SlideShare una empresa de Scribd logo
ARTICULACIÓN: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docente
Beatriz R. de Moreno
Lectura crítica: Ana Lía Crippa y Leonardo Biondi.
La etimología de la palabra articulación es: unión, lo que sirve para unir, enlazar, atar. Desde esa definición, por
una parte su función es bien tangible, es unir elementos de dos dimensiones variadas, pero al mismo tiempo,
provoca la diversidad de opiniones al no quedar claro qué alcances tendrá esta unión de elementos cuando en
realidad no se conoce qué se ubica en sus extremos.
Centrándonos en el ámbito educativo, nos preguntamos: ¿qué unimos, que conjugamos, cuáles son los polos a
articular entre los diferentes niveles? ¿y al interior de ellos?
Creemos que esta es una discusión importante a plantear en contextos de formación docente ya que existen
variadas concepciones en torno al término articulación.
Para algunos docentes es sinónimo de acuerdos respecto a los contenidos a enseñar en cada nivel, ciclo o
sección/año/curso de una institución. Para otros el término solo refiere a la articulación entre niveles e implica
organizar la participación de los alumnos en alguna de aquellas "actividades propias" de cada nivel o ciclo (de
jardín a primero o de sexto a primer año, etc.), en general por un corto período de tiempo, suponiendo que de
esa manera el impacto, al pasar de un nivel a otro, no dará lugar a rupturas o conflictos. Para otros, es una
cuestión no debatida ni tenida en cuenta en la institución en la que trabaja.
La intención de muchos de los docentes a quienes preocupa el tema, es la de establecer una continuidad a
pesar de existir especialmente entre los niveles, culturas institucionales completamente distintas,
conocimientos característicos de cada nivel, o bien, abordajes diferentes que profundizan conocimientos
trabajados en el nivel anterior.
¿Cómo encontrar entonces cohesión o congruencia, ante cuestiones tan diversas?
¿Cómo alcanzarla en el marco de la tensión continuidad/diferenciación característica del acto de articular?
Sabemos que son múltiples los factores que dificultan el logro para esta cohesión en el sistema educativo. Sólo
mencionaremos algunos:
 Las distintas trayectorias de formación de los docentes y sus diferentes concepciones respecto del
aprendizaje y la enseñanza.
 Las representaciones sociales, que tiene cada Nivel y a veces cada ciclo.
 Los diversos cambios que se producen para el alumno a medida que transita por los diferentes niveles
del sistema que van desde lo estructural (edilicio, funciones de cada nivel, métodos de trabajar) hasta
lo personal (emocional, la relación con otros pares y con adultos)
 La forma de organización en cada nivel. (La organización en materias a cargo de un profesor
especializado, es propia de la escuela media. La escuela primaria históricamente ha condensado en "un
maestro" las cuatro áreas básicas,)
 Los tiempos de la enseñanza de cada nivel (Un maestro de primero y segundo ciclo pasa con
su grupo de alumnos entre 20 a 25 horas reloj por semana; un profesor de secundaria entre 2 a 5 horas
reloj por semana).
 La escasa disponibilidad de espacios institucionales sostenidos destinados a la producción conjunta de
conocimientos por parte de los docentes (planificaciones, evaluaciones, etc.)
 La aceptación y naturalización del mito: “cada maestrito con su librito” signo de la soledad en la que
nos deja la consideración restringida que tenemos sobre la articulación.
 …
La articulación y la normativa Jurisdiccional:
En el Nivel Primario, el Régimen Académico regula las trayectorias de los alumnos en las Escuelas. Dice en el
capítulo 4: “Considerar estas trayectorias completas supone asumir que existen diversas intervenciones, desde
los Niveles y Modalidades del sistema sobre un sujeto único que es el alumno. Como consecuencia de esta
complejidad es necesario un trabajo sistemático que apunte a la articulación entre los actores e instituciones en
torno a las condiciones de enseñanza para generar continuidad en los procesos de aprendizaje. La articulación
pedagógica supone generar situaciones de trabajo compartidas con los Jardines de Infantes, las Escuelas de
Educación Primaria, Las Escuelas de Educación Secundaria, Centros Educativos Complementarios, Escuelas de
Educación Especial, Las Escuelas de Educación Estética, y Centros de Educación Física. En ellas, se deben
garantizar prácticas compartidas en torno a la maneras de atender las trayectorias escolares de los alumnos, a
los propósitos y perspectivas de enseñanza, a la progresión de los contenidos de las distintas áreas curriculares,
a los criterios de evaluación y a los modos de organizar el trabajo y de convivir con la escuela”1
La articulación entre distintas instituciones y entre los diferentes niveles, ciclos y secciones/años permite dar
coherencia y unidad al sistema educativo. La construcción de la articulación implica pensar simultáneamente
en la unidad y la diversidad de este sistema. Los docentes debemos de tener en consideración que el alumno,
es el mismo en los diversos niveles de escolaridad, que transita y va modificándose interna, gradual y
progresivamente en la medida de sus propias construcciones cognitivas y de su desarrollo personal y social.
1 Dirección General de Cultura y Educación. Régimen Académico. 2015
Por otra parte, en el Diseño Curricular de la Educación Primaria en su Marco General se señala: “Esta reforma
curricular se fundamenta en la concepción de que el conocimiento científico y el saber cultural, en general, son
construcciones colectivas. Esta idea tiene múltiples efectos a la hora de pensar la enseñanza. Por un lado,
implica concebir que los conocimientos a los que los alumnos/as deben progresivamente acceder, han sido
producto de intercambios, debates, discusiones, transformaciones, abandonos y errores, revisiones y acuerdos
entre personas de una misma época y lugar, o de espacios y tiempos diferentes. El carácter de provisoriedad
atraviesa la mirada sobre los objetos que se estudian: una teoría puede ser reemplazada por otra, existen
diversas miradas sobre un mismo fenómeno, múltiples formulaciones de un conocimiento y cualquiera de
dichas manifestaciones culturales se va transformando según las necesidades del pueblo o grupo en el que
circulan o de la humanidad.”
Concebir la cultura como producción colectiva tiene un fuerte impacto en la escuela: considerar también el
grupo de alumnos/as como una pequeña comunidad de producción y transformación de conocimientos”.
Los alumnos elaboran sus propias ideas, mediante un trabajo productivo, en el cual, lejos de reproducir lo que
ven, realizan esfuerzos personales para interpretar los fenómenos y problemas a los que se enfrentan. La
producción de conocimientos permite explicar tanto los pequeños avances en las ideas, los grandes saltos y
aciertos, las originalidades en el camino de elaboración de nuevas ideas y puntos de vista, como los errores que
se producen en los procesos de aprendizaje. Esta postura respecto de la producción de conocimientos por
parte de los alumnos atraviesa todos los niveles educativos, considerando por supuesto las herramientas
conceptuales que ellos tengan disponibles, por lo que resulta central considerarla a la hora de articular
aprendizajes.
En este sentido, los actuales diseños curriculares de nuestra provincia incluyen no solo los nombres de los
temas a desarrollar sino también describen prácticas de aprendizaje y de enseñanza. Esto conlleva a la
necesidad de un trabajo articulado entre docentes y/o entre instituciones, tendientes a la búsqueda de
propuestas pedagógicas y didácticas que permitan a los estudiantes alcanzar los saberes a los que se apunta.
El Marco General de Política Curricular sostiene que las políticas curriculares universales, como la que se
implementa en nuestra provincia, “requiere de la participación activa de docentes, equipos directivos y
supervisores/as quienes, como agentes del Estado, promueven la materialización de estas políticas en cada
distrito, en cada escuela, en cada aula, imprimiéndoles sus “marcas”, sus anhelos y sus posicionamientos, que
siempre son políticos.
Las políticas educativas procuran la construcción de una realidad deseada. Para ello, los procesos de
producción de ese horizonte deben ser verdaderamente participativos para profundizar la democracia y aportar
a la consolidación de lo común y lo colectivo. Esto significa posibilitar a todos los sujetos el ingreso al
entramado de oportunidades y el ejercicio pleno de sus derechos. “2
Resaltamos finalmente que la escuela constituye el espacio particular en que la articulación se instituye como
acción real o queda en el ámbito de lo declamativo.
La articulación desde la perspectiva de la conducción de la escuela
El objetivo fundamental de toda institución educativa consiste en brindar una enseñanza de calidad enfocada
al logro de los aprendizajes por parte de todos los alumnos. Para que esto sea posible, el equipo de conducción
deberá priorizar decisiones institucionales que favorezcan la articulación como una de las condiciones
necesarias para el logro de los aprendizajes por parte de todos los estudiantes.
Una de esas decisiones estará ligada a la articulación e interacción con la comunidad y el contexto: las acciones
que emprende y los vínculos que establece la institución con distintos miembros de la comunidad escolar y del
contexto contribuyen al logro de su misión.
Otra decisión fundamental es que los equipos docente y de conducción trabajen en forma articulada y
colaborativa. Para lograrlo, el equipo de conducción tendrá que:
 Generar espacios de estudio y trabajo conjunto regular y sostenido en el tiempo (planificación
conjunta, elaboración de un Proyecto Institucional que involucre la organización y secuenciación de los
contenidos a lo largo de toda la enseñanza, análisis de estrategias para implementar con alumnos de
trayectorias particulares, por ejemplo).
 Promover la comunicación y el intercambio de ideas, proyectos, propuestas y experiencias, entre los
docentes de un mismo nivel/ciclo/sección/año y/o área/asignatura.
 Promover la articulación de asignaturas/áreas a través de proyectos transversales o interdisciplinarios,
y/o que favorezcan el intercambio entre alumnos de distintas secciones/años.
 Conformar grupos de trabajo integrados por docentes, miembros del equipo de Orientación Escolar y
directivos para coordinar proyectos específicos de la institución.
 Planificar y organizar las Jornadas Institucionales previstas por el PNFP, que permitan problematizar y
elaborar acuerdos sobre estas temáticas relevantes.
 Difundir y promover la participación de los docentes en conferencias, seminarios, cursos de los CIIE y
otros eventos académicos que resulten relevantes para su desarrollo profesional. Trabajar con los
docentes y discutir acerca de las posibilidades/pertinencia de incorporar los nuevos contenidos o
estrategias estudiadas a la práctica de la escuela.
Asimismo, en la articulación entre niveles, se hace necesario el acuerdo de normas de funcionamiento, y de la
organización de estructuras funcionales para las tareas compartidas entre docentes involucrados de ambos
niveles. Dos evidencias pueden sostener este eje:
 la participación colectiva de los docentes asegura mayor apropiación y responsabilización de lo
acordado siempre y cuando estas participaciones sean sostenidas en el tiempo.
 la generación de instancias en las que los docentes puedan conocerse y “decirse” los puntos de vista
diversos colabora con dos problemas serios para articular: la culpabilización al nivel, año o ciclo
2 Marco Gral de Política Curricular de la DGCyE (pag 12).
anterior por lo no realizado y los desentendimientos de los rendimientos y aprendizajes de los alumnos
en el nivel, año o ciclo siguiente. Ambas actitudes son dos caras de la desresponsabilización y, como
consecuencia, seguramente se alejan de la consideración de las trayectorias.
Por otra parte, los equipos de conducción tienen que habilitar a la escuela como un espacio de integración para
todos los alumnos. Para lograrlo, el equipo de conducción tendrá que:
 Conocer a los alumnos tanto en su realidad social como educativa.
 Acompañar a los docentes en la elaboración de propuestas inclusivas, tomando en cuenta todas las
características de sus alumnos y las normativas y orientaciones que la Jurisdicción ha producido en esa
materia.
 Diseñar estrategias de apoyo y acompañamiento para favorecer la retención del alumnado, teniendo
en cuenta todos los factores que inciden en su vida escolar.
 Conformar grupos de trabajo integrados por docentes, miembros del equipo de Orientación Escolar y
directivos para coordinar proyectos específicos de la institución.
 Aprobar y acompañar la implementación de acciones de apoyo y adecuaciones curriculares para los
alumnos en dificultades de aprendizaje o problemas personales o familiares que afecten la normal
concurrencia a clase.
 Propiciar la postulación de los alumnos como posibles beneficiarios de los servicios oficiales del
Gobierno de la Provincia orientados a asegurar las condiciones para el aprendizaje y la permanencia en
la escuela (CEC, Programa Aceleración, Educación Hospitalaria/Domiciliaria, etc.3
)
 Promover un clima de respeto y confianza mutuos entre todos los miembros de la comunidad
educativa, y de aceptación y valoración de las diferencias.
El PNFP sostiene la concepción de que todos los alumnos pueden aprender y que es la escuela la que debe
gestionar para lograr ese fin. En esa línea, el equipo de conducción tendrá que:
 Promover entre los docentes y las familias altas expectativas sobre las posibilidades de aprendizaje de
los alumnos.
 Asegurar que en los momentos de planificación, enseñanza y evaluación esté presente el principio de
que todos los alumnos pueden aprender, más allá de sus características personales y sociales.
 Reconocer las áreas/asignaturas que causan mayor dificultad entre los alumnos, y trabajar en conjunto
con los docentes para diseñar e implementar estrategias que faciliten la comprensión de los
contenidos y el aprendizaje consecuente.
 Instalar el debate acerca de qué significa “saber” en cada área de enseñanza.
 Incentivar las adecuaciones en las planificaciones anuales o cuatrimestrales, en función de las
trayectorias escolares de los alumnos.
 Realizar un seguimiento continuo de los alumnos que repiten de año o curso.
 Detectar tempranamente a los alumnos con riesgo de repitencia o abandono e implementar
mecanismos para retenerlos o incorporarlos nuevamente a las actividades escolares.
 Proponer y acompañar la elaboración y el seguimiento de proyectos de tutorías, parejas pedagógicas,
maestros de apoyo, agrupaciones diversas, y otras iniciativas orientadas a garantizar que todos los
alumnos puedan aprender en condiciones pedagógicas favorecedoras.
La articulación, el alumno y sus aprendizajes
Retomamos aquí nuestra pregunta inicial: ¿qué unimos, que conjugamos, cuáles son los polos a articular?
La articulación debería ser necesariamente el espacio donde nuevos aprendizajes ensamblarán con los ya
obtenidos sin cortes o fragmentaciones, considerando siempre la continuidad pero también la diferenciación
entre los mismos. Debemos tener en cuenta que, muchas veces y con las intenciones de hacer todo más
simple, los docentes establecemos tantas similitudes entre los saberes viejos y los que estamos enseñando que
replegamos estos últimos a los anteriores, lo que conduce a que los alumnos no aprendan nada nuevo
(Steinberg, 1988).
Transitar con los alumnos el recorrido de sus aprendizajes implicará introducirlos en un modo particular de
hacer y producir conocimientos que han sido elaborados por la cultura. Este modo particular, es el mismo
independientemente del Nivel de enseñanza que se trate, considerando por supuesto las herramientas
conceptuales que los alumnos tienen disponibles.
La categoría “alumno” es una construcción histórica y social. Se trata de un efecto de la escolarización masiva,
que se instaló a partir de un dispositivo –el escolar– el cual fijó a los niños en la posición de alumnos (Baquero,
2007). De esta manera se vincula la extensión masiva del formato escolar a los procesos de constitución de la
infancia moderna y con ello, entonces, a la producción de formas específicas de vivir, sentir y representar la
niñez. Tanto la escuela como la infancia no son fenómenos naturales, sino construcciones históricas, sociales,
con notas características mutables que varían según el contexto histórico en que se inscriben. Esto lleva a
considerar que hay diversas formas de hacer escuela y pensar infancias y por tanto de hacer (se) o producir (se)
alumno.
Cuando se hace referencia a las “condiciones pedagógicas” se comprende que los sujetos se constituyen como
“alumnos” bajo ciertas condiciones propias del proyecto escolar, el cual, involucra decisiones sobre la vida de
los sujetos, sobre sus márgenes de acción, sobre la manera en que forjamos su identidad. Por eso resulta
3 Ver cap. 4 del Régimen Académico del Nivel Primario.
central revisar esas condiciones y ponerlas en discusión en pos de avanzar efectivamente hacia una plena
inclusión educativa (Terigi, 2009).
Desde esta posición intentamos colaborar con los directivos para ayudarlos a desnaturalizar la mirada sobre la
escuela y también sobre quienes asisten a ella en calidad de alumnos.
Los niños, adolescentes o adultos que llegan a la escuela, lo hacen con sus modos particulares de crianza de
acuerdo con su etnia, cultura, clase social, barrio, familia. En la escuela aprenden lo que P. Perrenoud (1990),
denominó “el oficio de alumno”. Es necesario observar que tener éxito en la escuela no significa solo aprender
los contenidos académicos (los que, normalmente, aparecen en el curriculum formal), sino también aprender a
desempeñar adecuadamente el oficio de alumno. Este autor con esta categoría muestra el particular
desempeño que se espera de los niños/jóvenes en clase y la importancia de entender los rasgos de este oficio
para tener éxito en la escuela.
Consideramos central plantear este asunto en los encuentros con directores: desde la perspectiva de un
alumno, desempeñar esta tarea es sumamente complejo si pensamos en que dependiendo de la escuela; del
Nivel; del ciclo; de la sección/año; del docente; de la materia; … el oficio de alumno tendrá “versiones”
diferentes.
Es una forma de concebir lo que algunos especialistas han dado en llamar la “cultura escolar” o “matriz
escolar”: las tradiciones, prácticas, rituales y principios que permanecen y no logran ser alterados por los
intentos de reforma. Pasan los años y estos modos de ser escuela y posicionar los lugares de los sujetos no se
modifican con facilidad.
Dentro de las condiciones pedagógicas, uno de los aspectos centrales son las formas o modos que tiene el
alumno para adquirir conocimientos escolarizados. Decimos el modo de aprender del “alumno”, y por lo tanto
nos referimos a esa forma de aprender dentro de un contexto particular como es la escuela, no estamos
