UNIVERSIDAD FERMIN TORO
FACULTAD DE CIENCIAS POLÍTICAS Y JURÍDICAS
ESCUELA DE DERECHO
DERECHO INTERNACIONAL
PRIVADO
ACTIVI...
Antes de iniciar la presente actividad es necesario conocer el
significado de dos figuras jurídicas que dan origen a dicha...
el cumplimiento entre ellos de asistencia, sin embargo, el vínculo matrimonial
que los une persiste o subsiste; en este se...
aparecen situadas a un nivel similar al matrimonio. Efectivamente todas
aquellas situaciones se consolidan en distintas fo...
declarado propósito de potenciar la autonomía de la voluntad en esta
materia. Ciertamente, esta orientación del legislador...
dedicado al divorcio la ley regula aspectos como el plazo de tiempo exigido
antes de solicitar el divorcio, y las causas d...
sobre un sistema económico capitalista. Por lo que se refiere a China y
Japón, sus legislaciones sobre divorcio son más co...
que sustituye a la anterior ley en la materia promulgada en 1884. De esta
manera, Chile deja de ser el único país sudameri...
La armonización legislativa en América Latina tiene su precedente en
el denominado “Código Bustamante” que constituye, en ...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Tarea 06 internacional

141 visualizaciones

Publicado el

Divorcio, Separación de Cuerpo

Publicado en: Educación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
141
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
3
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Tarea 06 internacional

  1. 1. UNIVERSIDAD FERMIN TORO FACULTAD DE CIENCIAS POLÍTICAS Y JURÍDICAS ESCUELA DE DERECHO DERECHO INTERNACIONAL PRIVADO ACTIVIDAD 06 Adrián Y. Espinoza R C.I: V.- 14.979922
  2. 2. Antes de iniciar la presente actividad es necesario conocer el significado de dos figuras jurídicas que dan origen a dicha indagatoria como lo es el Divorcio y la Separación de Cuerpos. En principio el divorcio; es la consecuencia de la decisión acordada entre los dos cónyuges o tan solo la voluntad de uno de ellos, según corresponda el caso, de disolver el vínculo matrimonial por las diferencias irreconciliables que se suscitaron en la pareja. Dentro de estas diferencias y obviamente atendiendo a que cada caso tendrá sus propias peculiaridades, podemos contar: la infidelidad de algunos de los cónyuges, el abandono, injurias, violencia doméstica para con el cónyuge y los hijos, la cual puede ser o física o psicológica o un mix de ambas. En Venezuela, el divorcio; es la ruptura legal del vínculo legalmente contraído, durante la vida de los conyugues como consecuencia de un pronunciamiento judicial y tiene su fundamento jurídico en el artículo 185 y 185-A del Código Civil Venezolano (CCV) Por otro lado tenemos la separación de cuerpos; esta igualmente se encuentra consagrada en el art 185 del CCV, específicamente en el último aparte del mismo, denominada separación de cuerpos voluntaria o no contenciosa, que establece: “…También se podrá declarar el divorcio por el transcurso de más de un año después de declarada la separación de cuerpos sin haber ocurrido en dicho lapso la reconciliación de los cónyuges. En este caso el Tribunal procediendo concisamente y a petición de cualquiera de las partes, declarará la conversión de cuerpos en divorcio, previa notificación del otro cónyuge y con vista al procedimiento anterior.” En ambos casos tanto el legislador como la misma sociedad lo que persigue es la prevalencia del vínculo matrimonial, no obstante, existen circunstancias o razones que impiden que la pareja continúe cohabitando, este hecho interrumpe la situación jurídica, quedando suspendido legalmente
