Se ha denunciado esta presentación.
Utilizamos tu perfil de LinkedIn y tus datos de actividad para personalizar los anuncios y mostrarte publicidad más relevante. Puedes cambiar tus preferencias de publicidad en cualquier momento.

Cambiar de registro

12 visualizaciones

Publicado el

Los cambios no siempre son fáciles, y la persona es un ser de costumbres que prefiere seguir caminos ya trillados, aunque las circunstancias sean diferentes. 25 Junio 2011. Noticias Gipuzkoa

Publicado en: Noticias y política
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Cambiar de registro

  1. 1. 6 OPINIÓN Noticias de Gipuzkoa Sábado, 25 de junio de 2011 Dantzari eskanitako webgune honek Donostian ostegunean izandako Gizon Dantzari buruzko artikulu bat jasotzen du. San Juan bezperako eki- taldian Udalaren parte-hartzeak garrantzi berezia izan du. Jesus Mari Alkain izan zen Gizon Dantza dantzatu zuen azken alkatea. Web- guneak, gainera, ekitaldiaren bideoak eskaintzen ditu. Dantzan www.dantzan.com Gizon Dantza, ikusgai Solo un día después de que representantes de todos los partidos del Ayuntamiento de Donostia bailasen juntos la Gizon Dantza, algún concejal de la oposición ya ha comenzado a verter críticas sobre el acto en el que él mismo participó. Además de la actualidad política, esta semana hemos entrado en verano y, por cierto, este fin de semana hará buen tiempo. El edil socialista Enrique Ramos cri- tica la Gizon Dantza en la que parti- cipó la Corporación. Ramos dice no saber “qué narices pinta” el párroco de San Vicente y Santa María, Félix Garitano,en elacto,“másallá de que sea porque es el tío de Garitano”, nuevodiputadogeneraldeGipuzkoa. ¿Olvida el edil que es Félix Garitano quien bendice el árbol cada año? ElalaizquierdadeIjentea www.enterat.com Pasos de baile mal ejecutados Hay ocasiones en las que no se pue- de conocer el estado de los arena- les guipuzcoanos hasta que se lle- ga a la misma playa. Gracias a esta herramienta de la Diputación Foral de Gipuzkoa se puede saber de antemano cuándo será la plea- mar, el color de las banderas y si el agua es de calidad, entre otros aspectos. GipuzkoakoHondartzak www.gipuzkoa.net/hondartzak ¿Cómo están las playas? Blogorailua P O R H A R R I F E R N Á N D E Z ¿Qué reforma laboral hubiera hecho el PP? ¿Piensa bajar los impuestos? ¿Alar- gará la vida laboral o mantendrá la jubilación actual? ¿Recortará las pensio- nes o las subirá? Cuando se opone a todo lo que propone el Gobierno, no sabe- mos si lo hace por exceso o por defecto. Suponemos que por lo segundo, pero Rajoy, el silencioso, se guarda mucho de decirnos cuál es su receta y si él “obe- decería” las directrices europeas aunque vayan en contra de lo que proclama. Por ejemplo, subir el IVA. El lapitzero L OS cambios no siempre son fáciles, y la persona es un ser de costumbres que prefiere seguir caminos ya trilla- dos, aunque las circunstancias sean diferentes.Esto,amenudoseproduceporpura inercia,oporconvicción,pornoestardeacuer- do con el cambio, o por intereses espurios, y hay casos en que puede ser por negligencia o por la falta de instrucciones sin más: nadie se acordó de decir al que cumplía órdenes que éstas ya no estaban vigentes. Así, a veces cambia el escenario, se modifica el entorno, varía el aire que se respira, pero el individuo permanece inmutable, con la mis- ma programación y, por tanto, no altera su comportamiento, lo cual, además, lo sitúa fue- ra de la realidad. Las experiencias de otros paí- ses, ciertamente, no son comparables con la situación de aquí, pero sí pueden proporcio- narnos unos claros indicadores de lo que debe- mosevitaratodacosta:quelainerciaolanegli- gencia saboteen un escenario de respeto a los derechos humanos