aludiendo a un niño o joven en su contexto de crianza, sino que pensamos en un niño/joven en su condición de
alumno.
Dentro de este marco, una cuestión entonces que no habría que dejar de tener en cuenta, es considerar que la
articulación implica no sólo vínculos y conexiones entre los contenidos, sino también entre las concepciones de
enseñanza y de aprendizaje; con la idea de sujeto que le subyace y con acuerdos acerca de qué significa
“saber”.
Preocuparse por la trayectoria escolar es avanzar en que los alumnos logren una apropiación del espacio
escolar coherente, articulado, y en simultáneo, producir una diferencia en las formas de acompañar el
recorrido y el tránsito del proceso de enseñanza y el de aprendizaje, según las particularidades marcadas por
las situaciones. El reto es mantener constante la relación entre lo común y lo diferente. Estamos convencidos
de que la igualdad sigue siendo un valor fundamental para una sociedad más justa y más plena y sabemos que
no es un concepto unívoco. Nos cuestionamos y debemos cuestionar en los espacios de formación, la
equivalencia entre igualdad y homogeneidad y entre desigualdad y heterogeneidad. Para ello es imprescindible
considerar las formas de aprender de los alumnos, las cuales no pueden disociarse de una mirada dirigida hacia
ellos como niños o jóvenes que están inmersos en una cultura plural, diversificada, atravesada por realidades
sociales complejas, críticas y en ocasiones donde se han vulnerado sus derechos.
Visualizar esto conlleva a reflexionar no solo sobre los cambios sociales culturales y generacionales, sino en
particular sobre la enseñanza y en especial sobre las categorías disciplinares-curriculares que forman parte del
mundo escolar y que constituyen la práctica de enseñanza. Se trata de mirar de otra forma las áreas o
disciplinas curriculares, el objeto de conocimiento, los procedimientos, los objetivos, las formas de la
transmisión y las de participación. En síntesis, mirar con otra perspectiva la situación educativa.
El reto está en pensar entonces los pasajes, estas transiciones de una escuela a otra; de un nivel a otro, de un
ciclo a otro, de una sección/año a otro; de un docente de una materia a otro de la misma materia; o entre los
docentes de las otras materias; con una responsabilidad colectiva política e institucional. Sosteniendo una vez
más que todos pueden aprender bajo condiciones pedagógicas adecuadas, lo que nos debe llevar, por tanto, a
revisar en cada nivel aquello que es propio como aquello que une, entrelaza. Lo cual implica no diluir la
especificidad de cada nivel pero sí comprender que el proceso formativo de los niños y adolescentes es
continuo.
De esta manera se considera a la articulación como un proceso complejo y sistémico, en el cual la enseñanza,
entendida como un modo particular de transmisión de saberes, ocupará un lugar central, haciendo foco en un
proceso de enseñanza que evite dar fractura a la identidad de cada nivel y al mismo tiempo respete las
continuidades a lo largo de todos los niveles que el mismo alumno transite.
Dentro de la dimensión Curricular, todo esto supone decisiones institucionales y áulicas entre docentes que
optimicen las prácticas de enseñanza en cada nivel e incluyan así, la apropiación particular que elige y acuerda
cada colectivo institucional para implementar en cada uno de los niveles, estableciendo progresiones y
complejizaciones de los contenidos y de los procesos de enseñanza. Es importante no solamente hacer una
selección de contenidos, sino revisar en torno a qué se enseña y cómo en cada nivel, con qué grado de
complejidad, con qué secuenciación y cuáles son las formas de abordar la enseñanza.
Ahora bien, centrarnos en los sujetos, en sus recorridos, articular, supone poder acompañar el acto mismo de
ese pasaje desde las propias instituciones. El trabajo de las trayectorias escolares acontece siempre entre
instituciones y sujetos, produciendo subjetividad. Al decir de M. Greco y S. Nicastro: “Cada trayectoria abre a
un recorrido que es situado, particular, artesanalmente construido y que remite al mismo tiempo a dimensiones
organizadas previamente más allá de las situaciones y las particularidades. En ese territorio intermedio, por
momentos incierto e indefinible, sin fronteras claras entre sujetos y organizaciones es que la trayectoria se
despliega”. (Greco y Nicastro, 2009)
Por eso desde las escuelas se puede proponer que ese pasaje no implique sobresaltos innecesarios o se
constituya en instancias traumáticas. Es preciso ayudar a distinguir entre aquello que se percibe como estable,
conocido y seguro, y también el cambio, aquello que está por venir, lo que implica expectativas como una
variable necesaria de todo proceso vital.
Inevitablemente, toda práctica pedagógica está determinada por concepciones acerca de cómo se enseña y
cómo se aprende. Cada perspectiva refleja una creencia diferente acerca de la naturaleza del conocimiento,
del modo en que se adquiere el conocimiento y de lo que significa saber acerca de algo.
Estas concepciones muchas veces terminan por constituirse en teorías implícitas que condicionan y regulan el
accionar docente, al no mediar espacios de reflexión que permitirían hacerlas explícitas. Recordemos que, las
opciones de enseñanza que plantean los diferentes enfoques, no son diferentes caminos para enseñar los
mismos conocimientos. Por el contrario, diferentes enseñanzas configuran distintos objetos de conocimiento y,
por lo tanto, posibilitan aprendizajes muy diversos.
En tal sentido, a la hora de pensar en la articulación de los aprendizajes, se hace necesario detenernos en las
siguientes cuestiones:
¿Cuál es nuestra concepción acerca del aprendizaje? ¿Qué significa “saber”?
La idea central de J. Piaget, según la cual los conocimientos no se producen solamente por la experiencia que el
sujeto tenga sobre los objetos, ni tampoco por una programación innata preexistente en él, sino por
construcciones sucesivas que se dan por la interacción de ese sujeto con el medio, son conceptos
fundamentales, que sin embargo, no son suficientes para explicar el complejo acto de la enseñanza y el
aprendizaje de contenidos escolares.
Construir un aprendizaje en clase, cuyos resultados sean previsibles por lo menos con una alta probabilidad y
cuyas particularidades sean reproducibles, exige un análisis riguroso del problema de la relación entre la
enseñanza y el aprendizaje -relación acerca de la cual no se ocupa la Psicología Genética-, y es en cambio uno
de los objetos de estudio esenciales de todas las Didácticas específicas.
Así, el objetivo central de esas didácticas es poder identificar las condiciones en las que los alumnos movilizan
conocimientos bajo la forma de herramientas que conduzcan a la construcción de nuevos conocimientos.
G. Brousseau (1986) define así su concepción de aprendizaje: “El alumno aprende adaptándose a un medio que
es factor de contradicciones, de dificultades, de desequilibrios, un poco como lo hace la sociedad humana. Este
saber, fruto de la adaptación del alumno, se manifiesta por las respuestas nuevas que son la prueba del
aprendizaje (...)”
Esta concepción de aprendizaje toma de la teoría de Piaget el fundamento de que el conocimiento se construye
a través de la acción de un alumno enfrentado a situaciones que le provocan desequilibrios. Estos
desequilibrios se producen si existe una situación que el alumno tenga que resolver, pero además, si dispone
de algunos conocimientos de base para enfrentar el problema que al mismo tiempo se muestren insuficientes.
Los límites de su saber frente a la situación, son los que provocan que el sujeto ponga en duda sus
conocimientos y se aboque a la búsqueda de nuevas formas de resolución. Se aprende por necesidad y
carencia.
Todo conocimiento nuevo se construye apoyándose sobre los conocimientos previos, a los que al mismo
tiempo modifica. En la interacción que un alumno despliega con la situación de enseñanza, utiliza sus
conocimientos anteriores, los somete a revisión, los modifica, los rechaza o los completa, los redefine,
descubre nuevos contextos de utilización y de esa manera construye nuevas concepciones. Este proceso
dialéctico por una parte, descarta toda ilusión de una construcción lineal del conocimiento en el sentido de
suponer que se los favorece estableciendo una secuenciación que vaya de lo más simple a lo más complejo. Por
otra parte, pone de relieve la necesidad de articular lo “nuevo” con lo “viejo” a lo largo de toda la escolaridad.
Charnay (1994) dice: “Los conocimientos no se apilan, no se acumulan, sino que pasan de estados de equilibrio
a estados de desequilibrios, en el transcurso de los cuales los conocimientos anteriores son cuestionados. Una
nueva fase de equilibrio corresponde entonces a una fase de reorganización de los conocimientos, donde los
nuevos saberes son integrados al saber antiguo, a veces modificado. Así, un nuevo saber puede cuestionar las
concepciones del alumno originadas por un saber anterior: por ejemplo, el estudio de los decimales debería
conducir al alumno a cuestionar la idea de que la multiplicación “agranda” siempre (idea que él ha podido
elaborar estudiando los naturales)”.
En suma, se considera al aprendizaje como una modificación del conocimiento que el alumno debe producir por
sí mismo y que el maestro sólo debe provocar (Brousseau, 1988).
La didáctica hace entrar en escena al alumno, a ese niño/joven que al estar “sujeto” al orden de la institución
escolar (Chevallard, 1985) se convierte en sujeto didáctico.
Es un alumno que frente a las situaciones que le plantea el maestro/profesor, realiza una búsqueda dentro de
todo lo que sabe para decidir qué es lo más pertinente y ponerlo en juego.
El trabajo del docente consiste, por lo tanto, en proponer al alumno situaciones de aprendizaje para que
produzca sus conocimientos partiendo de la búsqueda personal de los procedimientos que le permitirán
encontrar la respuesta al problema planteado. La resolución de la situación pone en juego las herramientas de
las que dispone el alumno. El que las haga funcionar o las modifique, no depende del deseo del maestro, sino
de la resistencia que le ofrezca ese medio. Se aprende por adaptación a un medio que ofrezca resistencia.
Para que un sujeto se constituya como sujeto didáctico, es decir, se implique en la resolución de un problema
de manera independiente al deseo del maestro es necesario que tenga un proyecto (implícito) de aprendizaje y
acepte su responsabilidad (Perrin Glorian, 1993)
No será esto posible si piensa que el trabajo consiste en hacer lo que se le pide tal y como se lo piden imitando
los procedimientos o ideas de otros, o que lo que produce es algo que se hace para luego ser abandonado sin
que se pueda establecer ningún vínculo con lo precedente o los aprendizajes futuros, o que su trabajo es
importante realizarlo solamente para “pasar de grado”, “para que mi mamá se ponga contenta”, etc.
Es el docente el que puede lograr que el alumno acepte la responsabilidad de una situación de aprendizaje,
siempre y cuando no esté dispuesto a darle indicios que lo ayuden a averiguar con el menor costo la respuesta
que está esperando de él. Muchas veces como producto de estas “ayudas” el alumno logra una respuesta
correcta sin haber puesto en juego sus conocimientos. La trampa que encierra esto es suponer que el alumno
ha aprendido, la decepción surge cuando frente a una nueva situación se evidencia la ausencia de ese saber.
El alumno construye conocimientos nuevos al adaptarse a un medio que le genera desequilibrios. Se busca que
el alumno funcione de manera científica a través de sus acciones, y no como un mero ejecutor de instrucciones
externas.
Para aceptar su responsabilidad en lo que produce, el alumno debe poder considerar lo que hace como una
elección entre diferentes posibilidades, para así poder establecer una relación de causalidad entre las
decisiones que ha tomado y sus resultados. La situación debe permitir en la búsqueda previa a la toma de
decisión, una anticipación de los resultados que tal elección va a determinar. Son las anticipaciones que el
alumno produce las que le permiten una resolución basada en sus propios saberes y no en intervenciones
externas.
Se trata, entonces, de que los alumnos aprendan haciendo funcionar el saber. Es decir, que para el alumno el
saber aparezca como un medio de seleccionar, anticipar, realizar y controlar las estrategias que utiliza para
resolver la situación que se le ha planteado.
Podemos pensar al recorrido de una trayectoria educativa como uno de los modos de hacer lugar a las
subjetividades y a las legalidades. Y esto nos conduce a retomar la transmisión educativa como el lugar donde
ambas se articulan; entonces, no ya como un traspaso de conocimientos, normas, costumbres o tradiciones
sino como un acto. Es por este acto que decimos “trabajo de la transmisión”: trabajo implica transformación,
producir algo nuevo con lo que hay. Más que solicitud de obediencia a lo que alguien transmite desde un lugar
de autoridad, en lugar de dominación y sometimiento, la transmisión implica el trabajo artesanal entre varios,
más de uno, de un tejido de acciones y palabras, desplegadas, dichas y escuchadas, en silencio y en forma de
voces, de un mundo común que nos incluye a todos por igual y que otorga, política y subjetivamente, espacios
de libertad. El acto de la transmisión incluye en una filiación, nombra y pone en movimiento la búsqueda de
otros modos de estar filiado. Es pasado movilizado en un presente. (Nicastro, y Greco, 2009)
Como resumen, creemos que nuestras acciones de formación deben orientarse intencionalmente a destacar el
rol protagónico que tiene el equipo directivo en que sea real la concreción de una trayectoria educativa más
“amigable” para los alumnos y la incidencia que la articulación tiene en esa concreción.
Como vimos, un aporte sustancialmente valioso que pueden realizar los directores al sostenimiento de las
trayectorias se vincula al fortalecimiento de la continuidad de las propuestas de enseñanza a lo largo de toda la
escuela.
Nos referimos a que los alumnos puedan transitar la escuela sabiendo qué se espera de ellos. Y que
efectivamente en términos de su quehacer de alumno, se espere lo mismo a lo largo de toda su trayectoria
reconociendo por supuesto, las diferencias propias de cada nivel/ciclo. Sabemos que hay versiones diferentes
de ese quehacer. A lo largo de su trayectoria un alumno puede ser convocado a realizar el despliegue de un
trabajo de tipo exploratorio: probar, ensayar, abandonar, representar para imaginar o entender, tomar
decisiones, conjeturar, explicar, comparar con las producciones de otros, identificar errores, reutilizar lo
aprendido en nuevos contextos, etc. Pero también puede sucederle que -incluso en el mismo año que cursa-,
otro docente espere de él que reproduzca lo enseñado tal y como se lo enseñó, que el funcionamiento del aula
no sea el de una “comunidad de producción de conocimientos” sino un ámbito silencioso en el que cada uno
obtiene la devolución de su trabajo en el cuaderno/carpeta a través de un “bien”, “regular” o “mal”.
Es el director quien puede portar el cuidado de cierta memoria pedagógica, de una mirada integral de las
propuestas de trabajo a lo largo del año, de los ciclos y, en suma, del recorrido de cada alumno por la escuela.
Eso es articular.
En este sentido, sostener esa memoria facilita que para cada alumno la escuela no empiece cada año de cero,
que no sea cada vez una nueva vez, evitando que los conocimientos y las experiencias obtenidos en años o
materias o con docentes diferentes no sean tenidos en cuenta, sino que por el contrario, se acumulen
proactivamente, de manera de aprovechar mejor el tiempo de enseñanza.
En tiempos interrumpidos, sostener la continuidad de ciertas condiciones se vuelve imperioso. Con niños o
adolescentes que viven a sobresaltos, la calma y seguridad de un ambiente escolar que vuelve previsible ciertas
condiciones parece una estrategia pertinente y valiosa.
Saber lo que los alumnos han leído cada año, para volver a ello solo si es intencionalmente necesario y no por
casualidad debido al desconocimiento del docente de este año de lo que hizo el del año anterior y el anterior,
armar bancos de problemas que aumentan progresivamente su dificultad entre años y ciclos, “tironear” de los
conceptos construidos a propósito de la resolución de otros problemas para abordar los problemas actuales,
apelar a los conocimientos construidos en otro tiempo, con otro docente, consensuar modalidades de trabajo
que se secuencien a lo largo de los años, acordar qué permanece invariable y qué necesita ser modificado año
a año, conforme los niños o los adolescentes crecen, son discusiones que entendemos prioritarias para dar
entre los grupos de directivos de manera que puedan trasladarlas a la escuela que conducen.
Bibliografía
 Baquero, R. (2007): “La educabilidad bajo sospecha”, Cuaderno de Pedagocía Nº 9, Buenos Aires,
Universidad Nacional de Quilmes.
 Baroody, A (1998): El pensamiento matemático en los niños, Madrid, Visor.
 Brousseau, G. (1988): “Fondements et méthodes de la didactique des mathématiques”, Recherches en
didactique de mathématiques, N° 7.2, Grenoble, La Pensée Sauvage.
 Coll, C. (1991): “Constructivismo e intervención educativa. ¿Cómo enseñar lo que se ha de construir?”,
Congreso Internacional de Psicología y Educación: Intervención educativa, Madrid.
 Charnay, R. Valentin, D. (1994): “¿Cálculo o conteo? !Cálculo y conteo! ”, Francia, Grand N, N°50.
 Chevallard, Y. (1985): La transposition didactique. Du savoir savant au savoir enseigné, Grenoble. La
Pensée Sauvage.
 Dirección General de Cultura y Educación (2014): Régimen Académico para el Nivel Primario.
 Dirección General de Cultura y Educación (2008): Diseño Curricular para la Educación Primaria. Marco
General.
 Greco, M. y Nicastro, S. (2009): Entre trayectorias escenas y pensamientos en espacios de formación,
Rosario, Homo Sapiens.
 Nicastro, S. (2006): Revisitar la mirada sobre la escuela. Exploraciones acerca de lo ya sabido, Rosario,
Homo Sapiens
 Perrenoud, P. (2008): La evaluación de los alumnos –De la producción de la excelencia a la regulación
de los aprendizajes. Entre dos lógicas, Buenos Aires, Colihue.
 Perrin Glorian, M.J. (1993): “Condicionamientos de funcionamiento de los docentes en el colegio
secundario: lo que nos enseña el estudio de cursos flojos”, Francia, Recherches en didactique des
mathématiques, N° 13.
 Steinberg, H. (2009): Citado por Margolinas, C. La importancia de lo Verdadero y lo Falso en la clase de
Matemáticas. Traducción de Acosta Gempeler y Fiallo Leal. Colombia, Ediciones Universidad Industrial
de Santander.
 Terigi, Flavia (1999): Currículum, itinerarios para aprender un territorio, Buenos Aires, Santillana.
—— (2006): Diez miradas sobre la escuela primaria, Buenos Aires, Siglo XXI.
—— (2008): “Lo mismo no es lo común”, en Graciela Frigerio y Gabriela Diker (comps.), “Educar:
posiciones acerca de lo común”, Buenos Aires, Del Estante.