  3. 3. el cumplimiento entre ellos de asistencia, sin embargo, el vínculo matrimonial que los une persiste o subsiste; en este sentido la separación de cuerpos es solamente una separación de hecho y no de derecho. Ambas figuras aunque parecieran tratarse de lo mismo tienen una serie de diferencia que se mencionan a continuación:  La separación es una interrupción transitoria de la convivencia conyugal. El Divorcio supone la extinción del vínculo contractual definitivamente.  La separación puede entenderse como un periodo de reflexión que se conceden ambos cónyuges para reconsiderar su situación personal pero sin querer romper definitivamente el contrato matrimonial. El divorcio, supone la ruptura total y absoluta del vínculo contractual.  La Separación, supone que el Matrimonio sigue existiendo, el estado Civil será el de separado, que es una situación propia y diferenciada legalmente.  El divorcio habrá terminado con el Matrimonio de raíz, pero quizás la principal Consecuencia Jurídica es que con la Separación no puedes contraer nuevo matrimonio, en caso de que esto ocurriese se estaría incurriendo en el delito de bigamia, con el divorcio, si se puede contraer nuevas nupcias, sin consecuencia Legal adversa. Las crisis matrimoniales y su incidencia cada vez mayor en los diferentes sistemas jurídicos contemporáneos Uno de los factores más profundos o más dominantes por los que la cultura contemporánea asiste a una crisis del matrimonio, tanto en su dimensión religiosa como en aquella civil, son las situaciones inestables por las que actualmente atraviesan los seres humanos que se definen más por aquello que de negativo tienen, que por lo que se caracterizan positivamente,
  4. 4. aparecen situadas a un nivel similar al matrimonio. Efectivamente todas aquellas situaciones se consolidan en distintas formas de relación, pero todas ellas están en contraste con una verdadera y plena donación recíproca, estable y reconocida socialmente. La complejidad de los motivos de orden económico, sociológico y psicológico, inscrita en un contexto de privatización del amor y de eliminación del carácter institucional del matrimonio, sugiere la conveniencia de profundizar en la perspectiva ideológica y cultural a partir de la cual se ha ido progresivamente desarrollando y afirmando el fenómeno de las uniones de hecho, tal y como hoy lo conocemos , estas uniones si bien jurídicamente aportan el mismo contenido en cuento a los derecho civiles, la convivencia entre otros, no es más que una manera de desvirtuar la esencia del matrimonio y los fines que este persigue en la sociedad a través de los años La disminución progresiva del número de matrimonios y de familias reconocidas, el incremento del factor divorcio responde a una serie de cambios históricos en las sociedades, dentro de un proceso que podría denominarse, de gradual desestructuración cultural y humana de la institución matrimonial, no debe ser minusvalorada la difusión de cierta ideología. Ser hombre o mujer no estaría determinado fundamentalmente por el sexo, sino por la cultura. Con ello se atacan las mismas bases de la familia y de las relaciones inter-personales. En el campo del Derecho Internacional Privado, específicamente en España, la regulación de las crisis matrimoniales, se ha visto alterada en los últimos años en el sentido de la competencia judicial internacional, la entrada en vigor de ciertos reglamentos comunitarios, ha implicado transformaciones en el sistema a los que se tuvo que añadir el convenio de la Haya de 1996 en materia de protección de menores. En el caso de la Unión Europea (UE), La utilización de la conexión autonomía de la voluntad en materia de crisis matrimoniales responde a un
  5. 5. declarado propósito de potenciar la autonomía de la voluntad en esta materia. Ciertamente, esta orientación del legislador de la UE no hace más que ratificar la opción que están siguiendo otros legisladores en Europa; aunque tampoco debe dejar de observarse que la admisión de que el legislador europeo puede utilizar su competencia en materia de conflictos de leyes para potenciar determinadas opciones substantivas implica consentir en que también en aquellos casos en los que dichas políticas no coincidan con las mantenidas por el legislador propio deberá asumirse la limitación que se deriva de la legislación de la UE. El Divorcio en el Derecho Comparado Por lo que respecta al tema del divorcio, la creciente movilidad de los individuos ha dado lugar a un aumento del número de matrimonios internacionales cuyos cónyuges son de nacionalidades distintas, o viven en Estados diferentes, o viven en un Estado del que