcción colectiva del conocimiento, para contribuir a una efectiva integración de las dimensiones curricular, administrativa y comunitaria de la gestión. Namo de Mello (1992) afirma que la defensa de la escuela se sustenta en el proceso de transmisión-apropiación del conocimiento, desde un punto de vista fuertemente atado a las condiciones reales de funcionamiento de la institución escolar, de su historia y de sus relaciones internas. A partir de ese punto es que la calidad de la enseñanza se plantea con la misma importancia que la democratización de las oportunidades de acceso y permanencia a la escuela, sin la cual la calidad se convierte en un objetivo elitista.
  3. 3. En este sentido, se requiere un esfuerzo colectivo para entender las contradicciones de la relación entre la escuela y la sociedad, y para asumir que, así como los factores externos afectan el funcionamiento escolar, también las decisiones internas, aún cuando parezcan exclusivamente pedagógicas, tienen consecuencias en las posibilidades socioeconómicas de los destinatarios. Como componente fundamental, la gestión curricular se refiere a las decisiones relacionadas con la concreción particular del curriculum prescripto en las prácticas de cada escuela, pero también a las que introducen innovaciones curriculares propias, -tanto de contenidos como de estrategias- favorecedoras de procesos de aprendizaje relevantes y pertinentes, surgidas o no de demandas de la comunidad, pero en concurrencia con ella. La construcción en común de una visión institucional es un proceso en el que los diferentes involucrados -docentes, directivos, padres, alumnos en los ciclos superiores- deben abandonar el mito de la "objetividad" de la propia visión. De este modo se ponen en condiciones de confrontar y acordar con otros en función de ir delimitando metas y líneas de acción posibles que generen compromisos y responsabilidades. Concebimos de este modo la participación en la gestión educativa, imprescindible para superar el empobrecimiento decisional crónico. El enfoque estratégico se caracteriza por tener en cuenta los múltiples factores que intervienen en la dinámica de las situaciones y las distintas visiones de los actores. El intercambio de puntos de vista es imprescindible para identificar y analizar los problemas y elaborar posibles vías de solución, junto con mecanismos de evaluación y ajuste permanente. La planificación estratégica -en su sentido más amplio- constituye el marco necesario, y brinda además mayores posibilidades en niveles más abarcativos que el escolar. CARACTERISTICAS Sus características fundamentales son: - Identifica planificación con dirección y/o gobierno. - Se realiza en situaciones de poder compartido. - No es un diseño normativo. - Es un intento de abarcar la complejidad de la situación que se quiere abordar, para aproximarse lo más posible a las metas y resultados buscados. - Exige una explicación de la situación total y la conjunción de puntos de vista múltiples.
  4. 4. - Utiliza como categorías básicas: "situación" (la conjunción múltiple de aspectos y condiciones en que se desarrollan los procesos institucionales), "problema" (aspecto de la situación que se considera obstáculo pan el desenvolvimiento o éxito en la consecución de las metas institucionales) y "oportunidades" (factores de la realidad externa a la institución que pueden influenciarla positivamente, o podrían hacerlo). - Debe considerar diferentes escenarios posibles. - Opera en cuatro instancias articuladas y formalizadas: coyuntural; anual operativa; a mediano plazo; a largo plazo. EL PROYECTO EDUCATIVO INSTITUCIONAL La conducción institucional planificada es, en esta línea, la combinación adecuada de conocimiento y acción, orientados por el objetivo que la institución se ha trazado. Y esto es así porque: "La planificación no sólo consiste en conocer la realidad, diseñar el futuro y estudiar las posibilidades estratégicas de realización del plan. La verdad es que se trata de un proceso permanente e incesante de hacer, revisar, evaluar y rehacer planes que sólo remata su tarea en la decisión concreta del día a día." (Matus, 1987). Esta concepción está en la base del proyecto educativo. Chávez lo define como el "conjunto coherente de operaciones y acciones que permiten modificar una situación educativa inicial determinada en una situación-objetivo caracterizada por un conjunto de factores de orden social que permiten mejorar las condiciones educativas del contexto y de la población en donde se interviene". En el plano metodológico, el proyecto educativo se convierte en la unidad más operativa del proceso de planificación, y es el que permite modificar la realidad. Esto se efectiviza a través de la generación de servicios y producción de bienes educativos cada vez más adecuados a la comunidad. Su importancia radica en que rompe con el modelo prescriptivo de la planificación tradicional, ya que no se limita al diagnóstico y la programación, sino que incluye la acción colectiva. De otro modo, la alternativa es elaborar proyectos educativos institucionales en respuesta a exigencias normativas, más con el carácter de un plan formal o un medio burocrático más para conseguir fondos, que de una estrategia de mejoramiento de la gestión y de cambio institucional. En este sentido, la gestión institucional a través del Proyecto Educativo lnstitucional (PEI) parece ser la que permite una mayor posibilidad de logros, en la medida en que se parte de la especificidad de "esa" institución y todo cuanto se realiza está en función de una identidad institucional, en el marco de los lineamientos políticos generales. El PEI es el proyecto de la comunidad educativa que, en tanto proceso de reflexión colectiva, otorga identidad, vigencia y continuidad a la institución, y se erige en el criterio básico a partir del cual se derivan todas las acciones.