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

La evaluación es un componente del proceso de enseñanza ensayo #1
La evaluación es un componente del proceso de enseñanza ensayo #1La evaluación es un componente del proceso de enseñanza ensayo #1
La evaluación es un componente del proceso de enseñanza ensayo #1
Universidad Autonoma de Zacatecas
 
S4 tarea4 mehed
S4 tarea4 mehedS4 tarea4 mehed
S4 tarea4 mehed
Dulce Méndez
 
CONVIVENCIA DEMOCRATICA
CONVIVENCIA DEMOCRATICACONVIVENCIA DEMOCRATICA
CONVIVENCIA DEMOCRATICA
YESSICA NATALI CORREA MARTINEZ
 
Enseñanza por competencia
Enseñanza por competenciaEnseñanza por competencia
Enseñanza por competencia
NavierTrovi
 
ENSAYO SOBRE LA TECNOLOGÍA EDUCATIVA
ENSAYO SOBRE LA TECNOLOGÍA EDUCATIVAENSAYO SOBRE LA TECNOLOGÍA EDUCATIVA
ENSAYO SOBRE LA TECNOLOGÍA EDUCATIVA
cesarelias12
 
Glosario iniciacion al trabajo docente
Glosario iniciacion al trabajo docenteGlosario iniciacion al trabajo docente
Glosario iniciacion al trabajo docente
Lucia Hernandez
 
S4 tarea4 napir
S4 tarea4 napirS4 tarea4 napir
S4 tarea4 napir
Razoul Raxa
 
Resumen Trabajo Aprendizaje Cooperativo. Una perspectiva necesaria en la form...
Resumen Trabajo Aprendizaje Cooperativo. Una perspectiva necesaria en la form...Resumen Trabajo Aprendizaje Cooperativo. Una perspectiva necesaria en la form...
Resumen Trabajo Aprendizaje Cooperativo. Una perspectiva necesaria en la form...
Ronald Ramirez Morocoima
 
Modelo educativo por competencias
Modelo educativo por competencias Modelo educativo por competencias
Modelo educativo por competencias
paulina medellin ordoñez
 
Ambientes de-aprendizaje
Ambientes de-aprendizajeAmbientes de-aprendizaje
Ambientes de-aprendizaje
albycom
 
Reportes de lectura de planeación
Reportes de lectura de planeaciónReportes de lectura de planeación
Reportes de lectura de planeación
Hugo Alvarez Luis
 
Unidad i ilectura1
Unidad i ilectura1Unidad i ilectura1
Unidad i ilectura1
Zaira Manzanera
 
Provocar aprendizaje relevante de las competencias básicas
Provocar aprendizaje relevante de las competencias básicasProvocar aprendizaje relevante de las competencias básicas
Provocar aprendizaje relevante de las competencias básicas
Gladys Clavijo
 
Content server
Content serverContent server
Content server
CEBA Federico Villarreal
 
Nuevos escenarios educativos
Nuevos escenarios educativosNuevos escenarios educativos
Nuevos escenarios educativos
ceci0703
 
Enfoque constructivista
Enfoque constructivistaEnfoque constructivista
Enfoque constructivista
nidia andrade
 
Cuadros de actividades 1 y 2
Cuadros de actividades 1 y 2Cuadros de actividades 1 y 2
Cuadros de actividades 1 y 2
Lilliam Rosales Siles
 
Equipo 9 aprendizaje cooperativo
Equipo 9 aprendizaje cooperativoEquipo 9 aprendizaje cooperativo
Equipo 9 aprendizaje cooperativo
jesus gibran gomez espinoza
 
Aprendizaje Colaborativo en Conservación
Aprendizaje Colaborativo en Conservación Aprendizaje Colaborativo en Conservación
Aprendizaje Colaborativo en Conservación
Cynthia Gonzales
 

La actualidad más candente (19)

La evaluación es un componente del proceso de enseñanza ensayo #1
La evaluación es un componente del proceso de enseñanza ensayo #1La evaluación es un componente del proceso de enseñanza ensayo #1
La evaluación es un componente del proceso de enseñanza ensayo #1
 
S4 tarea4 mehed
S4 tarea4 mehedS4 tarea4 mehed
S4 tarea4 mehed
 
CONVIVENCIA DEMOCRATICA
CONVIVENCIA DEMOCRATICACONVIVENCIA DEMOCRATICA
CONVIVENCIA DEMOCRATICA
 
Enseñanza por competencia
Enseñanza por competenciaEnseñanza por competencia
Enseñanza por competencia
 
ENSAYO SOBRE LA TECNOLOGÍA EDUCATIVA
ENSAYO SOBRE LA TECNOLOGÍA EDUCATIVAENSAYO SOBRE LA TECNOLOGÍA EDUCATIVA
ENSAYO SOBRE LA TECNOLOGÍA EDUCATIVA
 
Glosario iniciacion al trabajo docente
Glosario iniciacion al trabajo docenteGlosario iniciacion al trabajo docente
Glosario iniciacion al trabajo docente
 
S4 tarea4 napir
S4 tarea4 napirS4 tarea4 napir
S4 tarea4 napir
 
Resumen Trabajo Aprendizaje Cooperativo. Una perspectiva necesaria en la form...
Resumen Trabajo Aprendizaje Cooperativo. Una perspectiva necesaria en la form...Resumen Trabajo Aprendizaje Cooperativo. Una perspectiva necesaria en la form...
Resumen Trabajo Aprendizaje Cooperativo. Una perspectiva necesaria en la form...
 