al que todos queremos lle- gar. En agosto de 1998, ya firmado el Acuerdo de Viernes Santo, el IRA Auténtico, escisión del IRA Provisional, perpetró un atentado con coche bomba en Omagh, en el que 29 personas (incluida una mujer embarazada de gemelos) murieron y 220 resultaron heridas. En Sudá- frica, la violencia política generalizada añadió tensión durante las negociaciones. A los enfrentamientos entre el Congreso Nacional Africano y el Partido Nacional Inkhata se aña- día la violencia de elementos de la derecha blanca. Chris Hani, considerado por aquel entonces sucesor de Nelson Mandela, fue ase- sinado por un blanco europeo relacionado con el Afrikaner Weerstandsbewegung (AWB), y estehechoestuvoapuntodesumiralpaísente- ro en el caos más absoluto. Amnistía Interna- cional documentó que, en el año 1994, al menos 2.683 personas perdieron la vida como conse- cuencia de la violencia política, y un tercio de esas muertes se produjeron después de las pri- meras elecciones sin apartheid que se cele- braron el 27 de abril. También se produjeron en ese año numerosos informes de torturas a detenidos por motivos políticos y por delitos comunes, y estas denuncias implicaban espe- cialmente a agentes gubernamentales. Afortunadamente, aquí la situación es dife- rente. Entre otras cosas, porque no vivimos esosnivelesdeviolencia,aunqueestamosmuy al principio de un proceso que hay que prote- ger a toda costa de quienes no cambian de registro a pesar de los cambios habidos. Para algunos el cambio no ha empezado y, para otros, ya casi está culminado. En todo caso es evidente que, si queremos llegar al deseado escenario de respeto efectivo de los derechos humanos, tenemos que movernos hacia él y blindarlo contra los imprevistos que pueden generar quienes no saben, o no quieren saber, de cambios de situación. Son muchas aún las asignaturas pendientes en materia de derechos humanos sobre las que debemos avanzar en esta nueva fase. ETA tie- ne que poner en marcha su salida definitiva del escenario, haciendo verificable interna- cionalmentesualtoelfuego,comoprimerpaso hacia un desarme definitivo que debe produ- cirse mañana, mejor que pasado mañana. Seguimos esperando un proceso de descubri- miento y socialización de la verdad que abar- que los crímenes de Estado, los de ETA, la tor- tura, las amenazas… y que ha de incluir a los perpetradores directos, pero también a los res- ponsables jerárquicos que ordenaron esos hechos. En este país no tiene que haber gente escoltada por causa de su adscripción social o política, y tampoco debe haber gente –sea con- cejal de Elorrio o perteneciente al movimien- to juvenil, por ejemplo– que tema con funda- mento, por un motivo u otro, que sus derechos humanos básicos vayan a ser vulnerados. Asimismo, hay que extender este ejercicio de esclarecimiento a otros hechos en los que par- ticiparon funcionarios encargados de hacer cumplir la ley. Es hora de mirar de frente a las víctimas que quedaron en la cuneta de la his- toria reciente, y cuyos dolores y sufrimientos Tribuna Abierta P O R A N D R É S K R A K E N B E R G E R , J O N L A N D A Y S A B I N O O R M A Z A B A L ( * ) Cambiar de registro Rajoy O N D A VA S C A 9 4 . 8 / 9 5 . 6 F M Siqueremosllegaraldeseado escenarioderespectoefectivo delosderechoshumanos, tenemosquemovernoshaciaél - ETAdebeponerenmarchasu salidadefinitivadelescenario, verificandointernacionalmente sualtoelfuego