no son nacionales. Se trata de situaciones de tráfico externo que caen dentro del ámbito del derecho internacional privado. Por ello, cuando una pareja internaciona decide divorciarse, debe examinarse la competencia judicial internacional, en primer lugar, y la ley aplicable al caso, de conformidad con los criterios establecidos por nuestro sistema de derecho internacional privado. A continuación se mencionan como es ensayada la figura del divorcio en varios países: Singapur: La legislación vigente del divorcio en Singapur está recogida en una ley llamada “Carta de las Mujeres” de 1961, que ha sido desde entonces reformada en varias ocasiones, la última de ellas en 2001. Esta ley regula el matrimonio monógamo, el divorcio, los derechos y deberes de las parejas casadas, la protección de la familia y las sanciones en caso de delitos contra las mujeres y las niñas, entre otras cuestiones. En su capítulo
  6. 6. dedicado al divorcio la ley regula aspectos como el plazo de tiempo exigido antes de solicitar el divorcio, y las causas del mismo. Así, en primer lugar, la ley exige que hayan transcurrido al menos tres años desde la celebración del matrimonio para poder presentar demanda de divorcio. Excepcionalmente, el tribunal podrá aceptar a trámite una demanda de divorcio de un matrimonio cuya duración haya sido inferior a tres años cuando las circunstancias del caso concreto así lo aconsejen. El tribunal podrá asimismo intentar la reconciliación de las partes mediante un oficial de mediación. Respecto de las causas de divorcio, éste sólo podrá solicitarse judicialmente alegando una ruptura irremediable del matrimonio. Ambos cónyuges están legitimados para solicitar el divorcio ante el juez alegando tal causa. El demandante, como prueba de la ruptura irremediable del matrimonio deberá alegar alguno de los siguientes hechos: (a) adulterio del demandado; (b) comportamiento del demandado que hace imposible la convivencia; (c) abandono por un periodo de 2 años contabilizado antes de la presentación de la demanda de divorcio; (d) separación de hecho durante al menos 3 años antes de la demanda de divorcio, siempre que el demandado esté de acuerdo; y (e) separación de hecho durante al menos 4 años antes de presentar la demanda de divorcio. Asia: El continente asiático alberga en su interior países que poseen tradiciones políticas, sociales, culturales y religiosas muy arraigadas y muy particulares. Las diferencias legislativas entre estos países son muy significativas y la armonización entre éstas es absolutamente inexistente. A grandes rasgos puede decirse que las legislaciones sobre divorcio asiáticas son bastante conservadoras, pues si bien se reconoce el divorcio, las condiciones para acceder a él suelen ser muy restrictivas y las sociedades suelen ser muy reticentes a acudir a esta vía para disolver el matrimonio. Corea del Sur, Taiwan y Singapur son los Estados con un mayor número de divorcios del continente asiático. Se trata de Estados modernos, que se han industrializado muy rápidamente en los últimos años y que se estructuran
  7. 7. sobre un sistema económico capitalista. Por lo que se refiere a China y Japón, sus legislaciones sobre divorcio son más conservadoras que las anteriores. Ello se entiende, en el caso de China, por un lado, teniendo en cuenta el régimen político comunista que recorta las libertades individuales, y por otro, por la arraigada tradición china de la perdurabilidad del matrimonio. En el caso de Japón, son las tradiciones sociales muy conservadoras y protectoras del concepto de la familia tradicional, las que llevan a que sean muy pocos los japoneses que optan por divorciarse. Brasil: En Brasil, el divorcio y la separación judicial están regulados por la Ley nº 6515 de 1977 (Ley de divorcio) y por el nuevo Código civil brasileño de 2002, que sustituye al anterior Código de 1916. Ambas normas distinguen entre la terminación de la sociedad conyugal y la del matrimonio. La primera termina por muerte de uno de los cónyuges nulidad o anulación del matrimonio, separación judicial o divorcio. El matrimonio sólo concluye con la muerte de