Modelo educativo por competencias
Modelo educativo por competencias Modelo educativo por competencias
Modelo educativo por competencias
 
Ambientes de-aprendizaje
Ambientes de-aprendizajeAmbientes de-aprendizaje
Ambientes de-aprendizaje
 
Reportes de lectura de planeación
Reportes de lectura de planeaciónReportes de lectura de planeación
Reportes de lectura de planeación
 
Unidad i ilectura1
Unidad i ilectura1Unidad i ilectura1
Unidad i ilectura1
 
Provocar aprendizaje relevante de las competencias básicas
Provocar aprendizaje relevante de las competencias básicasProvocar aprendizaje relevante de las competencias básicas
Provocar aprendizaje relevante de las competencias básicas
 
Content server
Content serverContent server
Content server
 
Nuevos escenarios educativos
Nuevos escenarios educativosNuevos escenarios educativos
Nuevos escenarios educativos
 
Enfoque constructivista
Enfoque constructivistaEnfoque constructivista
Enfoque constructivista
 
Cuadros de actividades 1 y 2
Cuadros de actividades 1 y 2Cuadros de actividades 1 y 2
Cuadros de actividades 1 y 2
 
Equipo 9 aprendizaje cooperativo
Equipo 9 aprendizaje cooperativoEquipo 9 aprendizaje cooperativo
Equipo 9 aprendizaje cooperativo
 
Aprendizaje Colaborativo en Conservación
Aprendizaje Colaborativo en Conservación Aprendizaje Colaborativo en Conservación
Aprendizaje Colaborativo en Conservación
 

Destacado

Html y html5
Html y html5Html y html5
Html y html5
AndersonJessid
 
Razonamiento Estratégico en el Area de Servicios Directos: Transformación, Ca...
Razonamiento Estratégico en el Area de Servicios Directos: Transformación, Ca...Razonamiento Estratégico en el Area de Servicios Directos: Transformación, Ca...
Razonamiento Estratégico en el Area de Servicios Directos: Transformación, Ca...
Corp. La Fondita de Jesús
 
Quiero que
Quiero queQuiero que
Quiero que
sarailg
 
Virus y vscunas
Virus y vscunasVirus y vscunas
Virus y vscunas
german cely
 
Manuel martineza5
Manuel martineza5Manuel martineza5
Manuel martineza5
Antonio Miquilena
 
Presentación2
Presentación2Presentación2
Presentación2
capricornio66
 
El placer de escribir
El placer de escribir El placer de escribir
El placer de escribir
laflaca2501
 
COSO.
COSO.COSO.
COSO.
XiomRoguez
 
brian
brianbrian
brian
Brian314
 
Tarea #4 calidad de servicio
Tarea #4 calidad de servicioTarea #4 calidad de servicio
Tarea #4 calidad de servicio
uziasuzias
 
maravillas de puebla
maravillas de pueblamaravillas de puebla
maravillas de puebla
k0m1
 
Hardware y software
Hardware y softwareHardware y software
Hardware y software
plfaster
 
Carlos
CarlosCarlos
Carlos
yanezzcarlos
 
Reproduccion celular
Reproduccion celularReproduccion celular
Reproduccion celular
Yomimar
 
Weihnachstgruesse!
Weihnachstgruesse!Weihnachstgruesse!
Weihnachstgruesse!
Aum Pranava Ashram
 
Xen desktop best practices (4)
Xen desktop best practices (4)Xen desktop best practices (4)
Xen desktop best practices (4)
Guillaume Altmayer
 
Tarea #9 herramientas basicas
Tarea #9 herramientas basicasTarea #9 herramientas basicas
Tarea #9 herramientas basicas
uziasuzias
 
El basquetball
El basquetballEl basquetball
El basquetball
michellye00
 
Internet und Datenschutz – Sicheres Auftreten in unsicheren Zeiten von Chris...
Internet und Datenschutz – Sicheres Auftreten in unsicheren Zeiten  von Chris...Internet und Datenschutz – Sicheres Auftreten in unsicheren Zeiten  von Chris...
Internet und Datenschutz – Sicheres Auftreten in unsicheren Zeiten von Chris...
AT Internet
 

Destacado (20)

Html y html5
Html y html5Html y html5
Html y html5
 
Razonamiento Estratégico en el Area de Servicios Directos: Transformación, Ca...
Razonamiento Estratégico en el Area de Servicios Directos: Transformación, Ca...Razonamiento Estratégico en el Area de Servicios Directos: Transformación, Ca...
Razonamiento Estratégico en el Area de Servicios Directos: Transformación, Ca...
 
Quiero que
Quiero queQuiero que
Quiero que
 
Virus y vscunas
Virus y vscunasVirus y vscunas
Virus y vscunas
 
Manuel martineza5
Manuel martineza5Manuel martineza5
Manuel martineza5
 
Presentación2
Presentación2Presentación2
Presentación2
 
Bstographia
BstographiaBstographia
Bstographia
 
El placer de escribir
El placer de escribir El placer de escribir
El placer de escribir
 
COSO.
COSO.COSO.
COSO.
 
brian
brianbrian
brian
 
Tarea #4 calidad de servicio
Tarea #4 calidad de servicioTarea #4 calidad de servicio
Tarea #4 calidad de servicio
 
maravillas de puebla
maravillas de pueblamaravillas de puebla
maravillas de puebla
 
Hardware y software
Hardware y softwareHardware y software
Hardware y software
 
Carlos
CarlosCarlos
Carlos
 
Reproduccion celular
Reproduccion celularReproduccion celular
Reproduccion celular
 
Weihnachstgruesse!
Weihnachstgruesse!Weihnachstgruesse!
Weihnachstgruesse!
 
Xen desktop best practices (4)
Xen desktop best practices (4)Xen desktop best practices (4)
Xen desktop best practices (4)
 
Tarea #9 herramientas basicas
Tarea #9 herramientas basicasTarea #9 herramientas basicas
Tarea #9 herramientas basicas
 
El basquetball
El basquetballEl basquetball
El basquetball
 
Internet und Datenschutz – Sicheres Auftreten in unsicheren Zeiten von Chris...
Internet und Datenschutz – Sicheres Auftreten in unsicheren Zeiten  von Chris...Internet und Datenschutz – Sicheres Auftreten in unsicheren Zeiten  von Chris...
Internet und Datenschutz – Sicheres Auftreten in unsicheren Zeiten von Chris...
 

Similar a Articulación vf 24 04

Articulacin = continuidad y coherencia educativa
Articulacin = continuidad y coherencia educativaArticulacin = continuidad y coherencia educativa
Articulacin = continuidad y coherencia educativa
florntvg22
 
Informe convivencia escolar
Informe convivencia escolarInforme convivencia escolar
Informe convivencia escolar
manueloyarzun
 
Informe convivencia escolar
Informe convivencia escolarInforme convivencia escolar
Informe convivencia escolar
manueloyarzun
 
Informe convivencia escolar
Informe convivencia escolarInforme convivencia escolar
Informe convivencia escolar
manueloyarzun
 
Propuestapedagogica
PropuestapedagogicaPropuestapedagogica
Propuestapedagogica
Fiorella Marcelo
 
Documento clima escolar y sistemas educativos
Documento clima escolar y sistemas educativosDocumento clima escolar y sistemas educativos
Documento clima escolar y sistemas educativos
TamarysC
 
Sobre el concepto de formación
Sobre el concepto de formaciónSobre el concepto de formación
Clima escolar y sistemas educativos
Clima escolar y sistemas educativosClima escolar y sistemas educativos
Clima escolar y sistemas educativos
Yocie Lopez
 
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragonProyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
unionytriunfo
 
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragonProyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
unionytriunfo
 
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragonProyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
unionytriunfo
 
Proyecto de intervención sociocultural
Proyecto de intervención socioculturalProyecto de intervención sociocultural
Proyecto de intervención sociocultural
AlexandraOgandoContr
 
6 antunez la organizacion de centros escolares
6 antunez la organizacion de centros escolares6 antunez la organizacion de centros escolares
6 antunez la organizacion de centros escolares
Angel Garcia
 
Articulación = continuidad y coherencia educativa final
Articulación = continuidad y coherencia educativa finalArticulación = continuidad y coherencia educativa final
Articulación = continuidad y coherencia educativa final
natytolo1
 
Monografia de post lengua 1
Monografia de post lengua 1Monografia de post lengua 1
Monografia de post lengua 1
Claudia Avilés Estevezcorena
 
Documento sobre Inclusión e Integración
Documento sobre Inclusión e IntegraciónDocumento sobre Inclusión e Integración
Documento sobre Inclusión e Integración
PatriciaHijano
 
Ensayo pedagogico camargov
Ensayo pedagogico camargovEnsayo pedagogico camargov
Ensayo pedagogico camargov
Octavio Gpe Camargo Velarde
 
Codocenciatrabajocolaborativoyenred (3)
Codocenciatrabajocolaborativoyenred (3)Codocenciatrabajocolaborativoyenred (3)
Codocenciatrabajocolaborativoyenred (3)
Patricia Estay
 
Diplomado en pedagogía universitaria
Diplomado en pedagogía universitariaDiplomado en pedagogía universitaria
Diplomado en pedagogía universitaria
German Vivas
 
TAREA ENCARGO.pptx
TAREA ENCARGO.pptxTAREA ENCARGO.pptx
TAREA ENCARGO.pptx
manuelgarcia979007
 

Similar a Articulación vf 24 04 (20)

Articulacin = continuidad y coherencia educativa
Articulacin = continuidad y coherencia educativaArticulacin = continuidad y coherencia educativa
Articulacin = continuidad y coherencia educativa
 
Informe convivencia escolar
Informe convivencia escolarInforme convivencia escolar
Informe convivencia escolar
 
Informe convivencia escolar
Informe convivencia escolarInforme convivencia escolar
Informe convivencia escolar
 
Informe convivencia escolar
Informe convivencia escolarInforme convivencia escolar
Informe convivencia escolar
 
Propuestapedagogica
PropuestapedagogicaPropuestapedagogica
Propuestapedagogica
 
Documento clima escolar y sistemas educativos
Documento clima escolar y sistemas educativosDocumento clima escolar y sistemas educativos
Documento clima escolar y sistemas educativos
 
Sobre el concepto de formación
Sobre el concepto de formaciónSobre el concepto de formación
Sobre el concepto de formación
 
Clima escolar y sistemas educativos
Clima escolar y sistemas educativosClima escolar y sistemas educativos
Clima escolar y sistemas educativos
 
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragonProyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
 
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragonProyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
 
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragonProyecto modificado colegio catilla y aragon
Proyecto modificado colegio catilla y aragon
 
Proyecto de intervención sociocultural
Proyecto de intervención socioculturalProyecto de intervención sociocultural
Proyecto de intervención sociocultural
 
6 antunez la organizacion de centros escolares
6 antunez la organizacion de centros escolares6 antunez la organizacion de centros escolares
6 antunez la organizacion de centros escolares
 
Articulación = continuidad y coherencia educativa final
Articulación = continuidad y coherencia educativa finalArticulación = continuidad y coherencia educativa final
Articulación = continuidad y coherencia educativa final
 
Monografia de post lengua 1
Monografia de post lengua 1Monografia de post lengua 1
Monografia de post lengua 1
 
Documento sobre Inclusión e Integración
Documento sobre Inclusión e IntegraciónDocumento sobre Inclusión e Integración
Documento sobre Inclusión e Integración
 
Ensayo pedagogico camargov
Ensayo pedagogico camargovEnsayo pedagogico camargov
Ensayo pedagogico camargov
 
Codocenciatrabajocolaborativoyenred (3)
Codocenciatrabajocolaborativoyenred (3)Codocenciatrabajocolaborativoyenred (3)
Codocenciatrabajocolaborativoyenred (3)
 
Diplomado en pedagogía universitaria
Diplomado en pedagogía universitariaDiplomado en pedagogía universitaria
Diplomado en pedagogía universitaria
 