  2. 2. Noticias de Gipuzkoa Sábado, 25 de junio de 2011 OPINIÓN 7 La Brecha y Bildu La Brecha es el lugar por donde Wellington consiguió romper las murallas de San Sebastián. En la reconstrucciónyexpansióndelaciu- dad se consiguió organizar un mag- nífico mercado de alimentos para beneficio de donostiarras y casheras del entorno. Ellas podían exponer cómodamente sus ofertas, bien res- guardadas de la lluvia y los fríos matinales. Todo un orgullo para la moderna gastronomía donostiarra, queelevabaelniveleconómicodelos caseríos del entorno. Pero un día el “moderno” Odón Elorza firmó una de sus transformaciones urbanas. De la hermosura de lo clásico, se pasó a lo cursi. Amén de más com- petencia para el comercio ya exis- tente en cantidad y calidad. Ahora el nuevo alcalde es precisamente de tud. No. La dignidad. La dignidad de saberse héroes por accidente y no tener ni siquiera un segundo de glo- ria. Y no sufrir un ataque de soberbia al estilode“oye,chaval,trátameconres- peto que yo estuve allí”. No. Aunque bien merecida tendrían esa soberbia, lo que más admiro de los gudaris y milicianos que Aitor Azurki ha teni- do la bondad de presentarme en su libro Maizales bajo la lluvia es, sin duda, su madera de héroes. Porque hoy, el concepto de héroe es algo difu- so. Si bien lo que define a un héroe es queestádispuestoamorirporsucau- sa, lo que le da la gloria es que prefie- re vivir por ella. Como Félix, Marce- lo, Txisko, José y los demás. Tuvelaoportunidadmaravillosade compartirunahoralargadeviajepor carretera con Félix Padín. Militante de la CNT desde hace 80 años. Sí, sí. han sido negados hasta ahora por considerar que no era el momento, o no era conveniente o que sus casos no eran iguales a los otros. No pueden caer en el olvido las personas que murieron o fueron heridas en controles de carretera, por mera “confusión”, en altercados fuera de servicio, durante manifestaciones y movilizaciones diversas, y ese escrutinio debe realizarse utilizando, como vara de medir, ins- trumentos del derecho internacional genera- dos en el seno de Naciones Unidas, tales como el Código de Conducta para Funcionarios Encargados de Hacer Cumplir la Ley o los Principios Básicos sobre el Empleo de la Fuer- za y de Armas de Fuego por los Funcionarios Encargados de Hacer Cumplir la Ley. También hay un déficit de verdad en lo refe- rido a los atentados, secuestros, torturas, ame- nazas, agresiones sexuales e intervenciones en manifestaciones de grupos parapoliciales, ultras, “incontrolados” y otros. Tanto estos hechos, como las responsabilidades por acción u omisión en los mismos, deben ser esclareci- dos. El derecho a la verdad tiene, desde el 30 de marzo de este año, un día de reconocimiento, el del aniversario del asesinato de Monseñor Romero en El Salvador, y ese reconocimiento es necesario hacerlo efectivo también aquí. Hay igualmente un serio déficit de verdad en el mundo de las cárceles. La situación de los centros penitenciarios a lo largo de nues- tra historia reciente también debe ser anali- zada a la luz de la normativa de Naciones Uni- das: el Conjunto de Principios para la Pro- tección de todas las Personas Sometidas a Cualquier Forma de Detención o Prisión, así como los Principios Básicos y Reglas Míni- mas para el Tratamiento de los Reclusos. Y tampoco los hechos ocurridos durante la Gue- rra Civil y el franquismo deben quedar fuera de este esfuerzo generalizado por conocer toda la verdad. Solo a medida que se vaya estableciendo la verdad sobre todos estos hechos, podremos realmente poner en marcha medidas de justi- cia y reparación a las que tienen derecho no sólo las víctimas, sino toda la sociedad en su conjunto. Solo así podremos de verdad curar las heridas. Y el único modo de lograrlo es con diligencia e iniciativa, dejando claro que las propias convicciones, la ausencia de instruc- ciones oficiales o la negligencia, de ningún modo pueden servir de pretexto para privar a la sociedad de su legítimo anhelo: que todas las personas que la conforman disfruten íntegra- mente de todos los derechos humanos. * También firman este artículo Xabier Urmeneta, Bertha Gaztelumendi, Ella Clarke, Pedro Larraia, Fernando Armendariz, Iñaki Lekuona y Benito Morentin, todos/as en nombre de la Asociación Pro Derechos Humanos Argituz Cartas a la Dirección 80.Comosuena.Unanarquistaalque la guerra cazó con 20 años y nueve días. Nos contó las aventuras y des- venturas que toda guerra conlleva. Que si venían por aquí, que si nos rodeaban por allá. “Pim, pam, clink zaska, raca bum. ¡Hostias, aviación! ¡Agáchate cojones!”