uno de los cónyuges o por divorcio. Para obtener el divorcio se puede optar por la conversión de una separación judicial en divorcio o por probar una separación de hecho durante más de dos años. En el primer caso, es necesario que haya transcurrido un año tras la sentencia definitiva de separación judicial para poder convertirse en divorcio. En lo que respecta a la separación judicial, ésta puede ser solicitada por ambos cónyuges de común acuerdo siempre y cuando el matrimonio haya durado por lo menos un año. También puede solicitarla uno de los cónyuges cuando se le impute al otro la comisión de actos que impliquen una grave violación de los deberes del matrimonio y vuelvan insoportable la vida en común y cuando hayan estado separados de hecho durante más de un año y la reconciliación sea imposible. La enfermedad mental grave de uno de los cónyuges también faculta al otro para pedir el divorcio. Chile: El divorcio se incorpora a la legislación chilena con la promulgación de la nueva Ley de Matrimonio Civil de 7 de mayo de 2004,
  8. 8. que sustituye a la anterior ley en la materia promulgada en 1884. De esta manera, Chile deja de ser el único país sudamericano que no permitía el divorcio. Esta situación planteaba numerosos problemas en el ámbito del Derecho internacional privado español, pues una sentencia de divorcio pronunciada en España en la que alguno de los cónyuges tuviera nacionalidad chilena no era reconocida en Chile. La nueva ley de matrimonio civil de 2004 ha venido a remediar esta situación y ha adecuado la legislación a las demandas sociales a favor de la admisión del divorcio. La nueva ley regula las causas de divorcio y diferencia claramente los supuestos de mutuo acuerdo, de aquellos en los que no existe acuerdo y el cónyuge “inocente” está facultado para pedir el divorcio siempre que alegue una de las causas tipificadas en la ley. Los cónyuges que soliciten el divorcio de mutuo acuerdo deberán acreditar que su convivencia ha cesado durante más de un año y deberán presentar un convenio en el que se regulen sus relaciones mutuas y con respecto a los hijos en los términos exigidos por la ley. En caso de que no exista acuerdo entre los cónyuges, el cónyuge culpable no tiene derecho a entablar la acción de divorcio, sino que sólo podrá ejercitarla el cónyuge inocente. La ley también regula algunos efectos de la sentencia de divorcio, como todo lo referente a la liquidación del régimen económico matrimonial, la pensión compensatoria y el régimen de guarda y custodia de los hijos. América Latina: Cabe decir en principio que en 2005 todos los países de América Latina permiten el divorcio en sus legislaciones nacionales. Chile era el único país que históricamente prohibía el divorcio, pero a partir de mayo de 2004, con la promulgación de una nueva ley sobre el matrimonio civil, ya es posible divorciarse en Chile. Sin embargo, pese a la aceptación unánime del divorcio en todo el continente sudamericano, existen notables diferencias entre las legislaciones sobre divorcio de los diversos Estados.
  9. 9. La armonización legislativa en América Latina tiene su precedente en el denominado “Código Bustamante” que constituye, en algunos países la norma de derecho conflictual, que regula los conflictos de leyes en el Derecho Internacional Privado Latinoamericano. El Código Bustamante es un convenio internacional suscrito en 1929 entre los países Americanos, a excepción de EE.UU. y Canadá, para regular las normas de conflicto aplicables en las relaciones privadas entre personas individuales y jurídicas de distinta nacionalidad y las relaciones que afectan a la personalidad, el matrimonio, la propiedad, los contratos, las relaciones comerciales, los concursos, y ciertas normas de Derecho penal como la extradición. Ello sin perjuicio de otras iniciativas existentes enmarcadas en el ámbito de MERCOSUR de marcado contenido económico. En lo que respecta a los derechos humanos, también existen avances significativos, pero las materias específicas del Derecho de Familia tienen un tratamiento uniforme a nivel regional, en aplicación del Código Bustamante.

×