TAREA ENCARGO.pptx
TAREA ENCARGO.pptxTAREA ENCARGO.pptx
TAREA ENCARGO.pptx
 

Más de Karina Caffarino

Puertas de entrada_de_la_esi
Puertas de entrada_de_la_esiPuertas de entrada_de_la_esi
Puertas de entrada_de_la_esi
Karina Caffarino
 
Esi consigna para proyecto institucional
Esi   consigna para proyecto institucionalEsi   consigna para proyecto institucional
Esi consigna para proyecto institucional
Karina Caffarino
 
Presentacion de la ley de educacion sexual integral
Presentacion de la ley de educacion sexual integralPresentacion de la ley de educacion sexual integral
Presentacion de la ley de educacion sexual integral
Karina Caffarino
 
Presentación de materiales no adecuados a la esi
Presentación de materiales no adecuados a la esiPresentación de materiales no adecuados a la esi
Presentación de materiales no adecuados a la esi
Karina Caffarino
 
Planificación del acto 9 de julio
Planificación del acto 9 de julioPlanificación del acto 9 de julio
Planificación del acto 9 de julio
Karina Caffarino
 
Tareas 9 de julio
Tareas 9 de julioTareas 9 de julio
Tareas 9 de julio
Karina Caffarino
 
Presentación1
Presentación1Presentación1
Presentación1
Karina Caffarino
 
Sandra nicastro
Sandra nicastroSandra nicastro
Sandra nicastro
Karina Caffarino
 
Cuentos
CuentosCuentos
Calendario mensual 2015 05
Calendario mensual 2015 05Calendario mensual 2015 05
Calendario mensual 2015 05
Karina Caffarino
 
Después de la evaluación
Después de la evaluaciónDespués de la evaluación
Después de la evaluación
Karina Caffarino
 
Desafios terigi
Desafios terigiDesafios terigi
Desafios terigi
Karina Caffarino
 
B iii orientaciones-directivos-vp_3 (1)
B iii orientaciones-directivos-vp_3 (1)B iii orientaciones-directivos-vp_3 (1)
B iii orientaciones-directivos-vp_3 (1)
Karina Caffarino
 
“Las cronologías de aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias esc...
“Las cronologías de aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias esc...“Las cronologías de aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias esc...
“Las cronologías de aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias esc...
Karina Caffarino
 
Enseñar en la diversidad
Enseñar en la diversidadEnseñar en la diversidad
Enseñar en la diversidad
Karina Caffarino
 
Proyecto: Creamos nuestra bandera
Proyecto: Creamos nuestra banderaProyecto: Creamos nuestra bandera
Proyecto: Creamos nuestra bandera
Karina Caffarino
 
La articulación
La articulaciónLa articulación
La articulación
Karina Caffarino
 
Después de la evaluación
Después de la evaluaciónDespués de la evaluación
Después de la evaluación
Karina Caffarino
 
LOS DESAFÍOS QUE PLANTEAN LAS TRAYECTORIAS ESCOLARES
LOS DESAFÍOS QUE PLANTEAN LAS TRAYECTORIAS ESCOLARESLOS DESAFÍOS QUE PLANTEAN LAS TRAYECTORIAS ESCOLARES
LOS DESAFÍOS QUE PLANTEAN LAS TRAYECTORIAS ESCOLARES
Karina Caffarino
 
Articulación: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docente
Articulación: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docenteArticulación: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docente
Articulación: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docente
Karina Caffarino
 

Más de Karina Caffarino (20)

Puertas de entrada_de_la_esi
Puertas de entrada_de_la_esiPuertas de entrada_de_la_esi
Puertas de entrada_de_la_esi
 
Esi consigna para proyecto institucional
Esi   consigna para proyecto institucionalEsi   consigna para proyecto institucional
Esi consigna para proyecto institucional
 
Presentacion de la ley de educacion sexual integral
Presentacion de la ley de educacion sexual integralPresentacion de la ley de educacion sexual integral
Presentacion de la ley de educacion sexual integral
 
Presentación de materiales no adecuados a la esi
Presentación de materiales no adecuados a la esiPresentación de materiales no adecuados a la esi
Presentación de materiales no adecuados a la esi
 
Planificación del acto 9 de julio
Planificación del acto 9 de julioPlanificación del acto 9 de julio
Planificación del acto 9 de julio
 
Tareas 9 de julio
Tareas 9 de julioTareas 9 de julio
Tareas 9 de julio
 
Presentación1
Presentación1Presentación1
Presentación1
 
Sandra nicastro
Sandra nicastroSandra nicastro
Sandra nicastro
 
Cuentos
CuentosCuentos
Cuentos
 
Calendario mensual 2015 05
Calendario mensual 2015 05Calendario mensual 2015 05
Calendario mensual 2015 05
 
Después de la evaluación
Después de la evaluaciónDespués de la evaluación
Después de la evaluación
 
Desafios terigi
Desafios terigiDesafios terigi
Desafios terigi
 
B iii orientaciones-directivos-vp_3 (1)
B iii orientaciones-directivos-vp_3 (1)B iii orientaciones-directivos-vp_3 (1)
B iii orientaciones-directivos-vp_3 (1)
 
“Las cronologías de aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias esc...
“Las cronologías de aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias esc...“Las cronologías de aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias esc...
“Las cronologías de aprendizaje: un concepto para pensar las trayectorias esc...
 
Enseñar en la diversidad
Enseñar en la diversidadEnseñar en la diversidad
Enseñar en la diversidad
 
Proyecto: Creamos nuestra bandera
Proyecto: Creamos nuestra banderaProyecto: Creamos nuestra bandera
Proyecto: Creamos nuestra bandera
 
La articulación
La articulaciónLa articulación
La articulación
 
Después de la evaluación
Después de la evaluaciónDespués de la evaluación
Después de la evaluación
 
LOS DESAFÍOS QUE PLANTEAN LAS TRAYECTORIAS ESCOLARES
LOS DESAFÍOS QUE PLANTEAN LAS TRAYECTORIAS ESCOLARESLOS DESAFÍOS QUE PLANTEAN LAS TRAYECTORIAS ESCOLARES
LOS DESAFÍOS QUE PLANTEAN LAS TRAYECTORIAS ESCOLARES
 
Articulación: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docente
Articulación: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docenteArticulación: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docente
Articulación: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docente
 

Último

IMAGENES SUBLIMINALES EN LAS PUBLICACIONES DE LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ
IMAGENES SUBLIMINALES EN LAS PUBLICACIONES DE LOS TESTIGOS DE JEHOVÁIMAGENES SUBLIMINALES EN LAS PUBLICACIONES DE LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ
IMAGENES SUBLIMINALES EN LAS PUBLICACIONES DE LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ
Claude LaCombe
 
Imagenes-en-la-Comunicacion-Didactica.pdf
Imagenes-en-la-Comunicacion-Didactica.pdfImagenes-en-la-Comunicacion-Didactica.pdf
Imagenes-en-la-Comunicacion-Didactica.pdf
ShimmyKoKoBop
 
Lec. 02 Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Lec. 02 Un día en el ministerio de Jesús.pdfLec. 02 Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Lec. 02 Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Alejandrino Halire Ccahuana
 
EJEMPLOS DE FLORA Y FAUNA DE LA COSTA PERUANA
EJEMPLOS DE FLORA Y FAUNA DE LA COSTA PERUANAEJEMPLOS DE FLORA Y FAUNA DE LA COSTA PERUANA
EJEMPLOS DE FLORA Y FAUNA DE LA COSTA PERUANA
dairatuctocastro
 
Presentación sobré la culturas Lima, la cultura Paracas y la cultura Vicús.
Presentación  sobré la culturas Lima,  la  cultura Paracas y la cultura Vicús.Presentación  sobré la culturas Lima,  la  cultura Paracas y la cultura Vicús.
Presentación sobré la culturas Lima, la cultura Paracas y la cultura Vicús.
Juan Luis Cunya Vicente
 
Sesión Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Sesión Un día en el ministerio de Jesús.pdfSesión Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Sesión Un día en el ministerio de Jesús.pdf
https://gramadal.wordpress.com/
 
Taller Intensivo de Formación Continua 2024
Taller Intensivo de Formación Continua 2024Taller Intensivo de Formación Continua 2024
Taller Intensivo de Formación Continua 2024
maria larios
 
DIBUJANDO CON MATEMÁTICA LA GIMNASIA OLÍMPICA. Por JAVIER SOLIS NOYOLA
DIBUJANDO CON MATEMÁTICA LA GIMNASIA OLÍMPICA. Por JAVIER SOLIS NOYOLADIBUJANDO CON MATEMÁTICA LA GIMNASIA OLÍMPICA. Por JAVIER SOLIS NOYOLA
DIBUJANDO CON MATEMÁTICA LA GIMNASIA OLÍMPICA. Por JAVIER SOLIS NOYOLA
JAVIER SOLIS NOYOLA
 
Cultura Organizacional con Responsabilidad Social Empresarial.pdf
Cultura Organizacional con Responsabilidad Social Empresarial.pdfCultura Organizacional con Responsabilidad Social Empresarial.pdf
Cultura Organizacional con Responsabilidad Social Empresarial.pdf
JonathanCovena1
 
Transformando la Evaluacion con Inteligencia Artificial Ccesa007.pdf
Transformando la Evaluacion con Inteligencia Artificial  Ccesa007.pdfTransformando la Evaluacion con Inteligencia Artificial  Ccesa007.pdf
Transformando la Evaluacion con Inteligencia Artificial Ccesa007.pdf
Demetrio Ccesa Rayme
 
Reglamento del salón - Intensa-mente.pdf
Reglamento del salón - Intensa-mente.pdfReglamento del salón - Intensa-mente.pdf
Reglamento del salón - Intensa-mente.pdf
Adri G Ch
 
Discurso de Ceremonia de Graduación da la Generación 2021-2024.docx
Discurso de Ceremonia de Graduación da la Generación 2021-2024.docxDiscurso de Ceremonia de Graduación da la Generación 2021-2024.docx
Discurso de Ceremonia de Graduación da la Generación 2021-2024.docx
Centro de Bachillerato Tecnológico industrial y de servicios No. 209
 
Enseñar a Nativos Digitales MP2 Ccesa007.pdf
Enseñar a Nativos Digitales MP2 Ccesa007.pdfEnseñar a Nativos Digitales MP2 Ccesa007.pdf
Enseñar a Nativos Digitales MP2 Ccesa007.pdf
Demetrio Ccesa Rayme
 
Crear infografías: Iniciación a Canva (1 de julio de 2024)
Crear infografías: Iniciación a Canva (1 de julio de 2024)Crear infografías: Iniciación a Canva (1 de julio de 2024)
Crear infografías: Iniciación a Canva (1 de julio de 2024)
Cátedra Banco Santander
 
Escuelas Creativas Ken Robinson Ccesa007.pdf
Escuelas Creativas Ken Robinson   Ccesa007.pdfEscuelas Creativas Ken Robinson   Ccesa007.pdf
Escuelas Creativas Ken Robinson Ccesa007.pdf
Demetrio Ccesa Rayme
 
Curación de contenidos (1 de julio de 2024)
Curación de contenidos (1 de julio de 2024)Curación de contenidos (1 de julio de 2024)
Curación de contenidos (1 de julio de 2024)
Cátedra Banco Santander
 
2. LA ENERGIA Y TIPOSGRADO SEXTO.SANTA TERESApptx
2. LA ENERGIA Y TIPOSGRADO SEXTO.SANTA TERESApptx2. LA ENERGIA Y TIPOSGRADO SEXTO.SANTA TERESApptx
2. LA ENERGIA Y TIPOSGRADO SEXTO.SANTA TERESApptx
nelsontobontrujillo
 
Licencias de contenidos y propiedad intelectual (1 de julio de 2024)
Licencias de contenidos y propiedad intelectual (1 de julio de 2024)Licencias de contenidos y propiedad intelectual (1 de julio de 2024)
Licencias de contenidos y propiedad intelectual (1 de julio de 2024)
Cátedra Banco Santander
 
TOMO I - HISTORIA primer exsamen 2025 de la unsa arequipa
TOMO I - HISTORIA primer exsamen 2025 de la unsa arequipaTOMO I - HISTORIA primer exsamen 2025 de la unsa arequipa
TOMO I - HISTORIA primer exsamen 2025 de la unsa arequipa
alexandrachura18255
 
El mensaje en la psicopedagogía.........
El mensaje en la psicopedagogía.........El mensaje en la psicopedagogía.........
El mensaje en la psicopedagogía.........
DenisseGonzalez805225
 

Último (20)

IMAGENES SUBLIMINALES EN LAS PUBLICACIONES DE LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ
IMAGENES SUBLIMINALES EN LAS PUBLICACIONES DE LOS TESTIGOS DE JEHOVÁIMAGENES SUBLIMINALES EN LAS PUBLICACIONES DE LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ
IMAGENES SUBLIMINALES EN LAS PUBLICACIONES DE LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ
 
Imagenes-en-la-Comunicacion-Didactica.pdf
Imagenes-en-la-Comunicacion-Didactica.pdfImagenes-en-la-Comunicacion-Didactica.pdf
Imagenes-en-la-Comunicacion-Didactica.pdf
 
Lec. 02 Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Lec. 02 Un día en el ministerio de Jesús.pdfLec. 02 Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Lec. 02 Un día en el ministerio de Jesús.pdf
 
EJEMPLOS DE FLORA Y FAUNA DE LA COSTA PERUANA
EJEMPLOS DE FLORA Y FAUNA DE LA COSTA PERUANAEJEMPLOS DE FLORA Y FAUNA DE LA COSTA PERUANA
EJEMPLOS DE FLORA Y FAUNA DE LA COSTA PERUANA
 
Presentación sobré la culturas Lima, la cultura Paracas y la cultura Vicús.
Presentación  sobré la culturas Lima,  la  cultura Paracas y la cultura Vicús.Presentación  sobré la culturas Lima,  la  cultura Paracas y la cultura Vicús.
Presentación sobré la culturas Lima, la cultura Paracas y la cultura Vicús.
 