. Pero no dejemos deladolomásimportante.Estosjóve- nes –hay que verles cómo se mueven, cómo recuerdan, cómo hablan, cómo miran, cómo cuentan…– son héroes. Sin duda. Pero por accidente. Ningu- no de ellos tenía en mente ser un héroe. Ninguno había hecho carrera para ello. Todos narran sus vivencias desde lo más íntimo de sí mismos. Pelotones de fusilamiento, cárcel, hambre… pero con el vigor de saber que esta vez es la última –para muchos la única– oportunidad que hantenido–tendrán–decontarloque pasó. Los héroes, repito, están dis- puestos a morir por su causa. Pero prefieren vivir por ella. Héroes como estos.Comolosnuestros.Comolosde verdad. IbanUgarteHerrarte Colaboración P O R H U WA I D A A R R A F Y VA N G E L I S P I S S I A S ( * ) Carta abierta al secretario general de Naciones Unidas EXCELENTÍSIMO Sr.: en la última semana de junio, la Segunda Flotilla de la Libertad-Seguimos sien- do humanos navegará hacia Gaza con el objetivo de llevar ayuda humanitaria, poner fin al bloqueo ilegal israelí a la Franja y mostrar el apoyo a la lucha del pueblo palestino por su libertad, su dig- nidad y sus derechos humanos. Delegaciones de más de 20 cam- pañas nacionales embarcarán en 12 navíos; entre estas naciones figuran Argelia, Australia, Bélgi- ca, Canadá, Dinamarca, Inglate- rra, Francia, Grecia, Indonesia, Irlanda, Italia, Jordania, Kuwait, Holanda, Noruega, Malasia, Esco- cia, España, Suecia, Suiza, Tur- quía y Estados Unidos, así como organizaciones de la diáspora palestina y representantes de muchos otros países. Las condiciones políticas en Oriente Medio están cambiando. En muchos países, la población está luchando y logrando su libertad, independencia y el respeto por sus derechos humanos. Al mismo tiem- po, la Franja de Gaza continúa sien- do la prisión al aire libre más gran- de del mundo, situación que se man- tiene por un ilegal y violento blo- queo que ha tenido consecuencias catastróficas para la vida de sus habitantes, para las infraestructu- ras y para el medio ambiente. Nuestra misión se desarrolla en el marco de los principios de la no- violencia y la legislación interna- cional sobre ayuda humanitaria y derechos humanos. A pesar de eso, el Gobierno de Israel amenaza con atacarnos de nuevo. Según han revelado informaciones de prensa, incluso están pensando en utilizar francotiradores y perros adiestra- dos contra civiles desarmados. Líderes israelíes están creando una atmósfera de hostilidad e inti- midación mediante presiones a nuestros gobiernos para que impi- dan que zarpemos, mientras que las amenazas a nuestros miembros se multiplican cada día. El Gobierno de Israel continúa desafiando los llamamientos de la comunidad internacional, inclui- dos aquellos contemplados en la Misión de Esclarecimiento de los Hechos sobre la Primera Flotilla de la Libertad (A/HRC/15/21), encomendada por el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas. Entre estos llamamientos se incluye la compensación por las acciones ilegales de Israel contra esa expedición. El pasado año, el Ejército de Israel asesinó a nueve de nuestras personas voluntarias (ocho ciudadanos turcos y un ciu- dadano estadounidense), hirió