  5. 5. Constituye un instrumento fundamental - para la gestión institucional si se lo utiliza sistemáticamente en la orientación, conducción, desempeño y evaluación de la institución; - para articular los objetivos de política educacional con las prácticas efectivas en el nivel regional, local y escolar; y - para identificar, analizar y procesar los problemas institucionales, cooperando y asignando responsabilidades a los miembros de la comunidad educativa. - Es un proceso de recreación constante de la "cultura escolar' a través de la - constitución de espacios de comunicación e interacción. DESARROLLO OPERATIVO El desarrollo operativo se compone de una serie de actividades tales como: - Definición de los propósitos generales o fines. - Descripción y análisis del estado de situación, detallando logros y obstáculos. - ldentificación de factores que favorecen u obstaculizan. - Determinación de los principales problemas y sus causas. - Establecimiento de las metas específicas del plan. - Definición de acciones, actividades, responsables, tiempos de ejecución, indicadores de logro y formas de evaluación. - Identificación de recursos y fuentes de financiamiento. - Análisis de la viabilidad política, institucional, técnica y financiera del plan. El directivo es el responsable de liderar -apoyado y asesorado por el Supervisor- este proceso de aprendizaje colectivo, capacitándose a su vez para aumentar su propia capacidad de participar con otros, de negociar, de orientar las acciones, de evaluar y realizar nuevas propuestas, y de realizar el control necesario del cumplimiento de los compromisos asumidos.
  6. 6. VENTAJAS La formulación y evaluación de proyectos educativos con la participación de los actores incrementa la capacidad de gestión de la escuela, en parte porque contribuye a generar procesos decisorios diferentes, en los que no solamente intervienen los que tradicionalmente deciden, sino que amplían la participación a otros agentes y factores no incluidos habitualmente. También debería constituir un insumo que alimente el complejo marco del que emergen decisiones sobre políticas y asignación de recursos en el proceso de gestión educativa más amplio. Esta forma de trabajar en la escuela y con la comunidad permite incorporar la multiplicidad de variables que la conforman como una realidad compleja, articulándola en la gestión institucional. BIBLIOGRAFIA Aguerrondo, Inés, El planeamiento educativo como instrumento de cambio, Editorial Troquel, Buenos Aires, 1994 (3ra. ed.). Chávez, Patricio, Programa de Formación en Gerencia Educativa, Módulo VII, Gestión para instituciones educativas: una propuesta para la construcción de proyectos educativos institucionales con un enfoque estratégico y participativo. Caracas, Venezuela, 1995. Ezpeleta, Justa. Escuelas y Maestros. Condiciones del trabajo docente en la Argentina. Centro Editor de América Latina - UNESCO, Bs. As., 1991, Cap. VIII. Flores, V., Planificación Estratégica. Curso de Capacitación y Actualización para Planificadores de la Educación, Programa de Formación de Recursos Humanos en Gerencia Educativa, Módulo Instruccional II, CINTERPLAN, Caracas, Venezuela, 1993. Matus, Carlos. Planificación, presupuestos v gerencia. Minas Gerais, Brasil, 1987. Matute, O. Política Educativa, Curso de Capacitación y Actualización para Planificadores de la Educación, Programa de Formación de Recursos Humanos en Gerencia Educativa, Módulo Instruccional I, CINTERPLAN, Caracas, Venezuela, 1993. Ministerio de Cultura y Educación de la Nación, Secretaría de Programación y Evaluación Educativa, Ley Federal de Educación: La escuela en transformación. Bs. As., 1994. Ministerio de Cultura y Educación de la Nación, Aplicación de la Ley Federal de Educación. Bs. As., 1994.
  7. 7. Namo de Mello, G., "La gestión en la escuela en las nuevas perspectivas de las políticas educativas". En: Ezpeleta y Furlan (comp), La gestión pedagógica de la escuela, Santiago de Chile, 1992. República de Colombia, Ministerio de Educación Nacional. Reflexión sobre los proyectos educativos institucionales y guía para la construcción de planes operativos por parte de las comunidades educativas. Santa Fe de Bogotá, noviembre de 1994. Santos Guerra, Miguel Angel. Las imágenes en el espejo. Dirección escolar y democracia organizativa, Universidad de Málaga, España, 1993.

×