Sesión Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Sesión Un día en el ministerio de Jesús.pdfSesión Un día en el ministerio de Jesús.pdf
Sesión Un día en el ministerio de Jesús.pdf
 
Taller Intensivo de Formación Continua 2024
Taller Intensivo de Formación Continua 2024Taller Intensivo de Formación Continua 2024
Taller Intensivo de Formación Continua 2024
 
DIBUJANDO CON MATEMÁTICA LA GIMNASIA OLÍMPICA. Por JAVIER SOLIS NOYOLA
DIBUJANDO CON MATEMÁTICA LA GIMNASIA OLÍMPICA. Por JAVIER SOLIS NOYOLADIBUJANDO CON MATEMÁTICA LA GIMNASIA OLÍMPICA. Por JAVIER SOLIS NOYOLA
DIBUJANDO CON MATEMÁTICA LA GIMNASIA OLÍMPICA. Por JAVIER SOLIS NOYOLA
 
Cultura Organizacional con Responsabilidad Social Empresarial.pdf
Cultura Organizacional con Responsabilidad Social Empresarial.pdfCultura Organizacional con Responsabilidad Social Empresarial.pdf
Cultura Organizacional con Responsabilidad Social Empresarial.pdf
 
Transformando la Evaluacion con Inteligencia Artificial Ccesa007.pdf
Transformando la Evaluacion con Inteligencia Artificial  Ccesa007.pdfTransformando la Evaluacion con Inteligencia Artificial  Ccesa007.pdf
Transformando la Evaluacion con Inteligencia Artificial Ccesa007.pdf
 
Reglamento del salón - Intensa-mente.pdf
Reglamento del salón - Intensa-mente.pdfReglamento del salón - Intensa-mente.pdf
Reglamento del salón - Intensa-mente.pdf
 
Discurso de Ceremonia de Graduación da la Generación 2021-2024.docx
Discurso de Ceremonia de Graduación da la Generación 2021-2024.docxDiscurso de Ceremonia de Graduación da la Generación 2021-2024.docx
Discurso de Ceremonia de Graduación da la Generación 2021-2024.docx
 
Enseñar a Nativos Digitales MP2 Ccesa007.pdf
Enseñar a Nativos Digitales MP2 Ccesa007.pdfEnseñar a Nativos Digitales MP2 Ccesa007.pdf
Enseñar a Nativos Digitales MP2 Ccesa007.pdf
 
Crear infografías: Iniciación a Canva (1 de julio de 2024)
Crear infografías: Iniciación a Canva (1 de julio de 2024)Crear infografías: Iniciación a Canva (1 de julio de 2024)
Crear infografías: Iniciación a Canva (1 de julio de 2024)
 
Escuelas Creativas Ken Robinson Ccesa007.pdf
Escuelas Creativas Ken Robinson   Ccesa007.pdfEscuelas Creativas Ken Robinson   Ccesa007.pdf
Escuelas Creativas Ken Robinson Ccesa007.pdf
 
Curación de contenidos (1 de julio de 2024)
Curación de contenidos (1 de julio de 2024)Curación de contenidos (1 de julio de 2024)
Curación de contenidos (1 de julio de 2024)
 
2. LA ENERGIA Y TIPOSGRADO SEXTO.SANTA TERESApptx
2. LA ENERGIA Y TIPOSGRADO SEXTO.SANTA TERESApptx2. LA ENERGIA Y TIPOSGRADO SEXTO.SANTA TERESApptx
2. LA ENERGIA Y TIPOSGRADO SEXTO.SANTA TERESApptx
 
Licencias de contenidos y propiedad intelectual (1 de julio de 2024)
Licencias de contenidos y propiedad intelectual (1 de julio de 2024)Licencias de contenidos y propiedad intelectual (1 de julio de 2024)
Licencias de contenidos y propiedad intelectual (1 de julio de 2024)
 
TOMO I - HISTORIA primer exsamen 2025 de la unsa arequipa
TOMO I - HISTORIA primer exsamen 2025 de la unsa arequipaTOMO I - HISTORIA primer exsamen 2025 de la unsa arequipa
TOMO I - HISTORIA primer exsamen 2025 de la unsa arequipa
 
El mensaje en la psicopedagogía.........
El mensaje en la psicopedagogía.........El mensaje en la psicopedagogía.........
El mensaje en la psicopedagogía.........
 