a otras 56 personas y detuvo y encar- celó al resto del contingente de la Flotilla, apropiándose de nuestros barcos y confiscando todas nues- tras pertenencias. La clase política y militar israe- lí justifican sus acciones en base a la seguridad nacional y ya han anunciado de forma oficial que demandan a las Naciones Unidas –dirigiéndose a usted, en particu- lar– y a nuestros gobiernos que pongan en marcha medidas para evitar nuestra misión. En caso contrario, amenazan con usar todos los medios posibles para detenernos. Realmente, la intimi- dación previa a la Flotilla es mucho mayor que la llevada a cabo el pasado año y que fue decidida y promulgada por oficiales israelíes al más alto nivel. Excelentísimo Sr.: las acciones injustificables y violentas que las autoridades israelíes cometen con- tra nuestra misión, sin ninguna base legal, nos preocupan enor- memente. Creemos que la comu- nidad internacional tiene la obli- gación de tomar medidas para pro- teger nuestra misión, impidiendo que Israel repita el ataque a nues- tra flotilla y, además, protegiendo vidas inocentes y reforzando el imperio de la ley. Por las razones citadas, y tenien- do en cuenta que el pueblo pales- tino de Gaza todavía sufre el cruel e inhumano bloqueo israelí que las Naciones Unidas, el Comité Inter- nacional de Cruz Roja y otras orga- nizaciones de derechos humanos han declarado ilegal; teniendo en cuenta que nuestra acción es no- violenta, llevada a cabo por civiles de sociedad civil a sociedad civil para defender los Derechos Huma- nos; y teniendo en cuenta que espe- ramos que Israel use la excusa de la seguridad para atacar a nuestra Flotilla: Pedimos a las organizaciones internacionales competentes, especialmente a Naciones Unidas, que lleven a cabo una inspección total de nuestro cargamento y pasaje antes y/o durante nuestro viaje a Gaza. Además, le invitamos a hacer lo mismo a nuestra llega- da a Gaza. Estas inspecciones se añaden a las que realizarán las autoridades de los países desde los que partamos. Además, le solicitamos una entrevista tan pronto como sea posible para establecer los meca- nismos necesarios para una ins- pección de Naciones de Unidas de nuestros barcos, con el objetivo de disipar cualquier duda sobre la naturaleza de nuestra misión. Esperando su pronta respuesta acerca de este asunto urgente, aguardamos firmemente compro- metidos con la paz y la justicia. Con nuestros más profundos res- petos. * En nombre de la Segunda Flotilla de la Libertad-Seguimos siendo humanos Igeldo. Podría volver a colocar a las sufridas casheras dentro de la Bre- cha y recuperar su función tradicio- nal. Reservando precisamente para los productos de la huerta y del cam- po cercanos la planta principal, higiénicamente y bien al socaire de fríos y lluvias. Dionisio Pérez-Villar Héroes en silencio Jamás pensé, por lo dispar de nues- tros pensamientos, que alguien como yo podría coger semejante aprecio a un militante de la CNT en un simple viajedecochedeunahora.Nosonsus vivencias las que envidio –sería del génerotontoenvidiarunaguerracon todo lo que ella conlleva–, ni los bata- llones de trabajo. Ni siquiera el com- pañerismo hiperbólico resultante de tener que hacer de la necesidad vir- Los textos dirigidos a esta sección no pueden exceder los 1.700 caracteres y deben ir firmados con nombre y dos apellidos. Debe adjuntarse fotocopia del DNI del remitente y número de teléfono. NOTICIAS DE GIPUZKOA se reserva el derecho de publicarlos, así como el de resumirlos y extractarlos. No se devolverán originales ni se mantendrá correspondencia. >> Dirección: Cartas a la Dirección. Avenida de Tolosa 23; 20018 Donostia. >> Correo electrónico: cartas@noticiasdegipuzkoa.com

×