Articulación vf 24 04

  • 1. ARTICULACIÓN: Algunas reflexiones en el contexto de la formación docente Beatriz R. de Moreno Lectura crítica: Ana Lía Crippa y Leonardo Biondi. La etimología de la palabra articulación es: unión, lo que sirve para unir, enlazar, atar. Desde esa definición, por una parte su función es bien tangible, es unir elementos de dos dimensiones variadas, pero al mismo tiempo, provoca la diversidad de opiniones al no quedar claro qué alcances tendrá esta unión de elementos cuando en realidad no se conoce qué se ubica en sus extremos. Centrándonos en el ámbito educativo, nos preguntamos: ¿qué unimos, que conjugamos, cuáles son los polos a articular entre los diferentes niveles? ¿y al interior de ellos? Creemos que esta es una discusión importante a plantear en contextos de formación docente ya que existen variadas concepciones en torno al término articulación. Para algunos docentes es sinónimo de acuerdos respecto a los contenidos a enseñar en cada nivel, ciclo o sección/año/curso de una institución. Para otros el término solo refiere a la articulación entre niveles e implica organizar la participación de los alumnos en alguna de aquellas "actividades propias" de cada nivel o ciclo (de jardín a primero o de sexto a primer año, etc.), en general por un corto período de tiempo, suponiendo que de esa manera el impacto, al pasar de un nivel a otro, no dará lugar a rupturas o conflictos. Para otros, es una cuestión no debatida ni tenida en cuenta en la institución en la que trabaja. La intención de muchos de los docentes a quienes preocupa el tema, es la de establecer una continuidad a pesar de existir especialmente entre los niveles, culturas institucionales completamente distintas, conocimientos característicos de cada nivel, o bien, abordajes diferentes que profundizan conocimientos trabajados en el nivel anterior. ¿Cómo encontrar entonces cohesión o congruencia, ante cuestiones tan diversas? ¿Cómo alcanzarla en el marco de la tensión continuidad/diferenciación característica del acto de articular? Sabemos que son múltiples los factores que dificultan el logro para esta cohesión en el sistema educativo. Sólo mencionaremos algunos:  Las distintas trayectorias de formación de los docentes y sus diferentes concepciones respecto del aprendizaje y la enseñanza.  Las representaciones sociales, que tiene cada Nivel y a veces cada ciclo.  Los diversos cambios que se producen para el alumno a medida que transita por los diferentes niveles del sistema que van desde lo estructural (edilicio, funciones de cada nivel, métodos de trabajar) hasta lo personal (emocional, la relación con otros pares y con adultos)  La forma de organización en cada nivel. (La organización en materias a cargo de un profesor especializado, es propia de la escuela media. La escuela primaria históricamente ha condensado en "un maestro" las cuatro áreas básicas,)  Los tiempos de la enseñanza de cada nivel (Un maestro de primero y segundo ciclo pasa con su grupo de alumnos entre 20 a 25 horas reloj por semana; un profesor de secundaria entre 2 a 5 horas reloj por semana).  La escasa disponibilidad de espacios institucionales sostenidos destinados a la producción conjunta de conocimientos por parte de los docentes (planificaciones, evaluaciones, etc.)  La aceptación y naturalización del mito: “cada maestrito con su librito” signo de la soledad en la que nos deja la consideración restringida que tenemos sobre la articulación.  … La articulación y la normativa Jurisdiccional: En el Nivel Primario, el Régimen Académico regula las trayectorias de los alumnos en las Escuelas. Dice en el capítulo 4: “Considerar estas trayectorias completas supone asumir que existen diversas intervenciones, desde los Niveles y Modalidades del sistema sobre un sujeto único que es el alumno. Como consecuencia de esta complejidad es necesario un trabajo sistemático que apunte a la articulación entre los actores e instituciones en torno a las condiciones de enseñanza para generar continuidad en los procesos de aprendizaje. La articulación pedagógica supone generar situaciones de trabajo compartidas con los Jardines de Infantes, las Escuelas de Educación Primaria, Las Escuelas de Educación Secundaria, Centros Educativos Complementarios, Escuelas de Educación Especial, Las Escuelas de Educación Estética, y Centros de Educación Física. En ellas, se deben garantizar prácticas compartidas en torno a la maneras de atender las trayectorias escolares de los alumnos, a los propósitos y perspectivas de enseñanza, a la progresión de los contenidos de las distintas áreas curriculares, a los criterios de evaluación y a los modos de organizar el trabajo y de convivir con la escuela”1 La articulación entre distintas instituciones y entre los diferentes niveles, ciclos y secciones/años permite dar coherencia y unidad al sistema educativo. La construcción de la articulación implica pensar simultáneamente en la unidad y la diversidad de este sistema. Los docentes debemos de tener en consideración que el alumno, es el mismo en los diversos niveles de escolaridad, que transita y va modificándose interna, gradual y progresivamente en la medida de sus propias construcciones cognitivas y de su desarrollo personal y social. 1 Dirección General de Cultura y Educación. Régimen Académico. 2015
  • 2. Por otra parte, en el Diseño Curricular de la Educación Primaria en su Marco General se señala: “Esta reforma curricular se fundamenta en la concepción de que el conocimiento científico y el saber cultural, en general, son construcciones colectivas. Esta idea tiene múltiples efectos a la hora de pensar la enseñanza. Por un lado, implica concebir que los conocimientos a los que los alumnos/as deben progresivamente acceder, han sido producto de intercambios, debates, discusiones, transformaciones, abandonos y errores, revisiones y acuerdos entre personas de una misma época y lugar, o de espacios y tiempos diferentes. El carácter de provisoriedad atraviesa la mirada sobre los objetos que se estudian: una teoría puede ser reemplazada por otra, existen diversas miradas sobre un mismo fenómeno, múltiples formulaciones de un conocimiento y cualquiera de dichas manifestaciones culturales se va transformando según las necesidades del pueblo o grupo en el que circulan o de la humanidad.” Concebir la cultura como producción colectiva tiene un fuerte impacto en la escuela: considerar también el grupo de alumnos/as como una pequeña comunidad de producción y transformación de conocimientos”. Los alumnos elaboran sus propias ideas, mediante un trabajo productivo, en el cual, lejos de reproducir lo que ven, realizan esfuerzos personales para interpretar los fenómenos y problemas a los que se enfrentan. La producción de conocimientos permite explicar tanto los pequeños avances en las ideas, los grandes saltos y aciertos, las originalidades en el camino de elaboración de nuevas ideas y puntos de vista, como los errores que se producen en los procesos de aprendizaje. Esta postura respecto de la producción de conocimientos por parte de los alumnos atraviesa todos los niveles educativos, considerando por supuesto las herramientas conceptuales que ellos tengan disponibles, por lo que resulta central considerarla a la hora de articular aprendizajes. En este sentido, los actuales diseños curriculares de nuestra provincia incluyen no solo los nombres de los temas a desarrollar sino también describen prácticas de aprendizaje y de enseñanza. Esto conlleva a la necesidad de un trabajo articulado entre docentes y/o entre instituciones, tendientes a la búsqueda de propuestas pedagógicas y didácticas que permitan a los estudiantes alcanzar los saberes a los que se apunta. El Marco General de Política Curricular sostiene que las políticas curriculares universales, como la que se implementa en nuestra provincia, “requiere de la participación activa de docentes, equipos directivos y supervisores/as quienes, como agentes del Estado, promueven la materialización de estas políticas en cada distrito, en cada escuela, en cada aula, imprimiéndoles sus “marcas”, sus anhelos y sus posicionamientos, que siempre son políticos. Las políticas educativas procuran la construcción de una realidad deseada. Para ello, los procesos de producción de ese horizonte deben ser verdaderamente participativos para profundizar la democracia y aportar a la consolidación de lo común y lo colectivo. Esto significa posibilitar a todos los sujetos el ingreso al entramado de oportunidades y el ejercicio pleno de sus derechos. “2 Resaltamos finalmente que la escuela constituye el espacio particular en que la articulación se instituye como acción real o queda en el ámbito de lo declamativo. La articulación desde la perspectiva de la conducción de la escuela El objetivo fundamental de toda institución educativa consiste en brindar una enseñanza de calidad enfocada al logro de los aprendizajes por parte de todos los alumnos. Para que esto sea posible, el equipo de conducción deberá priorizar decisiones institucionales que favorezcan la articulación como una de las condiciones necesarias para el logro de los aprendizajes por parte de todos los estudiantes. Una de esas decisiones estará ligada a la articulación e interacción con la comunidad y el contexto: las acciones que emprende y los vínculos que establece la institución con distintos miembros de la comunidad escolar y del contexto contribuyen al logro de su misión. Otra decisión fundamental es que los equipos docente y de conducción trabajen en forma articulada y colaborativa. Para lograrlo, el equipo de conducción tendrá que:  Generar espacios de estudio y trabajo conjunto regular y sostenido en el tiempo (planificación conjunta, elaboración de un Proyecto Institucional que involucre la organización y secuenciación de los contenidos a lo largo de toda la enseñanza, análisis de estrategias para implementar con alumnos de trayectorias particulares, por ejemplo).  Promover la comunicación y el intercambio de ideas, proyectos, propuestas y experiencias, entre los docentes de un mismo nivel/ciclo/sección/año y/o área/asignatura.  Promover la articulación de asignaturas/áreas a través de proyectos transversales o interdisciplinarios, y/o que favorezcan el intercambio entre alumnos de distintas secciones/años.  Conformar grupos de trabajo integrados por docentes, miembros del equipo de Orientación Escolar y directivos para coordinar proyectos específicos de la institución.  Planificar y organizar las Jornadas Institucionales previstas por el PNFP, que permitan problematizar y elaborar acuerdos sobre estas temáticas relevantes.  Difundir y promover la participación de los docentes en conferencias, seminarios, cursos de los CIIE y otros eventos académicos que resulten relevantes para su desarrollo profesional. Trabajar con los docentes y discutir acerca de las posibilidades/pertinencia de incorporar los nuevos contenidos o estrategias estudiadas a la práctica de la escuela. Asimismo, en la articulación entre niveles, se hace necesario el acuerdo de normas de funcionamiento, y de la organización de estructuras funcionales para las tareas compartidas entre docentes involucrados de ambos niveles. Dos evidencias pueden sostener este eje:  la participación colectiva de los docentes asegura mayor apropiación y responsabilización de lo acordado siempre y cuando estas participaciones sean sostenidas en el tiempo.  la generación de instancias en las que los docentes puedan conocerse y “decirse” los puntos de vista diversos colabora con dos problemas serios para articular: la culpabilización al nivel, año o ciclo 2 Marco Gral de Política Curricular de la DGCyE (pag 12).
  • 3. anterior por lo no realizado y los desentendimientos de los rendimientos y aprendizajes de los alumnos en el nivel, año o ciclo siguiente. Ambas actitudes son dos caras de la desresponsabilización y, como consecuencia, seguramente se alejan de la consideración de las trayectorias. Por otra parte, los equipos de conducción tienen que habilitar a la escuela como un espacio de integración para todos los alumnos. Para lograrlo, el equipo de conducción tendrá que:  Conocer a los alumnos tanto en su realidad social como educativa.  Acompañar a los docentes en la elaboración de propuestas inclusivas, tomando en cuenta todas las características de sus alumnos y las normativas y orientaciones que la Jurisdicción ha producido en esa materia.  Diseñar estrategias de apoyo y acompañamiento para favorecer la retención del alumnado, teniendo en cuenta todos los factores que inciden en su vida escolar.  Conformar grupos de trabajo integrados por docentes, miembros del equipo de Orientación Escolar y directivos para coordinar proyectos específicos de la institución.  Aprobar y acompañar la implementación de acciones de apoyo y adecuaciones curriculares para los alumnos en dificultades de aprendizaje o problemas personales o familiares que afecten la normal concurrencia a clase.  Propiciar la postulación de los alumnos como posibles beneficiarios de los servicios oficiales del Gobierno de la Provincia orientados a asegurar las condiciones para el aprendizaje y la permanencia en la escuela (CEC, Programa Aceleración, Educación Hospitalaria/Domiciliaria, etc.3 )  Promover un clima de respeto y confianza mutuos entre todos los miembros de la comunidad educativa, y de aceptación y valoración de las diferencias. El PNFP sostiene la concepción de que todos los alumnos pueden aprender y que es la escuela la que debe gestionar para lograr ese fin. En esa línea, el equipo de conducción tendrá que:  Promover entre los docentes y las familias altas expectativas sobre las posibilidades de aprendizaje de los alumnos.  Asegurar que en los momentos de planificación, enseñanza y evaluación esté presente el principio de que todos los alumnos pueden aprender, más allá de sus características personales y sociales.  Reconocer las áreas/asignaturas que causan mayor dificultad entre los alumnos, y trabajar en conjunto con los docentes para diseñar e implementar estrategias que faciliten la comprensión de los contenidos y el aprendizaje consecuente.  Instalar el debate acerca de qué significa “saber” en cada área de enseñanza.  Incentivar las adecuaciones en las planificaciones anuales o cuatrimestrales, en función de las trayectorias escolares de los alumnos.  Realizar un seguimiento continuo de los alumnos que repiten de año o curso.  Detectar tempranamente a los alumnos con riesgo de repitencia o abandono e implementar mecanismos para retenerlos o incorporarlos nuevamente a las actividades escolares.  Proponer y acompañar la elaboración y el seguimiento de proyectos de tutorías, parejas pedagógicas, maestros de apoyo, agrupaciones diversas, y otras iniciativas orientadas a garantizar que todos los alumnos puedan aprender en condiciones pedagógicas favorecedoras. La articulación, el alumno y sus aprendizajes Retomamos aquí nuestra pregunta inicial: ¿qué unimos, que conjugamos, cuáles son los polos a articular? La articulación debería ser necesariamente el espacio donde nuevos aprendizajes ensamblarán con los ya obtenidos sin cortes o fragmentaciones, considerando siempre la continuidad pero también la diferenciación entre los mismos. Debemos tener en cuenta que, muchas veces y con las intenciones de hacer todo más simple, los docentes establecemos tantas similitudes entre los saberes viejos y los que estamos enseñando que replegamos estos últimos a los anteriores, lo que conduce a que los alumnos no aprendan nada nuevo (Steinberg, 1988). Transitar con los alumnos el recorrido de sus aprendizajes implicará introducirlos en un modo particular de hacer y producir conocimientos que han sido elaborados por la cultura. Este modo particular, es el mismo independientemente del Nivel de enseñanza que se trate, considerando por supuesto las herramientas conceptuales que los alumnos tienen disponibles. La categoría “alumno” es una construcción histórica y social. Se trata de un efecto de la escolarización masiva, que se instaló a partir de un dispositivo –el escolar– el cual fijó a los niños en la posición de alumnos (Baquero, 2007). De esta manera se vincula la extensión masiva del formato escolar a los procesos de constitución de la infancia moderna y con ello, entonces, a la producción de formas específicas de vivir, sentir y representar la niñez. Tanto la escuela como la infancia no son fenómenos naturales, sino construcciones históricas, sociales, con notas características mutables que varían según el contexto histórico en que se inscriben. Esto lleva a considerar que hay diversas formas de hacer escuela y pensar infancias y por tanto de hacer (se) o producir (se) alumno. Cuando se hace referencia a las “condiciones pedagógicas” se comprende que los sujetos se constituyen como “alumnos” bajo ciertas condiciones propias del proyecto escolar, el cual, involucra decisiones sobre la vida de los sujetos, sobre sus márgenes de acción, sobre la manera en que forjamos su identidad. Por eso resulta 3 Ver cap. 4 del Régimen Académico del Nivel Primario.
  • 4. central revisar esas condiciones y ponerlas en discusión en pos de avanzar efectivamente hacia una plena inclusión educativa (Terigi, 2009). Desde esta posición intentamos colaborar con los directivos para ayudarlos a desnaturalizar la mirada sobre la escuela y también sobre quienes asisten a ella en calidad de alumnos. Los niños, adolescentes o adultos que llegan a la escuela, lo hacen con sus modos particulares de crianza de acuerdo con su etnia, cultura, clase social, barrio, familia. En la escuela aprenden lo que P. Perrenoud (1990), denominó “el oficio de alumno”. Es necesario observar que tener éxito en la escuela no significa solo aprender los contenidos académicos (los que, normalmente, aparecen en el curriculum formal), sino también aprender a desempeñar adecuadamente el oficio de alumno. Este autor con esta categoría muestra el particular desempeño que se espera de los niños/jóvenes en clase y la importancia de entender los rasgos de este oficio para tener éxito en la escuela. Consideramos central plantear este asunto en los encuentros con directores: desde la perspectiva de un alumno, desempeñar esta tarea es sumamente complejo si pensamos en que dependiendo de la escuela; del Nivel; del ciclo; de la sección/año; del docente; de la materia; … el oficio de alumno tendrá “versiones” diferentes. Es una forma de concebir lo que algunos especialistas han dado en llamar la “cultura escolar” o “matriz escolar”: las tradiciones, prácticas, rituales y principios que permanecen y no logran ser alterados por los intentos de reforma. Pasan los años y estos modos de ser escuela y posicionar los lugares de los sujetos no se modifican con facilidad. Dentro de las condiciones pedagógicas, uno de los aspectos centrales son las formas o modos que tiene el alumno para adquirir conocimientos escolarizados. Decimos el modo de aprender del “alumno”, y por lo tanto nos referimos a esa forma de aprender dentro de un contexto particular como es la escuela, no estamos aludiendo a un niño o joven en su contexto de crianza, sino que pensamos en un niño/joven en su condición de alumno. Dentro de este marco, una cuestión entonces que no habría que dejar de tener en cuenta, es considerar que la articulación implica no sólo vínculos y conexiones entre los contenidos, sino también entre las concepciones de enseñanza y de aprendizaje; con la idea de sujeto que le subyace y con acuerdos acerca de qué significa “saber”. Preocuparse por la trayectoria escolar es avanzar en que los alumnos logren una apropiación del espacio escolar coherente, articulado, y en simultáneo, producir una diferencia en las formas de acompañar el recorrido y el tránsito del proceso de enseñanza y el de aprendizaje, según las particularidades marcadas por las situaciones. El reto es mantener constante la relación entre lo común y lo diferente. Estamos convencidos de que la igualdad sigue siendo un valor fundamental para una sociedad más justa y más plena y sabemos que no es un concepto unívoco. Nos cuestionamos y debemos cuestionar en los espacios de formación, la equivalencia entre igualdad y homogeneidad y entre desigualdad y heterogeneidad. Para ello es imprescindible considerar las formas de aprender de los alumnos, las cuales no pueden disociarse de una mirada dirigida hacia ellos como niños o jóvenes que están inmersos en una cultura plural, diversificada, atravesada por realidades sociales complejas, críticas y en ocasiones donde se han vulnerado sus derechos. Visualizar esto conlleva a reflexionar no solo sobre los cambios sociales culturales y generacionales, sino en particular sobre la enseñanza y en especial sobre las categorías disciplinares-curriculares que forman parte del mundo escolar y que constituyen la práctica de enseñanza. Se trata de mirar de otra forma las áreas o disciplinas curriculares, el objeto de conocimiento, los procedimientos, los objetivos, las formas de la transmisión y las de participación. En síntesis, mirar con otra perspectiva la situación educativa. El reto está en pensar entonces los pasajes, estas transiciones de una escuela a otra; de un nivel a otro, de un ciclo a otro, de una sección/año a otro; de un docente de una materia a otro de la misma materia; o entre los docentes de las otras materias; con una responsabilidad colectiva política e institucional. Sosteniendo una vez más que todos pueden aprender bajo condiciones pedagógicas adecuadas, lo que nos debe llevar, por tanto, a revisar en cada nivel aquello que es propio como aquello que une, entrelaza. Lo cual implica no diluir la especificidad de cada nivel pero sí comprender que el proceso formativo de los niños y adolescentes es continuo. De esta manera se considera a la articulación como un proceso complejo y sistémico, en el cual la enseñanza, entendida como un modo particular de transmisión de saberes, ocupará un lugar central, haciendo foco en un proceso de enseñanza que evite dar fractura a la identidad de cada nivel y al mismo tiempo respete las continuidades a lo largo de todos los niveles que el mismo alumno transite. Dentro de la dimensión Curricular, todo esto supone decisiones institucionales y áulicas entre docentes que optimicen las prácticas de enseñanza en cada nivel e incluyan así, la apropiación particular que elige y acuerda cada colectivo institucional para implementar en cada uno de los niveles, estableciendo progresiones y complejizaciones de los contenidos y de los procesos de enseñanza. Es importante no solamente hacer una selección de contenidos, sino revisar en torno a qué se enseña y cómo en cada nivel, con qué grado de complejidad, con qué secuenciación y cuáles son las formas de abordar la enseñanza. Ahora bien, centrarnos en los sujetos, en sus recorridos, articular, supone poder acompañar el acto mismo de ese pasaje desde las propias instituciones. El trabajo de las trayectorias escolares acontece siempre entre instituciones y sujetos, produciendo subjetividad. Al decir de M. Greco y S. Nicastro: “Cada trayectoria abre a un recorrido que es situado, particular, artesanalmente construido y que remite al mismo tiempo a dimensiones organizadas previamente más allá de las situaciones y las particularidades. En ese territorio intermedio, por momentos incierto e indefinible, sin fronteras claras entre sujetos y organizaciones es que la trayectoria se despliega”. (Greco y Nicastro, 2009) Por eso desde las escuelas se puede proponer que ese pasaje no implique sobresaltos innecesarios o se constituya en instancias traumáticas. Es preciso ayudar a distinguir entre aquello que se percibe como estable,
  • 5. conocido y seguro, y también el cambio, aquello que está por venir, lo que implica expectativas como una variable necesaria de todo proceso vital. Inevitablemente, toda práctica pedagógica está determinada por concepciones acerca de cómo se enseña y cómo se aprende. Cada perspectiva refleja una creencia diferente acerca de la naturaleza del conocimiento, del modo en que se adquiere el conocimiento y de lo que significa saber acerca de algo. Estas concepciones muchas veces terminan por constituirse en teorías implícitas que condicionan y regulan el accionar docente, al no mediar espacios de reflexión que permitirían hacerlas explícitas. Recordemos que, las opciones de enseñanza que plantean los diferentes enfoques, no son diferentes caminos para enseñar los mismos conocimientos. Por el contrario, diferentes enseñanzas configuran distintos objetos de conocimiento y, por lo tanto, posibilitan aprendizajes muy diversos. En tal sentido, a la hora de pensar en la articulación de los aprendizajes, se hace necesario detenernos en las siguientes cuestiones: ¿Cuál es nuestra concepción acerca del aprendizaje? ¿Qué significa “saber”? La idea central de J. Piaget, según la cual los conocimientos no se producen solamente por la experiencia que el sujeto tenga sobre los objetos, ni tampoco por una programación innata preexistente en él, sino por construcciones sucesivas que se dan por la interacción de ese sujeto con el medio, son conceptos fundamentales, que sin embargo, no son suficientes para explicar el complejo acto de la enseñanza y el aprendizaje de contenidos escolares. Construir un aprendizaje en clase, cuyos resultados sean previsibles por lo menos con una alta probabilidad y cuyas particularidades sean reproducibles, exige un análisis riguroso del problema de la relación entre la enseñanza y el aprendizaje -relación acerca de la cual no se ocupa la Psicología Genética-, y es en cambio uno de los objetos de estudio esenciales de todas las Didácticas específicas. Así, el objetivo central de esas didácticas es poder identificar las condiciones en las que los alumnos movilizan conocimientos bajo la forma de herramientas que conduzcan a la construcción de nuevos conocimientos. G. Brousseau (1986) define así su concepción de aprendizaje: “El alumno aprende adaptándose a un medio que es factor de contradicciones, de dificultades, de desequilibrios, un poco como lo hace la sociedad humana. Este saber, fruto de la adaptación del alumno, se manifiesta por las respuestas nuevas que son la prueba del aprendizaje (...)” Esta concepción de aprendizaje toma de la teoría de Piaget el fundamento de que el conocimiento se construye a través de la acción de un alumno enfrentado a situaciones que le provocan desequilibrios. Estos desequilibrios se producen si existe una situación que el alumno tenga que resolver, pero además, si dispone de algunos conocimientos de base para enfrentar el problema que al mismo tiempo se muestren insuficientes. Los límites de su saber frente a la situación, son los que provocan que el sujeto ponga en duda sus conocimientos y se aboque a la búsqueda de nuevas formas de resolución. Se aprende por necesidad y carencia. Todo conocimiento nuevo se construye apoyándose sobre los conocimientos previos, a los que al mismo tiempo modifica. En la interacción que un alumno despliega con la situación de enseñanza, utiliza sus conocimientos anteriores, los somete a revisión, los modifica, los rechaza o los completa, los redefine, descubre nuevos contextos de utilización y de esa manera construye nuevas concepciones. Este proceso dialéctico por una parte, descarta toda ilusión de una construcción lineal del conocimiento en el sentido de suponer que se los favorece estableciendo una secuenciación que vaya de lo más simple a lo más complejo. Por otra parte, pone de relieve la necesidad de articular lo “nuevo” con lo “viejo” a lo largo de toda la escolaridad. Charnay (1994) dice: “Los conocimientos no se apilan, no se acumulan, sino que pasan de estados de equilibrio a estados de desequilibrios, en el transcurso de los cuales los conocimientos anteriores son cuestionados. Una nueva fase de equilibrio corresponde entonces a una fase de reorganización de los conocimientos, donde los nuevos saberes son integrados al saber antiguo, a veces modificado. Así, un nuevo saber puede cuestionar las concepciones del alumno originadas por un saber anterior: por ejemplo, el estudio de los decimales debería conducir al alumno a cuestionar la idea de que la multiplicación “agranda” siempre (idea que él ha podido elaborar estudiando los naturales)”. En suma, se considera al aprendizaje como una modificación del conocimiento que el alumno debe producir por sí mismo y que el maestro sólo debe provocar (Brousseau, 1988). La didáctica hace entrar en escena al alumno, a ese niño/joven que al estar “sujeto” al orden de la institución escolar (Chevallard, 1985) se convierte en sujeto didáctico. Es un alumno que frente a las situaciones que le plantea el maestro/profesor, realiza una búsqueda dentro de todo lo que sabe para decidir qué es lo más pertinente y ponerlo en juego. El trabajo del docente consiste, por lo tanto, en proponer al alumno situaciones de aprendizaje para que produzca sus conocimientos partiendo de la búsqueda personal de los procedimientos que le permitirán encontrar la respuesta al problema planteado. La resolución de la situación pone en juego las herramientas de las que dispone el alumno. El que las haga funcionar o las modifique, no depende del deseo del maestro, sino de la resistencia que le ofrezca ese medio. Se aprende por adaptación a un medio que ofrezca resistencia. Para que un sujeto se constituya como sujeto didáctico, es decir, se implique en la resolución de un problema de manera independiente al deseo del maestro es necesario que tenga un proyecto (implícito) de aprendizaje y acepte su responsabilidad (Perrin Glorian, 1993) No será esto posible si piensa que el trabajo consiste en hacer lo que se le pide tal y como se lo piden imitando los procedimientos o ideas de otros, o que lo que produce es algo que se hace para luego ser abandonado sin que se pueda establecer ningún vínculo con lo precedente o los aprendizajes futuros, o que su trabajo es importante realizarlo solamente para “pasar de grado”, “para que mi mamá se ponga contenta”, etc.
  • 6. Es el docente el que puede lograr que el alumno acepte la responsabilidad de una situación de aprendizaje, siempre y cuando no esté dispuesto a darle indicios que lo ayuden a averiguar con el menor costo la respuesta que está esperando de él. Muchas veces como producto de estas “ayudas” el alumno logra una respuesta correcta sin haber puesto en juego sus conocimientos. La trampa que encierra esto es suponer que el alumno ha aprendido, la decepción surge cuando frente a una nueva situación se evidencia la ausencia de ese saber. El alumno construye conocimientos nuevos al adaptarse a un medio que le genera desequilibrios. Se busca que el alumno funcione de manera científica a través de sus acciones, y no como un mero ejecutor de instrucciones externas. Para aceptar su responsabilidad en lo que produce, el alumno debe poder considerar lo que hace como una elección entre diferentes posibilidades, para así poder establecer una relación de causalidad entre las decisiones que ha tomado y sus resultados. La situación debe permitir en la búsqueda previa a la toma de decisión, una anticipación de los resultados que tal elección va a determinar. Son las anticipaciones que el alumno produce las que le permiten una resolución basada en sus propios saberes y no en intervenciones externas. Se trata, entonces, de que los alumnos aprendan haciendo funcionar el saber. Es decir, que para el alumno el saber aparezca como un medio de seleccionar, anticipar, realizar y controlar las estrategias que utiliza para resolver la situación que se le ha planteado. Podemos pensar al recorrido de una trayectoria educativa como uno de los modos de hacer lugar a las subjetividades y a las legalidades. Y esto nos conduce a retomar la transmisión educativa como el lugar donde ambas se articulan; entonces, no ya como un traspaso de conocimientos, normas, costumbres o tradiciones sino como un acto. Es por este acto que decimos “trabajo de la transmisión”: trabajo implica transformación, producir algo nuevo con lo que hay. Más que solicitud de obediencia a lo que alguien transmite desde un lugar de autoridad, en lugar de dominación y sometimiento, la transmisión implica el trabajo artesanal entre varios, más de uno, de un tejido de acciones y palabras, desplegadas, dichas y escuchadas, en silencio y en forma de voces, de un mundo común que nos incluye a todos por igual y que otorga, política y subjetivamente, espacios de libertad. El acto de la transmisión incluye en una filiación, nombra y pone en movimiento la búsqueda de otros modos de estar filiado. Es pasado movilizado en un presente. (Nicastro, y Greco, 2009) Como resumen, creemos que nuestras acciones de formación deben orientarse intencionalmente a destacar el rol protagónico que tiene el equipo directivo en que sea real la concreción de una trayectoria educativa más “amigable” para los alumnos y la incidencia que la articulación tiene en esa concreción. Como vimos, un aporte sustancialmente valioso que pueden realizar los directores al sostenimiento de las trayectorias se vincula al fortalecimiento de la continuidad de las propuestas de enseñanza a lo largo de toda la escuela. Nos referimos a que los alumnos puedan transitar la escuela sabiendo qué se espera de ellos. Y que efectivamente en términos de su quehacer de alumno, se espere lo mismo a lo largo de toda su trayectoria reconociendo por supuesto, las diferencias propias de cada nivel/ciclo. Sabemos que hay versiones diferentes de ese quehacer. A lo largo de su trayectoria un alumno puede ser convocado a realizar el despliegue de un trabajo de tipo exploratorio: probar, ensayar, abandonar, representar para imaginar o entender, tomar decisiones, conjeturar, explicar, comparar con las producciones de otros, identificar errores, reutilizar lo aprendido en nuevos contextos, etc. Pero también puede sucederle que -incluso en el mismo año que cursa-, otro docente espere de él que reproduzca lo enseñado tal y como se lo enseñó, que el funcionamiento del aula no sea el de una “comunidad de producción de conocimientos” sino un ámbito silencioso en el que cada uno obtiene la devolución de su trabajo en el cuaderno/carpeta a través de un “bien”, “regular” o “mal”. Es el director quien puede portar el cuidado de cierta memoria pedagógica, de una mirada integral de las propuestas de trabajo a lo largo del año, de los ciclos y, en suma, del recorrido de cada alumno por la escuela. Eso es articular. En este sentido, sostener esa memoria facilita que para cada alumno la escuela no empiece cada año de cero, que no sea cada vez una nueva vez, evitando que los conocimientos y las experiencias obtenidos en años o materias o con docentes diferentes no sean tenidos en cuenta, sino que por el contrario, se acumulen proactivamente, de manera de aprovechar mejor el tiempo de enseñanza. En tiempos interrumpidos, sostener la continuidad de ciertas condiciones se vuelve imperioso. Con niños o adolescentes que viven a sobresaltos, la calma y seguridad de un ambiente escolar que vuelve previsible ciertas condiciones parece una estrategia pertinente y valiosa. Saber lo que los alumnos han leído cada año, para volver a ello solo si es intencionalmente necesario y no por casualidad debido al desconocimiento del docente de este año de lo que hizo el del año anterior y el anterior, armar bancos de problemas que aumentan progresivamente su dificultad entre años y ciclos, “tironear” de los conceptos construidos a propósito de la resolución de otros problemas para abordar los problemas actuales, apelar a los conocimientos construidos en otro tiempo, con otro docente, consensuar modalidades de trabajo que se secuencien a lo largo de los años, acordar qué permanece invariable y qué necesita ser modificado año a año, conforme los niños o los adolescentes crecen, son discusiones que entendemos prioritarias para dar entre los grupos de directivos de manera que puedan trasladarlas a la escuela que conducen. Bibliografía  Baquero, R. (2007): “La educabilidad bajo sospecha”, Cuaderno de Pedagocía Nº 9, Buenos Aires, Universidad Nacional de Quilmes.  Baroody, A (1998): El pensamiento matemático en los niños, Madrid, Visor.
  • 7.  Brousseau, G. (1988): “Fondements et méthodes de la didactique des mathématiques”, Recherches en didactique de mathématiques, N° 7.2, Grenoble, La Pensée Sauvage.  Coll, C. (1991): “Constructivismo e intervención educativa. ¿Cómo enseñar lo que se ha de construir?”, Congreso Internacional de Psicología y Educación: Intervención educativa, Madrid.  Charnay, R. Valentin, D. (1994): “¿Cálculo o conteo? !Cálculo y conteo! ”, Francia, Grand N, N°50.  Chevallard, Y. (1985): La transposition didactique. Du savoir savant au savoir enseigné, Grenoble. La Pensée Sauvage.  Dirección General de Cultura y Educación (2014): Régimen Académico para el Nivel Primario.  Dirección General de Cultura y Educación (2008): Diseño Curricular para la Educación Primaria. Marco General.  Greco, M. y Nicastro, S. (2009): Entre trayectorias escenas y pensamientos en espacios de formación, Rosario, Homo Sapiens.  Nicastro, S. (2006): Revisitar la mirada sobre la escuela. Exploraciones acerca de lo ya sabido, Rosario, Homo Sapiens  Perrenoud, P. (2008): La evaluación de los alumnos –De la producción de la excelencia a la regulación de los aprendizajes. Entre dos lógicas, Buenos Aires, Colihue.  Perrin Glorian, M.J. (1993): “Condicionamientos de funcionamiento de los docentes en el colegio secundario: lo que nos enseña el estudio de cursos flojos”, Francia, Recherches en didactique des mathématiques, N° 13.  Steinberg, H. (2009): Citado por Margolinas, C. La importancia de lo Verdadero y lo Falso en la clase de Matemáticas. Traducción de Acosta Gempeler y Fiallo Leal. Colombia, Ediciones Universidad Industrial de Santander.  Terigi, Flavia (1999): Currículum, itinerarios para aprender un territorio, Buenos Aires, Santillana. —— (2006): Diez miradas sobre la escuela primaria, Buenos Aires, Siglo XXI. —— (2008): “Lo mismo no es lo común”, en Graciela Frigerio y Gabriela Diker (comps.), “Educar: posiciones acerca de lo común”, Buenos Aires, Del Estante.